DIVINO ORIGEN DE LA MOLÉCULA; LA MATERIA VIVIENTE DEL UNIVERSO EXPANSIVO PENSANTE; EL NÚMERO Y LA MOLÉCULA; LA TRINIDAD SOLAR ESTÁ EN TODO LO IMAGINADO; EL NÚMERO 318 EN LA VIDA HUMANA.-

Sí hijito; te dictaré según lo quiere mi divino libre albedrío; el divino Padre dicta sus leyes en forma diferente al mundo; yo soy el infinito y vosotros sóis una parte microscópica de ese infinito; por lo tanto el divino Padre enseña tomando en cuenta el futuro; las futuras determinaciones de millones de mentes; vosotros no tomáis en cuenta ese futuro; salvo cierto futuro material; salido de causas en la experiencia humana; no podéis penetrar las futuras ideas que creará vuestra propia mente; además del pasado; vosotros no lo recordáis por haberos impuesto un olvido voluntario; así lo pedísteis en la prueba de la vida humana; la Ciencia Celeste es voluntad escrita de vuestro Padre Eterno; me valgo de los mismos medios de que cuenta cada evolución; así fué en el pasado de vuestro mundo; y así es nuevamente; nunca sobrepaso una ley salida de mí mismo; nunca me anuncio con alardes; siempre lo hago con humildad y sencillez; tal como os fué mandado; un Padre debe ser modelo en todo; los padres rendirán cuenta de todos sus actos; pidieron ser padres modelos en el Reino de los Cielos; pidieron jamás adquirir vicio alguno; este pedir es promesa; prometieron al divino Creador, que no escandalizarían ante la inocencia; ante los hijos; ni delante de ningún niño del mundo; ¡pobres de aquéllos que se dejaron ver por ojos de la inocencia! responsables son de los desvíos de esa inocencia; ¡pobre de todo vicioso! más os valdría no haber prometido nada en el Reino de los Cielos; ¡pobres alcohólicos, fumadores, droguistas y todo podrido por vicio alguno! debéis sumar segundo tras segundo; durante todo el tiempo en que fuísteis viciosos; y os aseguro demonios de la corrupción moral y física, que ninguno de vosotros entrará al Reino de los Cielos; jamás corrompido alguno a entrado en la gloria del Padre; sí hijito; sé que estás absorto pensando en aquéllos que han hecho del vino y del tabaco, un vicio diario; y veo que sientes por ellos, una infinita lástima; cuando todo vicioso lea la nueva Revelación; piensas en conocidos y amigos; los que nunca te hicieron caso cuando les hablabas; cuando les explicabas que tu divino Padre Jehova hablaba por tu boca; no te hicieron caso; sabiendo aún, que el divino Padre está en todas partes; está también en las bocas de todos; y se expresa por intermedio de ellas cuando lo estima conveniente; no te entristezcas por ello; ya verán la verdad; son espíritus mundanos; de poquísima fé; sólo creen ante pruebas materiales; no saben que fueron probados por el divino Padre; primero me hice anunciar y más adelante tendrán las pruebas materiales; si hubiesen creído sin pedir pruebas, sus destinos habrían cambiado; los habría proclamado como los primeros hijos que creyeron; sus nombres figurarían en la nueva Revelación; oportunidad tuvieron; esta oportunidad, no la encontrarán sino en otra exsistencia; escrito fué que el divino Padre prueba a todos sus hijos; sus medios de hacerlo son infinitos; primero siempre obro por sorpresa; sin salirme de las leyes; pues todos los hijos que fueron probados por tu palabra, sabían que por sobre todas las cosas, están las nuevas del Señor.-
Sí hijito; este dibujo celeste enseña infinitas leyes; el orígen de la molécula ó de la partícula más microscópica que mente alguna pueda imaginar, salió y aún sale del sol Alfa; el sol Alfa pertenece a la galaxia Trino; Trino significa tres en uno; tres líneas magnéticas hechas una sola carne; las líneas magnéticas solares maduran en la eternidad del tiempo; y al madurar crean los mundos; sus tiempos, espacios y todo cuanto la criatura vé y palpa en su naturaleza; el magnetismo solar es inseparable de la materia; la naturaleza tiene en su propia expansión y madurez, su propia renovación; toda transformación por invisible que sea, posee lo mismo que posee lo visible; la molécula se inició desde el mismo instante en que se desprendió la microscópica chispita del sol Alfa; allí se inició el principio de la Tierra; vuestro planeta al igual que vosotros tuvo infancia; fué chiquitito y humilde entre los colosales soles y mundos; para llegar a ser grande en el Reino de los Cielos; grande en el espacio; materia y espíritu tuvieron el mismo principio microscópico; esta igualdad de nacimiento, hace que todos vosotros terminéis en una sola comunidad; una sola filosofía viviente; un sólo gobierno planetario; un sólo destino; una sola bandera; un sólo jefe patriarcal; las filosofías diversas y sus contrariedades son pasajeras; y su término está cerca; tal como lo a venido anunciando mi divina palabra; la materia y el espíritu son inseparables en los mundos de la carne; ambas tuvieron un mismo mandato en el lejano sol Alfa; y se proyectan a un mismo destino; el principio de la materia es tan viviente como lo es el espíritu; ambas retornan al mismo punto de donde salieron; ningún espíritu vió como se formó el planeta que habita; pues esto fué tarea de colosales soles; cuando nace un espíritu en los soles mismos, su libre albedrío aún no despierta; está como en un ensueño; es una sensibilidad que no sabe aún discernir; siente pero no sabe porqué siente; esta sensación es relativa a la evolución de sus padres solares creadores; que crean por mandato divino; así como al género humano le fué dicho: Multiplicáos y henchid la Tierra; así también cumplen la divina ley los padres solares; lo de arriba es igual a lo de abajo; todo microcosmo tiene su macrocosmo y viceversa; las leyes que se os dieron para que las cumpliérais, también fueron dadas a otros mundos, universos y sistemas de mundos desconocidos para vosotros; los mandatos del divino Padre, no tienen límites; él siempre se dirige al infinito; el infinito que salió de él mismo; jamás vuestro Creador se a dirigido a vosotros, como una exclusividad; eso es egoísmo humano; y rebaja el divino poder de vuestro Creador; ¿no se os enseñó que vuestro Dios viviente es infinito? ¿por qué entonces dudáis que los otros mundos estén habitados? ¿por qué os creéis exclusivos? ¿cómo demostraréis vuestra exclusividad? aquí hay soberbia basada en inocencia; creéis saberlo todo; más, no sabéis nada; al revelaros vuestro orígen universal, se caerán los vendajes que os cubrían; la ignorancia que hace presa de vosotros; con lágrimas en vuestros ojos, recordaréis todos vuestros equivocados conceptos; que ciertamente exsisten en lejanas galaxias; todo exsiste; hasta lo que no podéis explicar, exsiste; y exsiste en una cantidad y variedad tal, que vuestra mente jamás podrá calcularlo; todas las teorías que se han defendido, cuyo propósito era explicar el orígen del mundo, son erróneas; probados fuísteis en vuestras propias opiniones; las que se vuelven vivientes en el Reino de los Cielos; todo cuanto fué dicho por vuestras bocas, es viviente; he aquí la sublime justicia de la divina moral viviente que se desprende de todo mandato viviente; salido de un Dios viviente; todo lo que habéis dicho y pensado, contiene moléculas; vuestros imperfectos sentidos é instrumentos no pueden ver esta realidad, ni remotamente; lo que posee el espíritu lo posee la materia; nadie es menos ante el divino Padre; y toda molécula ó partícula que vuestra mente pueda imaginar posee libre albedrío; posee determinación; aunque lleve la influencia filosófica de vuestro propio pensar; y todo pensar es molécula; pues de vuestros pensares salen colosales planetas vivientes; por lo tanto explicar el orígen de vuestro planeta, es profundizar una idea espíritual; esa idea espíritual la conoce el mundo a través de los siglos; esa idea fué la que se expresó: Hágase la luz y la luz fué hecha; fué una divina orden-idea viviente para colosales lumbreras solares; que aún siguen creando planetas; sucedió que toda orden del divino Padre, es obedecida por el infinito mismo; el principio del divino Padre se transmite a todo principio conocido y desconocido; pues nada que no se haya creado, lleva su divino sello; la evolución humana busca el orígen de algo que no sabe, influenciada por su propia limitación; es finita; en cambio el divino Padre es infinito; y su divina explicación tiene que valerse de ejemplos materiales; que están al alcance de la comprensión humana; más, nada es imposible para el Creador de cuanto exsiste; la molécula lleva en sí misma la influencia de un mandato viviente; y es tan real como la molécula misma; tal como a los espíritus se les dió a todos por igual, un divino mandato; un mandato que de él depende el destino de cada uno; para alcanzar un país desconocido, es menester el concurso de un guía; las Sagradas Escrituras y esencialmente los divinos Mandamientos, son el guía que os puse; no hay otro; y las moléculas poseen también su guía; sus Sagradas Escrituras; sus Mandamientos; dentro de sus propias leyes vivientes; tal como las poseéis vosotros; la molécula piensa como vosotros; pues salió del mismo divino pensar del cual salísteis vosotros; entre la molécula y los espíritus, exsiste una infinita ley de alianzas; estas alianzas se verifican en los lejanos soles; donde surge la chispita del futuro planeta; el principio de todo cuanto exsiste es el fuego; un fuego viviente; que crea a la vez el fuego material de vuestro mundo; todo el universo expansivo pensante salió del fuego de los soles; cada sol es como una mente humana; posee características de todas sus exsistencias que tuvo; y todas se expresan en un fuego; son las virtudes de los cielos; son observados desde infinitos mundos; y controlados por el divino Padre Jehova; pues se les enseñó también, que Dios está en todas partes; cada molécula posee número; pues es producto de cálculo solar; todo cálculo por microscópica que sea, es una encarnación entre materia y espíritu; se dice encarnación porque toda idea lleva la influencia de la carne; así como las virtudes poseen las influencias del sol que preceden; encarnación y nacimiento son una misma cosa; la molécula evoluciona igual que el espíritu; se puede decir que todo cuerpo de carne es todo un universo en miniatura; es un fuego solar; en el interior del cuerpo humano, suceden hechos como suceden en el macrocosmo; lo de arriba es igual a lo de abajo; estos hechos no los vé el espíritu; pues tiene olvido de prueba en su filosofía escogida; escrito fué: Todo espíritu es probado en la vida; es probado en lo interior y en lo exterior; es probado a cada microscópico instante de su vida; las moléculas que componen su cuerpo de carne, son también probadas en sus leyes; estas alianzas entre materia y espíritu, constituyen un juicio viviente para cada destino; los destinos igual que la materia, son relativos a sus propias alianzas; cada molécula es a la vez un universo; que se desarrolla en su propia dimensión; posee tiempo, espacio y filosofía; posee su propia Trinidad en su propia virtud; posee su propio juicio final; y pide destino a nuevas galaxias; cada molécula posee imaginación; esta imaginación hace posible que la mente humana obre sobre la materia; aunque la mayor de las veces es la materia la que se muestra indiferente; porque sabe que toda violación en sus propias leyes es castigada; sólo obedecen a padres solares; tal como hizo mi divino Hijo Primogénito; él mandaba con amor a las moléculas; y ellas le entendían; es una ley que no es humana; es ley solar; escrito fué: Y volvería brillante como un sol de sabiduría; al extremo de cambiar las costumbres de un mundo; y no es la primera vez que ocurrirá; siendo mi Hijo Primogénito, es el más antiguo; sabe más; conoce más mundos que ningún otro; después del divino Padre; su lugar está entre los colosales soles del macrocosmo; de donde yo soy, ustedes no pueden ir; él lo dijo hace siglos al género humano; y el género humano jamás lo quiso comprender; porque es más importante para ella, la ilusión de la vida que estudiar la divina palabra; la divina palabra es la más humilde; deja correr los siglos; a nadie molesta; a nadie persigue; y sin embargo los hombres llegan a matarse; diciendo poseer la verdad sobre ella; más, yo os digo: Ninguno que se violente contra su hermano, posee la verdad; al contrario; se os pedirán cuentas por vuestras violencias; vosotros confundís el amor con el odio; ninguno escapará al divino castigo; quien mata a espada muere a espada; quiere decir quien viola mi divina ley empleando la fuerza, perece por la fuerza; quiere decir que lo que hicísteis con tal hermano en tal exsistencia, lo pagaréis en la misma forma en otra exsistencia; la molécula que os acompañó en la violación, os acusará en el Reino de los Cielos; pues todo atraso espíritual repercute en ellos; y tendréis que pagar molécula por molécula; y sumar el número total de ellas; cada molécula representa un puntito celestial; y cada puntito celestial equivale a un cielo menos para vosotros; un cielo menos en vuestra añadidura; es por eso, demonios de la violencia, que pasarán eternidades de eternidades y no entraréis en el Reino de los Cielos; pues vuestro espíritu estará naciendo una y mil veces en mundos como la Tierra; en mundos de carne; hasta pagar hasta la última molécula que fué creada por vuestros pensamientos en el momento de toda violencia; así es hijito; te he leído tu mente; esta ley se aplica no sólo a los violentos de mi palabra; ella se aplica a todas las violencias que la mente pueda generar; sé que en tu rebaño llamado Chile, hay demonios que abusan del poder temporal que tienen; los violadores muy pronto llorarán; estos malditos no llevarán en toda su vida el Corderito de Plata; pues el número de moléculas violadas, a sido sobrepasada; son candidatos a la condena; el mundo los conocerá; y serán mirados, con la más grande lástima; estos demonios aún creen que están viviendo en la época romana; en que reinaba la fuerza en su estado de barbarie; también serán juzjados todos aquéllos que estaban en sus manos, dejar fuera de la ley humana a estos demonios; hijos de la comodidad corrompida; ¡como maldeciréis vuestra vida cómoda! ¡como maldeciréis a vuestros padres! sí demonios; no es la primera vez que abusáis con mis humildes hijos; en lejanos mundos hicísteis lo mismo; más, el que la hace la paga; y te diré hijito, que esta ley de divina justicia es para todos los rebaños en prueba; para todas las naciones; sobre todo para aquéllas que tienen por único dios, al patrón oro; lo que jamás debieron haber hecho; pues mis divinos Mandamientos no mandan explotar a nadie; al contrario; mandan ser unidos en el sudor de frente; hermanos en el trabajo; esto nunca lo comprendieron las Naciones Unidas; no puede exsistir unidad eterna, si se viola mi divina palabra eterna; ningún hijo de esta bestia viviente podrá llevar el divino Corderito de Plata; símbolo eterno de la sencillez y la humildad; y símbolo de conciencia limpia; sé hijito que estás algo triste; sé que fuístes despreciado en casa de tu hermano Alfonso; más, te diré hijito, que quien desprecia al hijo, desprecia al Padre que a enviado a un profeta a la Tierra; y quien desprecia al Padre desprecia la eternidad; sé hijito que ya estabas preparado para este desprecio; producto de la envidia; una envidia basada en el vicio; cuando este vicioso hijo lea esta Revelación, recién comprenderá a quien despreció; demás está decirte hijito, porque ya lo sabes, este hijo vicioso pidió en el Reino de los Cielos, no caer en el vicio; pues en otras exsistencias hizo lo mismo; y lo triste es que se envicia en presencia de la inocencia; ¡pobres espíritus viciosos del mundo! ninguno de vosotros entrará al Reino de los Cielos; sé hijito que estás apenado por esta revelación; este hijo Alfonso pidió en el Reino de los Cielos, ser uno de los primeros en reconocerte; es por eso que permití que viera primero las divinas escrituras; y ya ves; en vez de estudiarlas como fué mandado, te desprecia; este hijo que prefiere el vicio antes que la eternidad, que se quede con su vicio; más, no llevará el Corderito de Plata; pues también se siente despreciado; sí hijito; así es y así será por los siglos de los siglos; continuemos hijito; que se aproxima la fecha de publicación de la Ciencia Celeste; la molécula es expansiva; sufre transformaciones y conserva su libre albedrío; todas las transformaciones de la materia que pasan por tu mente, son materia de lejanas galaxias; y ya vez que estando tú en un remotísimo y microscópico planeta, la materia te sigue de exsistencia en exsistencia; esta revelación demuestra que toda experiencia ganada en otras exsistencias se lleva en la misma mente; todo está acumulado en ella; y el conocimiento aprendido, irradia alrededor del cuerpo de la carne; imitando a la irradiación de los soles; lo de arriba es igual a lo de abajo; he aquí la única causa de los sueños inexplicables; son hechos ocurridos en otras exsistencias; y son causados por el libre albedrío del propio sueño; el sueño pertenece a otra dimensión; y trata de introducirse en la dimensión del presente que vive el espíritu; muchos sueños se hacen realidad; esto se debe a que el espíritu pidió divinas alianzas con sueños proféticos; lo hizo para probarse así mismo; y le fué concedido; pues todo sueño profético es parte del destino del espíritu; todo sueño es como una jerarquía de conocimiento viviente en libertad; todo sueño es una experiencia de vida; sus hechos se vivieron en otros mundos; y como escrito está que cada uno se hace su propio cielo, estos cielos acompañan al espíritu por toda la eternidad; y mientras más a vivido un espíritu, más cielos posee; al grado tal que el espíritu brilla sobrepasando la opacacidad de la carne; escrito fué: Débil es la carne; porque cede al empuje del conocimiento; estos cielos son también moléculas; moléculas que llevan espíritu y materia; tal como una película; el espíritu humano no vé el conocimiento que rodea su cuerpo; es una radiación; que de verla, le recordaría los colores del arco-iris; estos colores adquieren proporciones inmensas, en el Reino de los Cielos; cuando el espíritu deja el cuerpo; cuando se acaba el tiempo de alianza con la materia llamada carne; la carne cumple otra ley; y el espíritu igual; son diferentes y unidos en la Tierra; y se reconocen en el cielo; pues ambos vuelven al mismo punto de partida; donde se verificó la alianza; la materia posee lo que posee el espíritu; posee también radiación; y ésta viaja al espacio junto con el espíritu; el espíritu se vé como un sol rodeado de gases; estos gases son la radiación de la carne; en la Tierra queda la ceniza ó polvo; que es la envoltura de la radiación de la carne; es por eso que fué escrito: Del polvo eres y al polvo volverás; quiere decir en otras palabras: tu espíritu a pesar de ser eterno, es como un polvo luminoso; es como un microscópico sol; y tu espíritu seguirá siéndolo; volverá a pedir nacimiento en un nuevo cuerpo; que a la muerte termina en polvo; es la sucesión eterna de las exsistencias; mientras el espíritu sea imperfecto; mientras permanezca en los mundos de la carne; la muerte es un pedido propio de la filosofía que se vive; morir no es morir como la humanidad cree; mi divino Hijo Primogénito lo demostró; él resucitó al tercer día; fué una demostración de Padre Solar; de una jerarquía que anulaba la muerte humana; él se dejó matar; porque así lo pidió en el Reino de los Cielos; sólo así demostraba que la muerte es también relativa; de ella hay muchas opiniones diversas y relativas; él venció a todas esas opiniones; pues él volvió; y a pesar de ello, aún ciertos espíritus de dureza de roca no creen; y sin embargo quieren para ellos la eternidad; con tan poca fé es difícil lograrla; y mucho menos cuando estos espíritus están alejados del divino Padre; las moléculas del conocimiento, se impregnan de toda incredulidad; cuando el espíritu es incrédulo; los cielos que crea todo incrédulo están llenos de mundos de filosofía indiferente; allí reina la apatía; son los mundos más atrasados que exsisten; y el divino Padre siempre amoroso, pide en el Reino de los Cielos, espíritus voluntarios para hacer adelantar ese mundo incrédulo; es así como nacen los profetas y los genios; tal como a ocurrido con vuestro planeta Tierra; todo incrédulo es un espíritu atrasado; estos espíritus siempre atrasan el progreso en los mundos; tu planeta Tierra es uno de ellos; la categoría de los espíritus atrasados es larga; pero de todos sobresalen en el atraso, aquéllos que se dicen defender los intereses de los demás; más, el divino Padre os dice: El interés jamás debió exsistir en la Tierra; porque mis divinos Mandamientos no lo enseñan; en tu rebaño hijito exsiste una categoría de espíritus atrasados llamados políticos; son tan atrasados espíritualmente, que por causa de ellos está dividido el rebaño; no saben interpretar los deseos de los humildes; porque ellos nada tienen de humildad; sabiendo que mi divina palabra prefiere al humilde; estos defensores hipócritas no se alarman por esto; creen que nunca nadie les pedirá cuentas; no mencionan mis divinos Mandamientos en sus falsos discursos; son ciegos guías de ciegos; esta divina parábola quiere decir: enseñar en engaño; y hacer que mis humildes caigan en el engaño; pues perpetúan el engaño; todo político es un falso profeta; todas sus doctrinas pronto caerán; serán vencidas no por fuerza alguna; serán derribadas por el conocimiento; serán vencidas por la Doctrina del Cordero de Dios; escrito fué: La Tierra pasará; más, mis palabras no pasarán; quiere decir en otros términos: todas las doctrinas creadas por humanos, tienen un término; pues fueron filosofías pedidas por estos espíritus, en el Reino de los Cielos; y el conocimiento que es la palabra viviente de Dios, quedará; doctrina por doctrina; se les hizo ver a estos espíritus atrasados, que toda doctrina que no ensalza a todo humilde, es doctrina muerta; se les hizo ver, que serían juzjados por el Cordero de Dios; más, ellos insistieron y prometieron no dejarse influenciar por los demonios llamados ricos; porque no exsiste peor demonio, que aquél que explota a su propio hermano; se les hizo ver que la Izquierda no es la derecha; divino término; psicología pura y divina; quiere decir que la derecha es materialista; que como su nombre lo dice, mata las ideas del espíritu; se cree segura y única en su filosofía; es la que lanzó la primera piedra en el conocimiento humano; Piedra significa dureza espíritual; egoísmo puro; pues el materialismo es orgulloso; a pesar que nunca le fué dado saber su propio orígen; debió ser humilde; más, no se puede servir a dos señores; a dos filosofías; a dos pensares; y mucho menos cuando la criatura se ilusiona en el poder de su propio poder; porque no hay poder que no haya salido del Padre; el Padre todo lo permite; más, no permite la violación a su divino mandato; el materialismo explotador fué avisado desde hace muchos siglos; que para el Creador del universo, es sólo un instante; este aviso se tradujo hasta la fecha en todos los idiomas; es la divina parábola de advertencia a todo ambicioso; es más fácil que entre un camello por el ojo de una aguja, a que un rico en el Reino de los Cielos; esto se debe a que la riqueza terrestre es producto del engaño; porque no hay rico que no haya engañado a su semejante; y vosotros demonios de la riqueza os agrupáis en un movimiento llamado derecha; es por eso que también fué escrito muchos siglos atrás: Que se cuide la izquierda de lo que hace la derecha; la izquierda es el pueblo; y quiere decir que se cuide el humilde salido del pueblo, de las inmoralidades de los ricos; porque el dinero ilusiona; y el dinero en abundancia excesiva corrompe; es por eso que la llamada derecha es corrompida; prefirió seguir al césar; césar es símbolo de lo mundano; del placer del cuerpo; de lo que dura un instante en la eternidad del espíritu; un instante de placer con violación a mi ley; y un dolor de eternidad; naciendo una y otra vez, en mundos peores que la Tierra; sí hijito; sé que estás pensando en la enorme sorpresa que causará tu escritura; no sólo en los falsos profetas de la derecha; sino que en todo el mundo; muy pronto llegarán a tu lado los Honorables Dalai Lamas del Lejano Tíbet; escrito está que nadie es profeta en su propia tierra; más, el poder del divino Padre hace y deshace lo que él mismo a permitido que así sea; toda parábola dada al mundo es viviente; ellas alimentan la fé en los planetas imperfectos; ellas se adelantan a los acontecimientos, antes que estos nazcan; las Sagradas Escrituras fueron dadas al mundo hace ya muchos siglos; ellas son más antiguas que la Tierra misma; porque a sido dada a otros planetas tierras; de eternidades antes de la actual Tierra; la palabra telepática es eterna; se impone a todo conocimiento humano; la razón es muy sencilla: ningún conocimiento humano tiene poder como para transformar a un mundo; influye sólo en un grado limitado; lo que demuestra que todo conocimiento es una jerarquía expansiva; y no puede sobrepasar el límite de sus propias leyes; que le marcan en sí mismo su límite; todo tiene su tiempo de prueba; tanto la materia como el espíritu; la Escritura Telepática será llamada la maravilla del mundo; pues no tiene fín; hasta los críticos aprenderán de ella; y los transformará; recién el mundo vá a comprender la divina parábola que dice: Por el fruto se conoce el árbol; quiere decir que sólo un conocimiento que no tenga fín, proviene directamente de Dios; pues en el divino Padre no exsiste el límite; la Escritura Telepática es la escritura de todos los tiempos; por medio de ella el divino Padre se a comunicado con sus profetas; con su Hijo Primogénito; es la gran Revelación en la creación; no exsiste nada igual en el universo; así lo comprobarán los Honorables Dalai Lamas; así lo reconocerán los estudiosos del mundo; tal gloria jamás la tuvo nadie; es feo alabarse en la ley humana; más, no lo es en la ley divina; porque es explicación en Revelación; el divino Padre alaba; no el que escribe; sí hijito es necesario distinguir; pues el divino Padre lee todas las intenciones; vé lo que piensa cada uno; antes que llegue a pensar; y lo sabe antes que la criatura haya nacido; te diré hijito que el número 318 es el número de la justicia divina; el 318 tiene infinitos significados; pues todo es eterno en mi creación; el 318 enseña lo siguiente: el 3 simboliza la Santísima Trinidad solar; manifestada en un mundo de la carne; que fué creado en tres líneas magnéticas solares; fueron tres líneas de fuego solar; unificadas en una; tres en uno; la Trinidad en el Padre; significa que la Santísima Trinidad está en todo; y se manifiesta hasta en la misma relatividad del universo; y significa que para ella no exsiste lo privado, lo particular, los intereses creados; para la Trinidad sólo exsiste el comunismo amoroso; de ahí nació en el Reino de los Cielos, las divinas alianzas entre materia y espíritu; estas alianzas vivientes dan lugar a la divina justicia viviente; lo viviente se transforma en lejanos mundos, en filosofías vivientes en el Reino de los Cielos, lo abstracto y lo concreto según el conocimiento humano, son vivientes; lo viviente se transforma en los lejanos mundos, en filosofías vivientes; es una metamorfosis de magnetismo solar; es cambiante hasta el infinito; tan cambiante como el pensar de cada uno; cada mundo posee diferentes formas de metamorfosis; conocido en la Tierra como reencarnación; que también podría decirse saturación de magnetismo solar; una cosa se puede explicar de muchas maneras; y es la misma cosa; la reencarnación fué anunciada al mundo hace ya muchos siglos; escrito fué: Para ver el Reino de Dios, hay que nacer de nuevo; quiere decir en otras palabras; para acercarse al divino fuego de Dios, es menester aumentar el fuego propio; lo que equivale a aumentar el conocimiento; el fuego lo produce el conocimiento; y el conocimiento produce el fuego; pues ambos salieron de un mismo punto; todo lo aprendido se clasifica en el Reino de los Cielos; esto se hace en las divinas Balanzas Solares; una vez clasificados, se juntan las virtudes en libre albedrío; el espíritu queda a la espera; pues escrito fué que los más humildes y los más chiquititos son primeros en el Reino de los Cielos; ser primero significa serlo en cosas infinitas; desconocidas en la Tierra; que no conoce lo que es el infinito; salvo el universo material; entre ese infinito de prioridad, está el escoger el futuro cuerpo; por lo tanto el espíritu humano, no es el primero en el Reino de los Cielos; pues basta una microscópica violación espíritual, y se deja de ser el primero; es por eso que fué escrito: Los humildes son los primeros en el Reino de los Cielos; avisada fué la humanidad; con sobrado tiempo de anticipación; es por eso que habrá remordimiento muy grande en el mundo; la Escritura Telepática explica en que consiste la divina justicia; no sólo explica el orígen de todas las cosas que fueron creadas; sino que explica el destino que tendrá cada uno; esta explicación no es como la explicación moralista de las llamadas religiones; pues ellas son las primeras en ser juzjadas; y muchos de sus miembros lo saben por intuición; más, prefieren callar; acusados serán en el Reino de los Cielos por engaño intuitivo; lo mismo que aquéllos que ocultan verdades divinas; acusados serán en el Reino del Padre, de egoísmo intelectual; nunca debieron hacerlo; más les hubiera valido, no haber pedido prueba religiosa alguna; la llamada iglesia católica, será llamada en el futuro como la roca del egoísmo humano; pues así fué llamada por mi Hijo Primogénito; porque todos sus miembros del pasado y del presente, son los mayores violadores de mi divina palabra; por causa de ellos el mundo de la espíritualidad está dividido; escrito fué que satanás se divide así mismo; quiere decir que estos falsos profetas de mi palabra, serán divididos ellos en otros mundos; ellos pasarán a ser los creyentes engañados; y sufrirán cada segundo de atraso provocado a cada uno de mis hijos terrenales; por causa de la adoración material que estos demonios de la incredulidad han provocado en el mundo, el mundo tiene un atraso de veinte siglos; en el plano moral y espíritual; y escrito está que todo se paga en la eternidad; ojo por ojo y diente por diente; la Ciencia Celeste es la misma Escritura Telepática; y su símbolo es el Cordero de Dios; tal como fué anunciado al mundo; escrito fué: Y os enviaré un gran consolador en los días postreros; quiso decir mi divino Hijo Solar Cristo, en otras palabras: Os enviaré una nueva doctrina; porque la palabra viviente de mi divino Padre, se vale de doctrinas vivientes; que cambian vuestras costumbres; ¿acaso la Doctrina Cristiana y otras Doctrinas amorosas, no han cambiado el pensar humano? así es; y así será hasta la consumación de los siglos; los siglos, unidades de tiempo, también son vivientes; también forman parte de las alianzas que pidió todo espíritu en el Reino de los Cielos; el aire que respiráis no se os dió así nomás; se os dió, porque el aire viviente así lo quiso; igual el sol que os hace madurar; y toda la naturaleza que os rodea; desde lo más microscópico hasta lo colosal; todo cuanto vuestros ojos ven; porque todo se dá por mérito; nada se dá gratuito; aunque así parezca; el precio exigido en el Reino de los Cielos, se llama moral viviente; que en vuestro planeta se conoce por divinos Mandamientos; no exsiste otro camino, para llegar a mi divina morada; sólo se acercan a ella, los que conservan durante la vida, el pensar que tiene un niño; el que cultiva la inocencia de niño; tal como lo enseña la divina moral de mis divinos Mandamientos; pues hasta el más microscópico enojo, es pesado en el Reino; toda costumbre individual también es pesada; todo lo que no se pagó en la Tierra, se paga al retorno; cuando el espíritu vuelve al punto de donde salió; si no lo pagó en la Tierra, es porque así lo pidió; y los que pagan las deudas en la misma experiencia de la vida, es porque así ellos lo pidieron; y se les concedió.-