49

EN LA PRUEBA DE LA VIDA, TODOS DISFRUTARON DE LA VIDA PORO POR PORO DE SÍ MISMO; EL DIVINO JUICIO FINAL ACTÚA TAMBIÉN PORO POR PORO; EN TODO ACTO REALIZADO POR EL ESPÍRITU HUMANO, SIEMPRE ESTUVO PRESENTE EL TODO SOBRE EL TODO DE SÍ MISMO; LO QUE HIZO EL ESPÍRITU, IDEA POR IDEA, REPERCUTE EN CADA UNA DE LAS MOLÉCULAS DEL CUERPO DE CARNE; EL JUICIO DE DIOS, JUZJA POR IGUAL, A MOLÉCULAS Y A IDEAS, A PARTIR DE LOS DOCE AÑOS DE EDAD; LA INOCENCIA NO TIENE JUICIO DE PRUEBA DE VIDA, DE PARTE DE DIOS.-