735

EN LA PRUEBA DE LA VIDA, HABÍA QUE CUIDARSE DE LO QUE VEÍAN LOS OJOS; PORQUE HASTA LOS OJOS PIDIERON PRUEBAS A DIOS; LA MATERIA Y EL ESPÍRITU LO PIDIERON; LOS OJOS COMO EL TODO SOBRE EL TODO DE SÍ MISMO, HABLARÁN EN EL DIVINO JUICIO DE DIOS; NADA ES IMPOSIBLE PARA DIOS; EL QUE LA MATERIA HABLE, SE DEBE A QUE LA CRIATURA HUMANA PIDIÓ UN DIVINO JUICIO POR SOBRE TODAS LAS COSAS; INCLUYENDO EL HABLAR DE LA MATERIA.-