1938

TODOS LOS QUE RECIBIERON CONDECORACIONES, NO ENTRARÁN AL REINO DE LOS CIELOS; ES UNA INMORALIDAD DELANTE DEL PADRE, POSEER CONDECORACIONES, SALIDAS DE UN EXTRAÑO E INMORAL SISTEMA DE VIDA; NINGÚN CONDECORADO DE ESTE MUNDO A ENTRADO AL REINO DE LOS CIELOS; PORQUE AL PROMETER AL PADRE JEHOVA, SER HUMILDE EN LA VIDA, POR SOBRE TODAS LAS COSAS, SE EXCLUÍA TODA LLAMADA CONDECORACIÓN.-

Puede que también te guste...