Divinos Rollos Telepáticos

DIVINO PRINCIPIO DE LA SANTÍSIMA TRINIDAD; UNA DIVINA HISTORIA QUE SURGE DESDE EL UNIVERSO INFINITO; UN MUNDO Y SU EVOLUCIÓN, ES UNA MICROSCÓPICA PARTE DE ESTA DIVINA HISTORIA; HISTORIA ETERNA EN EXPANSIÓN INFINITA.-

Si hijito; daremos otro paso en la divina explicación de la Santísima Trinidad; toda Santísima Trinidad, es un foco de magnetismo viviente; en infinita y constante expansión; pues a medida que surgen mundos y creaciones, cada molécula de esos mundos, lleva el valor magnético de la Santísima Trinidad; la Trinidad divina, tiene por lo tanto infinitos nombres; según sea la evolución de esos mundos; es necesario nacer de nuevo a la vida, para comprender, lo que es la Santísima Trinidad; todas las criaturas pensantes la poseen; nadie está fuera de ella; la Santísima Trinidad se expresa también en números; todo número posee su Santísima Trinidad; cada número es evolutivo; y cada evolución es una causa viviente; separada de toda materia; posee libre albedrío propio; todo posee libre albedrío; materia y espíritu; y todo está sujeto al instante, dentro del mismo instante; siendo lo microscópico del instante del instante, el más colosal mundo; pues el instante divino, se adelanta a todo futuro material; el presente se hace futuro; y el futuro se hace pasado; esto significa, que infinitos mundos, evolucionan más rápidamente que la Tierra; poseyendo esos mundos, el mismo valor del tiempo, que posee la Tierra; ello se debe a que la Santísima Trinidad en esos mundos, sobrepasa la vibración espiritual; sobrepasa la escala galáctica; es decir que el magnetismo de cada molécula de esos mundos, es expansivamente más veloz; la Santísima Trinidad, al igual que los mundos, también evoluciona; también progresa; pues la creción infinita del divino Padre Jehova, se asemeja a un inmenso complejo industrial; término muy materialista; pero comprensible para el entendimiento humano; en esta inmensa actividad creadora, sobresale la actividad divina; sobresalen las infinitas Trinidades; pues sin ellas, no habrían mundos; ellas son las iniciadoras de toda historia planetaria; de toda historia galáctica; de toda herencia filosófica; de todo plan divino; es el Alfa y la Omega del universo viviente; pues la Santísima Trinidad, es la divina creadora de toda mente; que al generar ideas, éstas llevan la divina herencia; ideas microscópicas e invisibles; de las que nacerán los futuros y colosales mundos; esto significa, que hasta la Santísima Trinidad, cumple con la divina parábola: hay que ser chiquitito y humilde, tal como lo es una humilde idea; para ser grande en el Reino de los Cielos; para ser un colosal mundo viviente.- Sí hijito; este dibujo celeste explica de como la Santísima Trinidad, participó en la creación de la Tierra; un ejemplo de ello, sería una madeja de lana; que en su iniciación, sus vueltas fueron cuadradas; una geometría lineal Alfa; y luego se tornó circular; una geometría concéntrica ú omega; al principio, la Tierra era toda fuego; más no era sol; pues su futuro proceso, lo conduciría a ser un sol apagado; es decir un planeta; que aún conserva fuego interno; al igual que las criaturas que lo habitan; poseen caloría y electricidad en sus cuerpos de carne; la carne y la Tierra, son una misma cosa; escrito fué: del polvo eres, y al polvo volverás; más, el espíritu ó conocimiento viviente, es de dios; es parte divina, de los divinos sentimientos, del divino Padre; escrito fué: lo que es del César, es del mundo pasajero; es la inteligencia humana, y la ciencia que de ella se deriva; y lo que es de dios, es lo eterno; escrito fué: pasará la Tierra; desaparecerá del espacio; más, mi eternidad no pasará; como han pasado al polvo del olvido, universos y galaxias; colosales planetas tierras; cuyo número jamás podrá ser calculado por hijo alguno; toda ciencia de todo mundo, es divinamente juzjada; como son juzjados todos los seres pensantes, de cualquier punto del universo; por lo tanto, el número de juicios finales, es infinito; pues infinitos son los mundos de filosofía imperfecta; cada mundo posee sus propias sagradas escrituras; según su evolución galáctica; pues todos los mundos pertenecen al plan divino; un divino Padre, quiere lo mejor para sus hijos; pues todo creador, perfecciona lo que de sus manos ha salido; nadie que idee algo, desea lo peor para ese algo; que de su inteligencia ha salido; sólo un demonio lo haría; el dibujo de sol celeste representa, el orígen cósmico de todo planeta; el celeste, es el espacio de alianzas de divinos querubínes, de la eternidad; allí, nadie envejece; allí no exsiste ambición; allí se vive, la divina filosofía de amor común; ó amor comunista celestial; con divino pensar de niño; que es gemelo, al pensar de un ángel; es allí, donde no entra ningún rico; pues esa filosofía, la desconocen los ángeles en el Reino de los Cielos; si entrara un rico en el mundo celestial, todos huirían de él; como se huye de una peste; y la criatura, sentiría un terrible complejo de soledad; es por eso, que fué escrito: es más fácil que entre un camello por el ojo de una aguja, que un rico en el Reino de los Cielos; esto significa, cuan rigurosa es la ley divina; jamás ha sido violada esta ley; ni jamás lo será; El divino dibujo que representa una lira, simboliza que todo espíritu es bullicioso; no solamente por su boca; sino por su divina creación; que se inició, no en la Tierra; sino que en los lejanos soles Alfa y Omega; todo planeta en sus rotaciones y traslaciones, produce melodías; que son escuchadas en el Reino de los Cielos; todo ruído o melodía, alaba al divino Padre; como me alaban los colosales soles, salidos de mis manos; todo el universo viviente, posee formas propias de alabar a su Creador; tal como las poseen, las individualidades humanas; nadie puede enseñar a otro, como debe alabarse al Creador; sólo el espíritu lo sabe; y lo hace, según su grado de conciencia; y según su propio agradecimiento; el eterno Padre, a nadie ruega; ni a nadie obliga; sólo espera; espera que se cumpla el tiempo pedido por cada espíritu; en su respectiva prueba de vida; hubo un instante, en que todo espíritu, supo su propio destino; hasta en los más mínimos detalles; esto sucedió, en el lugar, en donde fué creado; sucedió en los soles Alfa y Omega; lugar divino a donde deben llegar, todos los espíritus humanos; a rendir divina cuenta, de todo cuanto prometió en la vida; este divino lugar, se multiplica por todo el infinito; pues la Tierra, no es ni será el único planeta viviente; junto con ella; y antes que ella, ya venía sucediéndose, la divina creación de colosales mundos; junto con la microscópica chispita solar, venían otras; sucediéndose esto, por toda eternidad; pues, los soles Alfa y Omega, aún producen semillas planetarias; de infinitos colores; lo que significa que producen mundos, en todas las evoluciones, que la mente humana pueda imaginar; todo el sistema solar, al cual pertenece la Tierra, no tiene la misma antiguidad; pues la respectiva chispita oríginal de cada planeta, se originaron con tiempos solares diferentes; es decir primero fué una chispita, y luego la otra; y así, hasta donde la mente pueda imaginar; la sucesión de las chispitas, que aún ocurre, es de una velocidad tal, que la última alcanza a la primera; es decir, que exsisten evoluciones, más aceleradas que otras; pues el libre albedrío, es la determinante de cada mundo; esto significa que la materia en estado solar, es pensante; allí ocurren hechos inauditos; hechos que la criatura humana, calificaría de fantasía; y lo inaudito es que de esa misma fantasía, salió Él; se olvida la criatura humana, que nada es imposible para el Señor; se olvida que el divino Padre es infinito; que gracias a su divino poder, la criatura humana disfruta de la vida; olvida con mucha facilidad, que no exsiste hombre alguno, que pueda crear un mundo; que pueda crear un simple pastito; Este olvido, le costará un llorar y crujir de dientes; no, porque esto haya ocurrido; sino, por los segundos perdidos en la vida; cada segundo viviente, debería ser una divina alabanza, al divino Padre Jehova; por algo, las sagradas escrituras, vienen enseñando por siglos y siglos, la divina parábola: adorarás a tu Creador, por sobre toda doctrina; por sobre todo mandato; por sobre todos los placeres; por sobre todo lo pasajero; por sobre tí mismo; quien no lo haya cumplido, no entra en el Reino de los Cielos; la divina lira, posee infinitos colores; esto significa que posee todos los Cielos; pues los espacios infinitos, no son de un sólo color; exsisten tantos soles de colores, como la mente pueda imaginar; y todo color, está subordinado a la pureza; y toda pureza, constituye una divina jerarquía espiritual; todo el universo, está constituído en infinitas jerarquías; que están en constante expansión; pues, nada exsiste que no sea expansivo; todo es viviente y todo posee movimiento; la Santísima Trinidad, también posee infinitas jerarquías; pues está en ellas; y es a la vez, una; El llamado misterio de la Santísima Trinidad, lo es, mientras dura el pasado de olvido, de la criatura; no hay misterio que sea eterno; sólo el Padre es eterno; la Santísima Trinidad, forma un divino Conocimiento, que sale de todos los soles; Ella rige las divinas leyes, del Reino de los Cielos; sin ella, no exsistirían los mundos materiales; todo está subordinado a ella; nada se hace, sin que lo sepa la Santísima Trinidad; toda herencia la posee y toda herencia la transmite; sólo los demonios, reniegan de ella; en la nueva era que se inicia, la Santísima Trinidad, ocupa una nueva jerarquía; si antes era Padre hijo y espíritu santo, ahora será Padre, hijo y Madre; El primer concepto de la Santísima Trinidad, pertenece a la humanidad del pasado; pertenece a la prueba de vida de todo espíritu; pertenece a su propia evolución; el segundo concepto, corresponde al Milenio de Paz; y significa que las mujeres gobernarán el nuevo Mundo; pues nadie es menos ante el divino Padre; El hombre, a través de los siglos, ha hecho suyo y exclusivo, el gobierno del mundo; cuenta de ello rendirán; porque es injusticia moral; quien usurpa un derecho a uno de mis hijos, al divino Padre usurpa; pues estoy en las mentes de todo hijo; el divino dibujo muestra una nave plateada; esta nave está comunicada con su sol-madre; y tiene por objeto, acompañar a la microscópica chispita, por el infinito cosmos; en la divina creación, estas naves se cuentan por números infinitos; en las sagradas escrituras, se conocen por Bolas de Fuego; ellas se acercaron en todo su esplendor, a las malditas ciudades del maldito escándalo; Sodoma y Gomorra; ellas hicieron divina justicia; el año 2001, año de la resurrección de toda carne, el mundo terrestre las verá; y todos los incrédulos; todos los que las negaron, estallarán en lágrimas; llorar y crujir de dientes les esperan; quien niega a tan divinos Mensajeros, a Mí me niega; y quien niega al Padre, niega su propia eternidad; la Santísima Trinidad, se expresa en infinitas formas invisibles; ella no perturba, las pruebas que escogió cada hijo; quien lo haga, maldice haberlo hecho; esto es una advertencia, a los que en todos los tiempos, han tratado de comunicarse con el mundo de los espíritus; para hacerlo, tiene que estar la criatura, limpia de todo pecado; el que esté limpio de todo pecado, lance la primera piedra; todos aquéllos, que se han comunicados con mis espíritus, acusados serán en mi divina morada; los divinos querubínes que formaron divina alianza, para crear sus propios espíritus, se convierten en acusadores; las comunicaciones del más allá, están expuestas a infinitos juicios; no sólo en la Tierra; sino, que en todo el universo; cualquiera violación a mi divina ley, repercute en todo lo creado; lo de arriba, es lo de abajo; todo violador, no entra en el Reino de los Cielos; más, si culpable es el que violó mi divina ley, más culpable es aún, la causa que hizo que uno de mis hijos, violara la más microscópica parte de mi divina ley; si en la Tierra exsisten seres que hacen práctica de comunicaciones con el mundo invisible, eso se debe que la secta vaticana; la roca de conocimiento y Egoísmo más antigua del mundo, Engañó a mis hijos; y se engañó así misma; si esta roca, no hubiese enseñado la adoración material, no habrían hijos tan libertinos, en comprender mis divinas leyes; por esta roca de dureza espiritual, millones y millones de mis hijos, tendrán un llorar y crujir de dientes; la gran ramera, es el pensamiento filosófico, conque el hombre ha comerciado con mi divina ley; sabiendo que todo rico, no entra en el Reino de los Cielos; Bendice las malditas armas, conque se matan mis inocentes hijos; sabiendo que el divino Mandamiento dice: no matarás; es por eso, que fué escrito: ciego, guía de ciegos; la llamada Iglesia Católica, es desconocida en mi divina morada; ninguna roca de Egoísmo viviente, entra en el Reino de los Cielos; El divino Primogénito, dijo: sobre esta roca, construiré mi Iglesia; lo dijo, leyendo el futuro de la Tierra; pues la Santísima Trinidad, está en todos los tiempos; está en el pasado, presente y futuro; las sagradas escrituras, fueron escritas en su mayor parte, para el futuro de la Tierra; para el día del juicio final; pues en ellas están reflejadas, las debilidades de todo espíritu humano; de toda la psicología espiritual; llegó el divino momento, de iniciar todas las Revelaciones; prometidas por el Hijo Primogénito; cuando dijo: Os enviaré un divino Consolador; quiso decir, os enviaré una nueva doctrina; una nueva luz en el conocimiento de mi Padre; una nueva Ciencia; pues El divino Padre está en todo; su sabiduría es en forma infinita, ciencia, doctrina, espiritu, y todo saber; en un grado tal, como la mente lo pueda imaginar.-

DIVINO ORÍGEN DEL TIEMPO; DIVINA ALIANZA CON EL ESPÍRITU HUMANO; TIEMPO CELESTIAL; TIEMPO TERRENAL; TIEMPO ESPÍRITUAL; TIEMPO GALÁCTICO; TIEMPO DE LA LUZ; TIEMPO DE LAS TINIEBLAS.-

Sí hijito; te explicaré el tiempo viviente; del tiempo celestial salen todos los tiempos de los mundos; cada tiempo es un mandato viviente; es una alianza entre los divinos querubínes del tiempo y el espíritu, que vive en su propio tiempo; todo tiempo tiene su principio y su fín; según el tiempo que se le dió al tiempo; todo tiempo es relativo a su propia evolución; nace junto con la naturaleza; todo pensar de la naturaleza, posee su tiempo dentro del mismo tiempo; hay tiempo exterior ó tiempo presente y tiempo interior ó tiempo espíritual; cada tiempo posee su libre albedrío propio; y son unilaterales y armoniosos; está en ellos, el equilibrio universal; el libre albedrío del universo posee en sí mismo el equilibrio de toda vida planetaria; es una independencia de la misma expansión del universo; las alianzas se suceden en toda eternidad; la materia y el espíritu, se expresan en infinitas formas; las hay iguales y desiguales; cada forma de vida crea su propia eternidad; basta que sus criaturas piensen, y están creando su propio futuro; cada uno es expansivo como el universo mismo; lo de arriba es igual a lo de abajo; puesto que todas mis criaturas piensan; el principio de la eternidad es el mismo; tanto arriba como abajo; cada uno se hace su propio cielo; cada uno se crea su propio futuro cuerpo físico; todo depende del conocimiento acumulado en la vida; todo conocimiento ganado por la criatura, se conoce en el Reino de los Cielos, como la sal de la vida; y toda sal de vida, incluye el tiempo futuro; del futuro mundo en que ha de vivir la criatura; todo sigue un orden inalterable; sean cuales sean las obras de la criatura; el orden lo crea la misma criatura; la intención que está presente en todos sus actos, es la que rige su justicia; el Padre eterno está en toda intención; porque está en todas partes; en lo visible y lo invisible; y estando en lo visible, no se deja ver; porque divino libre albedrío tiene; tal como lo tienen sus hijos; lo de arriba es igual a lo de abajo; arriba el cielo abajo el mundo; lo de arriba contiene lo que tiene lo de abajo; más, arriba y abajo son relativos; porque sus criaturas nacen de nuevo; y al nacer de nuevo, traen nuevos conceptos del universo; cada nacer de nuevo, es una reencarnación del espíritu; es una alianza de sus propias virtudes; reencarnar y nacer de nuevo es lo mismo; una ley se puede expresar de infinitas formas o diferentes formas; y es la misma ley; nadie debe negar nada; porque todo exsiste en el Padre; negar lo que es atributo del Padre, es negar a su propio creador; todos nacieron para imitar al Padre; no, para negarlo; lo que no se explica en un mundo, se explica en otro; lo que aún no se sabe en una morada planetaria, se sabe en otra; porque todo espíritu nace de nuevo; pasa adquiriendo nuevo conocimiento de mundo en mundo; prueba infinitas sales de vida; porque infinitos son los conocimientos; todo conocimiento acerca a la criatura, a su Creador; porque estoy en todos los conocimientos; en los conocidos y desconocidos; ¿no se os enseñó que vuestro dios viviente está en todas partes? el que no me veáis, no significa que no esté con vosotros; esta ausencia física de vuestro Creador, vosotros mismos la pedísteis; y se os concedió; lo que para vosotros, parece una eternidad, es sólo un instante para el Padre; sóis microscópicos entre los colosales mundos de la creación; es por eso que fué escrito que del polvo eres y al polvo volverás; porque a medida que nacéis, váis pasando de un mundo microscópico, a otro mundo microscópico; porque primero hay que ser chiquitito y humilde para llegar a ser grande en el Reino de los Cielos; es decir para nacer en los mundos del macrocosmo.- Sí hijito; este dibujo celeste al igual que los otros, fueron pedidos por tí en el Reino de los Cielos; porque cada deseo y cada acto están escritos en los libros solares; cada espíritu humano así lo pidió; y así se le concedió; los dibujos celestes son divinas escrituras; porque todo dibujo en el Reino de los Cielos, es entendimiento y conocimiento viviente; los dibujos celestes conversan con los padres solares; porque todo exsiste en el Reino; tal como tú conversas con todo lo que te rodea; el tiempo también conversa en el Reino; su forma contiene todos los ruídos silenciados; es una filosofía de espera; porque todo tiempo tiene su fín; el fin de cada tiempo es relativo; porque cada individualidad, pidió un tiempo para su propia exsistencia; por lo tanto, cada espíritu, rinde cuenta de como empleó el tiempo espíritual; el tiempo nace junto con el espíritu; ambos son alianzas en sus respectivas filosofías; el tiempo material es también una filosofía viviente; nace para que cada acto material, se ejecute; cada una de las 318 virtudes del pensar humano, pidió alianzas con el tiempo material y espíritual; son dos libres albedríos dentro del libre albedrío del espíritu; el tiempo atiende a cada espíritu por separado en el Reino de los Cielos; y cada virtud lo hace igual; el libre albedrío es lo más sagrado que posee el espíritu; toda filosofía humana que no reconozca ó atropelle el destino de cada libre albedrío, no quedará en la evolución humana; tal es la filosofía del capitalismo; Basado en un poder material, que es desconocido en el Reino de los Cielos; en el Reino no exsiste ni el más microscópico poder de ambición; ninguna tiniebla de ningún planeta se conoce; toda filosofía tiene su tiempo; y tal como la idea, posee en su libre albedrío, cualidad y calidad; todos los tiempos salen del Reino; porque todo se crea allí; los tiempos también poseen inocencia; tal como la posee el espíritu; porque materia y espíritu, son iguales ante dios; tienen los mismos derechos; nadie es menos ante el Padre; es una igualdad, que está dentro de las mismas y respectivas leyes; la creación viviente del Padre posee infinita variedad, y una sola justicia; se nace en una cantidad tal, como la propia mente puede imaginar; y la justicia es la misma; sean cuales sean, los actos realizados en cada exsistencia; en cada exsistencia se disfruta de un tiempo; que no es el mismo; pues la sal de la vida no es la misma; en cada exsistencia se aprende algo diferente; y ese algo por microscópico que sea, es suficiente para hacer variar el futuro tiempo que disfrutará la criatura; por lo tanto son vuestros actos los que crean vuestro propio tiempo; y no sólo el tiempo; sino que todo vuestro futuro destino; es por eso que fué escrito: Cada uno se hace su propio cielo; porque hasta las microscópicas moléculas que encontraréis en el futuro mundo, son resultado de vuestros actos de la exsistencia pasada; si vuestros actos y pensamientos fueron limpios, vuestro destino será un mundo-paraíso; y si vuestros actos y pensamientos fueron sucios, estad seguros que vuestra futura morada será un mundo-infierno; esta explicación corresponde a la parábola que dice: Ojo por ojo y diente por diente; porque en cada acto entran en juego, microscópicos seres pensantes; y son tan microscópicos, que para ellos el cuerpo de carne es como una colosal galaxia; y vuestro espíritu, un infinito sol; y ellos también poseen sus tiempos; tal como los posee la criatura humana; para ellos, lo de arriba es igual a lo de abajo; para ellos el tiempo material, representa un tiempo del macrocosmo; tal como el infinito se presenta a los ojos del espíritu humano; esta Revelación es la suprema; porque ella explica el Alfa y la Omega de la creación viviente del Padre Jehova; la única que exsiste y exsistirá; y que contiene a todos los universos que la mente pueda imaginar; todo cuanto se piensa, se transforma en universos materiales; nada se pierde en energía en la creación del Padre; siendo su universo la ley suprema de toda economía; y como tal, exsiste también la economía de los tiempos; cuya ley provocará llorar y crujir de dientes, en la humanidad; porque basta un segundo o menos de tiempo en ociosidad; y no se entra al Reino de los Cielos; todo tiempo posee moral; y por lo tanto exige justicia; su unión con el espíritu hace que reclame justicia en el Reino de los Cielos; el espíritu humano nada sería sin el tiempo viviente; nada sería sin las virtudes que se unieron a él; es por eso que toda escritura a través de los siglos, enseña ser humilde por sobre todas las cosas; esto corresponde a: Adorarás a tu Señor y Creador por sobre todas las cosas; porque el Padre es el creador de toda humildad; toda virtud posee su tiempo; y son 318 virtudes que tenéis en vuestro espíritu; con ellas actúais diariamente en la vida; en el juicio final que se os prometió, también les fué prometido a vuestras virtudes; porque todos tienen los mismos derechos; nadie es menos ante el eterno; los tiempos cuando lo creen conveniente en sus libres albedríos, acompañan a los espíritus por muchas exsistencias; ellos también nacen de nuevo; también pasan por infinitas moradas planetarias; también desean acercarse más y más al Creador; buscan el conocimiento; buscan la sal de la vida; en sus respectivas filosofías; los tiempos son fuerzas magnéticas en su encarnación física; y virtudes en su eternidad espíritual; sus principios fueron los mismos que tuvieron los espíritus humanos; nacieron en estado de inocencia solar; este principio de los tiempos se remonta a eternidades antes que naciera vuestra Tierra; antes que vosotros, el espacio tenía infinitas moradas planetarias; su número es como los granos de arena que contiene un desierto; y cada grano de arena, es a la vez un desierto; esta terminología es la más acertada para el entendimiento humano; porque la mente humana es microscópica; y la del Padre infinita; las matemáticas y todo cálculo humano, desaparecen ante su divino poder mental; que sostiene los mundos y soles que contempláis; los que hubieron y habrán; vosotros representáis una microscópica parte del magnetismo del Padre; es por eso que fué escrito: del polvo eres y al polvo volverás; quiere decir: de lo microscópico eres y a lo microscópico vuelves; pues al nacer de nuevo, cada espíritu humano vuelve a un mundo semejante a la Tierra; o bién a un microscópico paraíso; cuando a cumplido con la moral de mis divinos Mandamientos; segundo por segundo a lo largo de su exsistencia; basta un segundo de abandono a la moral del Padre, y no se entra al Reino de los Cielos; cada segundo ó menos de violación, incluye un tiempo microscópico; junto con las 318 virtudes vivientes; por muy microscópico que sea el tiempo de una violación, en su justicia participan todos; hasta los microscópicos poros de vuestra carne; todo chiquitito y humilde es grande en el Reino de los Cielos; a ellos escucha primero el Creador del universo; el último en ser escuchado, es el espíritu humano; porque se le enseñó ser humilde; y así lo considera la justicia divina; la humildad y la alegría, debieron ser cultivadas por todas las criaturas humanas; quien dejó ser un segundo o menos humilde o alegre, no entra al Reino de los Cielos; porque así lo pidió toda la humanidad terrestre; y así se le concedió; quien tuvo enojos en la vida, que sume el total de segundos en todo su enojo que tuvo en su exsistencia; el tiempo de todo enojo, es tiempo de tinieblas; cada segundo de enojo, corresponde a un puntito en las tinieblas; y cada puntito representa un mundo ó cielo que se os cierra; porque cada falta salida de vosotros, apaga vuestra propia luz; y os acercáis a mundos de tinieblas; porque cada uno se hace su propio cielo; cada uno se crea su propia añadidura; su propio destino en las moradas planetarias del espacio; la humanidad le prometió al Padre Jehova, vivir una filosofía de alegría; sea cuales sean las circunstancias y pruebas de cada uno; porque todos vieron la alegría en el Reino de los Cielos; y todos se disputan en el Reino, la alegría de transmitir la alegría, al resto de las moradas planetarias; nadie nace con enojo en su estado de inocencia; todos nacen inconcientes de sus propios sentimientos; todos nacen en sorpresa viviente; cuando se nace, no se sabe que se nace; sólo se siente el propio desarrollo; a medida que el espíritu se acostumbra al universo, nace en él, la determinación; y siempre se preguntará por toda la eternidad, el orígen de todas las cosas; porque el propio orígen espíritual es el infinito mismo; todo está unido y relacionado por el cordón solar; lo que constituye el todo sobre el todo; quien lo niege, se niega así mismo; porque en el Reino, las virtudes vivientes leen toda mente; y quien niege lo que es de ellas, ellas también niegan; se niegan a acompañar al espíritu que las negó, en una futura exsistencia; unas a otras, se comunican en el espacio, quien es el que niega una de las infinitas glorias del Padre; toda negación por microscópica que sea, es pesada y juzjada en el Reino de los Cielos; exsiste negación espíritual y negación humana; todo exsiste en el Padre; sin el Padre nada exsistiría; tal como en vuestra procreación; sin Padres no exsistirían los hijos; lo de arriba es igual a lo de abajo; el tiempo posee su tiempo; porque nadie está sólo; todo el infinito está constituído en una infinita jerarquía; exsiste el orden galáctico; una de las maravillas del Padre; la Tierra que habitáis, está por entrar en este orden; porque nadie es desheredado; esta Revelación cambiará la filosofía terrenal; ó las filosofías; porque fueron probadas como la vida misma; escrito fué: La tierra pasará; más mis palabras no pasarán; quise decir que la Tierra y sus costumbres pasarán al olvido; y que una nueva doctrina salida de mi palabra viviente, reinará en la Tierra; ninguna filosofía del materialismo quedará; porque todo tiene su tiempo; tiempo de empezar y tiempo de terminar; principio de reinado y término de reinado; principio alfa y término omega; caída de un mundo con sus inmoralidades; y el nacimiento de otro con nueva moral; escrito fué que nacería mundo nuevo; y para que exsista mundo nuevo, es menester moral nueva; la misma moral contenida en mis Mandamientos; la humanidad en su libre albedrío, escogió otra moral; desconocida en el Reino de los Cielos; y todo lo desconocido no entra al Reino; esta moral desconocida, está basada en la ilusión de lo pasajero; en el mismo dinero creado por los demonios de la ambición; que no les importa la unidad del mundo; porque sólo satanás divide; el capitalismo divide para reinar; a nadie le fué dado, poseer más que otro; y mucho menos empleando la fuerza; la persuasión y sus creadores, no entran al Reino de los Cielos; el capitalismo es producto de la ambición de unos pocos; el divino Padre los viene observando desde muchas moradas atrás; estos demonios de la ilusión material, son el yugo de la humanidad; todo lo hacen y lo proyectan, según sus conveniencias; no toman en cuenta para nada, al Creador; jamás me buscan en mis escrituras; que es mi libre albedrío; no me estudian como les fué mandado; sólo viven para dominar a los demás; de verdad os digo, humildes de corazón, que estos demonios, tienen sus días contados; nadie nació para aprovecharse de otros; nadie nació para violar la ley del Padre; todas las pruebas humanas, tienen un límite; nada que salga de vosotros, es eterno; sólo el Padre os transmite la eternidad; porque dá y quita; los tiempos se acaban cuando se acaban los mundos; y no hay morada que no tenga su tiempo; la materialización de toda virtud, requiere del tiempo; todo el universo está constituído por alianzas; porque todos poseen libre albedrío; y cada cual escoge; por lo general se escoge a los elementos que están dentro de la comprensión del espíritu; esto quiere decir que puede triunfar en las pruebas que se propone el espíritu; muchos espíritus piden lo que ellos no están en condiciones de cumplir; tal como tu hermano espíritual Fernando; pidió a la edad avanzada, acompañarte en tu Revelación en el mundo en que estás; más, no es alegre como lo prometió en el Reino; ni se esmera por serlo; sacado será de tu gloria; oportunidad tuvo; por su mal carácter perdió la oportunidad de ser un Bienaventurado; y no entra al Reino de los Cielos; todo aquél que desee acompañarte por el mundo, debe ser alegre y humilde, como fué enseñado; nadie tiene derecho a enturbiar la felicidad de su hermano; y no exsiste felicidad mayor, que la alegría; propia de la felicidad del Reino de los Cielos; todo aquél que no cultivó la alegría, no entra al Reino; es por eso que fué escrito: dejad que los niños vengan a mí; porque de ellos es el Reino de los Cielos; quiere decir en revelación telepática: Porque mi divino Padre, es alegre como un niño; y quiere decir que de la inocencia misma, el divino Padre saca nueva moral viviente; y no podía ser de otra manera; si se es primero en el Reino, también se es en los planetas; la gloria se disfruta en cualquier punto del universo; esta parábola es muy semejante a esta otra: Todo humilde es primero en el Reino de los Cielos; una parábola que hará llorar a los grandes de la Tierra; que olvidaron por conveniencia, que los humildes debieron gobernar el mundo; puesto que son los primeros; los primeros en el Padre, significa ser primero en todo; en lo que la mente pueda imaginar; tanto arriba como abajo; en el cielo y en la tierra; los hombres hicieron lo opuesto; gobiernan el mundo, los que no estaban destinados a ello; llorar y crujir de dientes les esperan; porque ocupan puestos que no pidieron en el cielo; el divino Padre que vé todo futuro, sabía que de darles el poder por mandato celestial, a los espíritus ambiciosos y egoístas, la Tierra tendría un triste destino; todos serían esclavos; por lo tanto grandes del mundo; ilusionados en un sólo presente material, concentraos en la divina parábola que lleva siglos y siglos: Los humildes son y serán siempre los primeros; aprontaos a entregar, lo que nunca os ha pertenecido; la divina parábola os viene avisando desde muchos siglos atrás; tal como viene avisando a otros demonios; a los demonios de la riqueza material; la mayor advertencia para estos ambiciosos, está en la parábola que dice: es más fácil que entre un camello por el ojo de una aguja, que un rico en el Reino de los Cielos; porque ninguno a entrado jamás; desde que el divino Padre, creó otras criaturas; ningún rico ha tomado en cuenta mi divina advertencia; siguen transmitiendo a sus hijos, la desobediencia; ninguno de sus hijos entrará al Reino; es por eso que todo hijo maldecirá a padre y madre; y los padres a sus padres; y así remontaos a las generaciones del pasado; basta una mala costumbre enseñada por los padres, y sus hijos quedan condenados, a no entrar al Reino de los Cielos; esta justicia que parece ser excesivamente severa, no lo es; porque vosotros mismos espíritus humanos, la pedísteis; y se os concedió; vosotros dijísteis al Padre, antes de venir a la prueba de la vida: Caiga sobre nosotros, toda violación salida de nosotros; y caiga en nuestra cimiente; en nuestros hijos; esto es hasta la tercera generación, a partir del Padre; este pedido es resultado de obediencia infinita al Padre; producto de un amor, desconocido entre vosotros; porque el verdadero amor no es de vuestro mundo; si en vuestro mundo exsistiera el verdadero amor, no estaríais divididos en ricos ni pobres; ni estaríais divididos en la fé; porque todos sóis de un sólo Padre; y la verdad es una; no exsistirían las llamadas religiones; que explotan la fé de mis hijos; de verdad os digo, que las llamadas religiones son desconocidas en el Reino de los Cielos; y toda filosofía que divida a mis humildes; cada espíritu nace de nuevo, para ganar en amor y no para ser dividido; sólo satanás se divide así mismo; sobre todo espíritu religioso, caerá la culpa de que esta humanidad esté dividida en lo espíritual; los espíritus religiosos son los mismos fariseos del pasado de la tierra; pidieron al divino Padre, enmendar errores del pasado; y nacieron de nuevo; volvieron a caer en lo mismo; volvieron a olvidarse de que todo humilde es primero; los religiosos no deben olvidar que todo espíritu es probado en la vida; es una ley para toda criatura humana; nadie es privilegiado ante el Creador; al contrario; mientras más se sabe, más severa es la justicia de dios; al ignorante no se le puede exigir mucho; más, todos son juzjados por igual; el tiempo está en todo lo conocido y desconocido; su filosofía es expansiva como el universo mismo; cada idea que generáis, lleva el gérmen del tiempo que os tocó vivir; la herencia se transmite partiendo por lo más microscópico que tenéis; porque lo microscópico y lo humilde son lo primero; lo más microscópico que exsiste en la Tierra, son vuestras ideas físicas; las sentís y no las véis; y por ellas creáis vuestro futuro; la idea mental que sale de vuestro pensamiento, es eterna; sale de vosotros en una dimensión invisible; vuestros ojos de carne y vuestros instrumentos, jamás podrán ver vuestras ideas cuando viajan al cosmos; de ellas nacen los futuros planetas; y junto con sus expansiones en crecimiento, sus criaturas llevan en sí mismas, vuestra filosofía; porque toda herencia se transmite; he aquí el orígen de la eternidad; todo parte desde lo más humilde; y lo humilde no cesará jamás de crecer; de lo microscópico se pasa a lo macroscópico; a lo colosal; al tamaño celestial; que no tiene límite en nada; esta revelación os fué anunciada en otros términos, hace ya muchos siglos; mi Hijo Primogénito Solar Cristo os lo dijo: de donde Yo soy, ustedes no pueden ir; ese lugar es el macrocosmo; llamado Reino de los Cielos; al deciros que vosotros no podéis ir, quiso deciros que es menester nacer de nuevo y adquirir nuevas proporciones; porque nadie nace grande; todos nacen microscópicos y humildes; si vosotros espíritus humanos llegárais al macrocosmo, os aseguro que nadie viviría para contarlo; son tan colosales sus criaturas, que al verlas, se os paralizaría el corazón; enloqueceríais; vuestro tamaño es tan microscópico, como la hormiga que se os acerca a vuestros pies; la miráis con indiferencia; sin importaros si la matásteis ó no; así ocurre con vosotros en el macrocosmo; os mirarían con indiferencia; y hasta os pisarían sin que sus criaturas se dieran cuenta; lo de arriba es igual a lo de abajo; porque esos gigantes del macrocosmo, son enanitos en comparación con otros; y éstos con otros; y así remontaos hasta donde vuestra mente pueda imaginar; esto se debe a que la creación del Padre, no tiene límites en nada; ni en tamaño, ni peso, ni forma, ni en filosofía; y así será por toda la eternidad; es el universo expansivo pensante del Padre Jehova; y dentro de él, están todos los demás; todos los que las mentes de sus hijos puedan concebir; mientras se piensa, se está creando; estáis expandiendo el universo con vuestra propia filosofía; todos sin excepción alguna, pertenecéis al todo sobre el todo; tanto los mundos de arriba, como los de abajo; este concepto de posición espíritual, es relativo a vuestra evolución; porque las posiciones geométricas y espírituales, no tienen límites; a cada instante el universo se expande más y más; viniendo a ser los tiempos, como un gas superpuestos uno a continuación del otro; los tiempos poseen también su cualidad y calidad; lo que constituye sus jerarquías; la idea humana también lo posee; el microbio igual; porque nadie es desheredado; hasta los colosales soles lo poseen; el tiempo nace microscópico como fué el nacimiento de la Tierra; y crece en la misma proporción que crece la Tierra; todo crecimiento en la naturaleza, es paralelo al equilibrio del planeta; antes de nacer un mundo, se traza su geometría en el Reino de los Cielos; vuestro Creador conoce los mundos, antes que éstos nazcan; todo destino puede ser anulado si así se estima en el Reino; el Padre eterno dá y quita; y lo hace buscando el perfeccionamiento de sus criaturas; cada nacimiento hay que atenderlo; los partos son de soles y mundos; y su número es comparable en forma microscópica, al número de arenas que contiene un desierto; hay partos arriba y abajo; hay creación en los mundos de arriba y en los mundos de abajo; lo de arriba es igual a lo de abajo; cada mundo vive su propia filosofía viviente; y sienten lo que ellos pidieron sentir; este sentir se saca de sus respectivas sales de vida; de sus propios conocimientos alcanzados en otras exsistencias; todas las virtudes siguen al espíritu en todo nacer de nuevo; lo hacen con conocimiento de causa; porque libre albedrío tienen; tal como lo tiene el espíritu; esta ley se conoce en el Reino de los Cielos, como el Arca de las Alianzas; y su significado representa al universo material; a donde se vá a ganar experiencia; donde se nace de nuevo; en una cantidad tal, como la mente pueda imaginar; el universo material es como una colosal escuela; donde jamás se termina de aprender; los espíritus del universo nacen para poblar la escuela del conocimiento universal; a todos se les dá oportunidad; a nadie se le niega el perfeccionamiento; porque todos tienen el derecho divino a ello; en la Tierra, los humildes deberían ser los primeros en el conocimiento; para ellos fueron creados los mundos; si en la Tierra ocurre lo contrario al mandato celestial, es porque satanás se a metido en ciertas mentes; de verdad os digo espíritus de las comodidades, que siempre os quedáis con lo mejor, que ninguno de vosotros entrará al Reino de los Cielos; mientras exsista un humilde ignorante y analfabeto; porque es más fácil que entre al Reino un ignorante, que un ilustrado; cuando la ilustración se a logrado quitándole la oportunidad a otros; es inmoral en el Reino de los Cielos; los tiempos también reclaman justicia porque ellos también saben de la justicia de mis Mandamientos; todo el universo lo sabe; porque las leyes que os fueron dadas, no tienen exclusividad para nadie; porque mis creaciones no tienen límites; todo mandato lo es para infinitos mundos; todo mandato es tan expansivo como el universo mismo; no tienen límites los mandatos del Creador; todo mandato es una moral viviente; que se transmite de padre a hijo; y de mundo en mundo; sólo el divino Padre, sabe el fín de sus mandatos; porque posee también un divino libre albedrío como lo poseéis vosotros; lo del Padre es infinito; y lo de los hijos finito; lo de arriba es igual a lo de abajo; vuestro espíritu vió al Creador en el Reino; porque todo microscópico y todo humilde es primero en el Reino de los Cielos; y no exsiste premio mayor entre los premios, que aquél en que se vé al Creador del universo; tal como tú me ves hijito en todo instante; es tu premio como Primogénito; en todo exsiste uno que es primero; por alguien comienza todo conocimiento; todos llegarán algún día a llegar a ser hijos mayores; si no es en este mundo, será en otro; porque todos nacéis de nuevo; y en cada nacer aumenta el saber; todo lo aprendido en otras exsistencias, se acumula; y mientras más se sabe, más pronto llegaréis a ser brillantes como un sol de sabiduría; el conocimiento es como una sal brillante; sólo pertenece al que luchó por ella; al que sudó; al que le costó su propio mérito; por medio de la riqueza material, jamás llegaréis a ser algo mejor; la riqueza no es árbol filosófico que plantó el Padre; y de raíz será arrancada de la evolución humana; la riqueza es desconocida en el Reino; porque allí todo es eterno; la riqueza terrenal es efímera; sólo dura mientras son probados los espíritus ambiciosos; desapareciendo éstos, desaparece tal filosofía; la riqueza terrenal, es el mayor yugo de la humanidad; y la mayor tragedia; porque por la riqueza esta humanidad no entra al Reino de los Cielos; de esta filosofía a salido toda inmoralidad; porque sus creadores jamás han dado importancia a mis divinos Mandamientos; y todo aquél que se aparta de mi ley, sólo tinieblas encuentra; los inmorales del mundo, son las legiones de satanás; que en los últimos tiempos andarían sueltos; todo demonio inmoral vivirá aislado; porque les llegó el tiempo; en muchos mundos estos inmorales, dieron escandaloso ejemplo; todo inmoral es aquél que viste como viste el sexo opuesto; basta una microscópica prenda del sexo opuesto, y no se entra al Reino de los Cielos; hasta los gestos que se hacen en público, son escandalosos; porque se os enseñó ser humildes por sobre todas las cosas; por sobre todos los gestos con intención de llamar la atención; ¡¡ay de vosotros melenudos del mundo!! pedísteis ser hombres y os vestís como mujeres; ó se es hombre ó se es mujer; más os valdría no haber pedido nacer de nuevo; por cada cabello que habéis exhibido, es un cielo que se os cierra; cada cabello siendo microscópico, es grande en el Reino; ellos os acusarán ante el Creador; porque por vosotros demonios del escándalo, hicieron mofa de ellos; ellos pidieron en divinas alianzas, acompañar en la prueba de la vida, a un espíritu-hombre; y terminan afemeninados; igual destino les espera a toda mujer que exhibió ante el mundo, prenda alguna del sexo opuesto; y que decir de aquéllos y aquéllas que mostraron desnudez ante el mundo; ¡¡pobres de vosotros!! porque tenéis que pagar hasta el último poro de carne que exhibísteis ante el mundo; cada porito de carne es grande en el Reino de los Cielos; y por cada porito de carne exhibido, es un cielo que se os cierra; cada porito posee libre albedrío independiente del otro; tal como lo posee el espíritu; y son trillones y trillones, los que se quejan; por escandalizar con vuestros cuerpos de carne, no entraréis al Reino de los Cielos; como no han entrado los que os antecedieron; ¡¡como maldicen estos escandalosos, a los padres que tuvieron en la Tierra!! como maldicen las costumbres inmorales aprendidas de los que fueron sus padres; igual cosa ocurrirá en la Tierra; porque exsiste sentimiento tanto arriba como abajo; la ley del Padre provoca sentimientos en cualquier punto del universo; porque a donde vaya el espíritu, conserva su individualidad; y tenga la forma que tenga; con cuerpo físico ó sin él; y toda pareja ó matrimonio, se separarán; porque hicieron una sola carne, en violación viviente; esta Revelación causará llorar y crujir de dientes en toda la humanidad; y toda la ira de un mundo, se descargará sobre el materialismo que despreció mi moral contenida en mis divinos Mandamientos; el temor a perder su propia alma, provocará la caída del materialismo; caerá un árbol que no plantó el Creador; el árbol del dinero; del que nació la ciencia del bién; todo aquél que probó este árbol, no entra al Reino de los Cielos; porque no estableció la igualdad enseñada por mis Mandamientos; la ciencia del bién, no es de los humildes; salió de los espíritus ambiciosos y calculadores, todo humilde se lamentará; porque muchos o casi todos, atrasarán su entrada al Reino de los Cielos; porque la ciencia del bién ilusiona y atrasa el avance de los espíritus; es por eso que fué escrito: Que se cuide la izquierda, de lo que hace la derecha; quiere decir: que se cuiden mis humildes, de las inmoralidades de la derecha; que el dinero corrompe; por este dinero, son millones y millones los espíritus que no han entrado al Reino de los Cielos; y millones y millones, no entrarán; la ciencia del bién, ilusiona; y en esta ilusión transcurren casi todos los segundos que tiene una exsistencia; cada segundo o menos de vida en la ley del Padre, es un cielo que se gana; un mundo con su cielo; los premios del Padre al igual que su universo, no tienen límites; nada en su creación lo tiene; esta Revelación hará llorar a la humanidad entera; por tan poco, el divino Padre entrega el infinito; porque es el creador de todo infinito; los premios del Padre son de la eternidad; las criaturas disfrutan de ellos por muchas exsistencias; y muchas veces es hereditaria en los hijos; cosa parecida ocurre con los castigos espírituales; sólo el arrepentimiento puede abreviar un castigo; todo arrepentido encuentra consuelo; todo segundo de vida vivido en arrepentimiento, se le toma en cuenta al espíritu; el divino Padre adelantándose a los sucesos del universo, se adelanta a todo arrepentido; y vé sus futuras determinaciones; vé, lo que el mismo interesado no vé; es por eso que muchas veces el Padre premia, a los que aparentemente no lo merecen; lo que sucede es que se adelanta a los hechos; esto abarca infinitas exsistencias y mundos; en el nacer de nuevo de los espíritus.-

DIVINO ORÍGEN DEL SOL TERRESTRE; LA SUCESIÓN ETERNA DE LAS LUMBRERAS SOLARES; EL DIVINO CORDERO DE DIOS, ES DE ANTES DE LOS SOLES; COMO NACE UN SOL; COMO MUEREN LOS SOLES; RESURRECCIÓN DE LOS SOLES.-

Sí hijito; te revelaré el divino orígen de los soles microscópicos; de los que está acostumbrado a ver el hombre; a través de sus microscópicos instrumentos; el Sol de la Tierra, es más antiguo que cualquier planeta, del llamado Sistema Solar; de este sol han salido muchos sistemas solares que ya no están en el espacio; su propio orígen ocurrió en otro punto del espacio; pues los cuerpos celestes, han tenido desplazamientos y recorridos, que no han sido vistos, por criaturas del presente que se vive; cuando estos movimientos ocurrieron, aún no nacía el planeta Tierra; ni los soles Alfa y Omega, estaban en el espacio; no se debe confundir el actual sol que hace germinar al planeta Tierra, con las lumbreras Alfa y Omega; de las cuales nació la Tierra; entre infinitos mundos más; mundos de la carne; mundos que corresponden a una familia solar, en infinito estado de evolución; el Sol de la Tierra, nació de la galaxia Amor; y los soles Alfa y Omega, en la remotísima galaxia Trino; la galaxia Amor y la galaxia Trino, son galaxias de sistemas de vida de humanoides; dentro de ellas, se encuentran infinitos mundos de la carne; y de infinitas evoluciones; todas sus criaturas de carne, son monitos en evolución solar; es decir, van para ser divinas lumbreras de sabiduría; pues todo conocimiento, se transforma en Brillo magnético; desde lo más microscópico hasta llegar a ser un colosal sol de sabiduría viviente; creador de mundos y soles; hijos mayores del divino Padre Jehova; Escrito fué: Y volverá en gloria y majestad, Brillante como un sol de sabiduría; todo esfuerzo espíritual, se vuelve un Brillo físico, que rodea al cuerpo de carne; este Brillo es invisible a los ojos humanos; nadie puede verlo; salvo unos pocos; que se han preparado para ello; los honorables dalai Lamas, saben de esta ley; lo saben por su propia evolución, lo malo está, que siendo mis leyes universales, se sitúen estos hijos en lo llamado oculto; las ciencias ocultas pasarán; como pasará todo árbol filosófico, que no plantó el divino Padre Jehova; en mi divina creación, nada hay oculto; según la intención que se le dé; quien oculta algo a mis hijos, al divino Creador se lo oculta; pues estoy en todas las mentes; por lo tanto, hijos de la ciencia espíritual, aplicad la divina parábola que dice: el que tenga oídos, que oiga; el que tenga ojos, que haBle; el que tenga Boca, que haBle, esto significa que todo conocimiento hay que propagarlo; y no ocultarlo; todo conocimiento que puede hacer avanzar a las criaturas, debe enseñarse; nada debe llevarse el espíritu, cuando deja la morada planetaria; al contrario; si se deja engañar por el demonio de la ambición intelectual, será acusado en mi divina morada, de egoísmo intelectual; las ciencias ocultas, harán que millones de hijos, sientan el llorar y crujir de dientes; pues todos los segundos vividos son juzjados; y cada segundo de tiempo empleado en la vida, corresponde a un cielo, corresponde a la divina añadidura; que es el premio de cada espíritu; este premio divino no tiene igual; pues es premio de eternidad viviente, consiste en visitar colosales mundos; llegar a lejanas galaxias; es penetrar el cosmos infinito; en esas deslumbrantes naves plateadas; que los hijos de la Tierra, llaman Platillos Voladores; estos viajes se llevarán a efecto el año 2001; después de la resurrección de toda carne; es decir de todas las especies de carne conocidas; más, no todos serán resucitados a niños de 12 años; hay que merecerlo; la criatura que ha escandalizado en las más variadas formas, no entra en el Reino de los Cielos; ¡¡Y son millones y millones, los que han mostrado sus carnes al mundo!! las playas terrestres son testigos de esta violación a mis divinos Mandamientos; las escandalosas que han expuestos sus cuerpos; en nombre del arte, maldecirán haber nacido; los que escandalizan con las pasajeras modas; que violan el divino sexo; ó se es hombre, ó se es mujer; los que visten imitando al sexo opuesto, escandalosos son; pues dan que hablar y murmurar al mundo; los que se hacen el amor en público; escandalosos del principio amoroso son; y todos aquéllos actos, que no enseñan mis divinos Mandamientos; que fueron dados al mundo para que cada vida se guiara por ellos; segundo por segundo.- Sí hijito; veo que estás emocionado; tu hermano José de la colonia israelita se decidió por leer la nueva Revelación, escrito está, que de todo hay en el rebaño del Señor; a pesar que el divino Padre eterno condena la fuerza empleada por israel; tengo hijos que no se han corrompido del todo; el mal del rebaño más antiguo de la Tierra, es la ambición material; quieren tenerlo todo, aún a costa del sacrificio de la humildad; quien no cultive la humildad del Cordero de dios, no entra en el Reino de los Cielos; que es preexsistente a toda tierra prometida; la tierra prometida, es la prueba espíritual que pidió el pueblo de israel, en el Reino de los Cielos; toda explicación de los destinos humanos, se encuentra en el Reino de los Cielos; de allí, han salido todos; mundos y criaturas; el pueblo de israel, no es el primero, y si el mundo lo conoce por primero, es porque fué primero en la divina Revelación, esto es cierto en la actual evolución humana; nadie es primero ante el divino Padre, sino aquél que ha vivido cumpliendo con la divina moral, que enseñan los Sagrados Mandamientos; mi divina ley, no manda el empleo de la fuerza; eso fué ley en el pasado de la Tierra; cuando reinaba la fuerza animal sobre la inteligencia espíritual; los instintos fueron primeros; y la inteligencia tuvo que luchar contra ellos; de todos los instintos que aún quedan en el género humano, la fuerza y su filosofía, es la más destructora; la inteligencia que se doblega a ella, la convierte en su propio yugo viviente; mientras reine la fuerza en el mundo, el mundo jamás se unirá; como le ha venido sucediendo al pueblo de israel, a través de los siglos; la divina Revelación del Cordero de dios, lo sorprenderá en guerra de hermanos; ¡¡Cuánto llorará este soberbio rebaño!! No podrán llevar en sus pechos, el Corderito de Plata; símbolo de la pureza espiritual de cada uno; ellos despreciaron la humildad; ¡¡Ellos que fueron los primeros en recibir los Mandamientos!! como hijos antiguos, hijos mayores, han dado mal ejemplo a los menores; a las nuevas naciones; escrito fué: Los humildes son los primeros; y los humildes son las naciones pequeñas, las que han sido explotadas por las mayores; quien explote a uno de mis hijos, al divino Padre explota; pues estoy en las mentes de todo explotado; escrito está que el divino Padre Jehova, está en todas partes; pasaré ahora a explicarte el diBujo celeste; en este diBujo están los soles Alfa y Omega; los colores que salen de sus centros, son gases de fuego solar; son de infinitos colores; estos gases solares son virtudes vivientes; conocidos en el mundo celeste, por fluídos solares; el fluído solar es una fuerza magnética creadora; la fuerza en el Reino de los Cielos, es un poder que crea materia y espíritu; no es como en la Tierra; la fuerza terrestre es destructora; destruye lo que ha creado, la misma inteligencia humana; se convierte en su propio yugo; los fluídos solares son el alfa y la omega, de la creación; el Primogénito Solar Cristo, lo dijo: Soy el Alfa y la Omega; el principio y el fin, no, el fin espiritual; pues el espíritu no tiene fin; lleva en sí mismo, la eternidad del Padre; sino, el principio por el cual se vino a la vida; y el fin que se logró en ella; pues cada acción humana, coloca al espíritu en diferente cielo; según las intenciones de sus ideas; cada idea produce un fluído alrededor del cuerpo de carne; según la intención, así es el color del fluído, de todos los colores, el de la humildad es el más hermoso; pues este color tiene semejanza, a la filosofía que reina en la morada del divino Padre; la humildad es pariente cercana de la inocencia; ambas se atraen; la humildad es de color oro; ó dorado; la inocencia es de color Blanco; y no hay fluído ó divina virtud, que no haya nacido en inocencia; la misma inocencia es en los lejanos soles, un gas lechoso; que recuerda a los mares de leche, que exsisten en los planetas de filosofía maternal; allí están las divinas madres solares; atendiendo a infinitos espíritus infantes; preparándolos para las futuras vidas; que se llevarán a efecto en futuros planetas; las vírgenes solares, son vírgenes por derecho divino; exsisten infinitas formas de crear hijos; nada es imposible para la Santísima Trinidad; las formas de crear, no tienen límites; la Santísima Virgen que conoce la Tierra, es uno de esos divinos poderes; poder que se adelantó, a la misma evolución humana; he aquí, la única causa de tanta polémica con respecto a la Madre Universal; el mundo la conocerá en una nueva dimensión; la conocerá como la Santísima Madre Solar Omega; siendo una sola Madre, ha sido mencionada a través de los siglos, por muchos nombres, ella, siendo también Madre de todas las Trinidades, también se hace decir: Soy el que soy; pues para algunos soy tal ó cual virgen; y no sólo en la Tierra; microscópico planeta; casi desconocido en el universo; sino que también, en infinitos y colosales planetas; que no son del Reino de los Cielos; sin madre nadie viene a la vida; y sin madre, no puede nacer espíritu alguno; lo de arriba es igual a lo de abajo; y lo de abajo regresa hacia lo de arriba; todos aspiran a llegar lo más arriba posible; nadie quiere seguir arrastrándose en los polvos; conocidos por planetas; más, todos sin excepción alguna, han pasado por planetas materiales; la materia es una de las infinitas formas de progresar; esto significa el divino mandato universal: Te ganarás el pan, con el sudor de tu frente; que no sólo fué dado al género humano; sino, que a infinitas humanidades; que han venido sucediéndose, de eternidades atrás; antes que naciera la Tierra; la Tierra no es la primera; ni es la última; es la gran desconocida en el infinito universal; los hijos de este planeta creen que ellos son los únicos; el pensar que se es único, significa el supremo atraso evolutivo; la más grande ignorancia, del propio espíritu humano; que no sabe aún, como surgió él mismo a la vida, es la suprema soberbia, que descansa en la ignorancia intelectual; la intelectualidad de los seres terrestres, es producto del error; puesto que para nada, se toman en cuenta mis divinos Mandamientos; se hacen las ciencias, y ni las gracias se dá al eterno Padre; olvido total, del Creador de la inteligencia humano, ciertamente, que estos ingratos, lágrimas derramarán; pues todo árbol filosófico que no plantó el divino Padre, de raíz será arrancado; la ciencia terrestre, también es juzjada; como una criatura viviente; y todo lo que ha salido de toda inteligencia; no sólo la humana; sino, de todos mis hijos pensantes; en el diBujo celeste, se vé una nave plateada; estas naves de orígen solar, son productos de los mismos fluídos solares; son evoluciones que han llegado a mandar a la materia, a la velocidad del rayo; este término, es microscópico; ellos ó ellas, las naves plateadas, son las encargadas de distribuir las semillas; ó chispitas solares en el espacio infinito; cuando dos soles se enamoran, se siguen por todo el espacio; recorren distancias inauditas; igual que los seres humanos; que se hacen la corte amorosa; lo de arriba es igual a lo de abajo en sus causas primeras; los soles se reproducen, en sentido expansivo; es decir que a mayor pureza solar, mayor magnetismo reproductor; las leyes solares, no son conocidas por la ciencia terrestre; llegó la hora que sepa la criatura humana, las causas que ocurrieron, para que nacieran ellos mismos, a la vida humana; los preparativos que ocurrieron, eternidades de tiempo y espacio atrás; el tiempo y el espacio, también tienen un nacimiento; también tienen un punto de partida; como lo tiene la microscópica molécula; si no tuvieran un principio, sería una injusticia; siendo todas mis leyes, comunes a todos; mi amor de divino fuego, representa el Comunismo Celestial y viviente del Creador; quien no siga mi divina ley de comunismo amoroso, no es de mi redil; es de la soberbia, de lo personal; cuya filosofía cuesta, no entra en el Reino de los Cielos; la llamada propiedad privada, no exsiste entre mis ángeles; igualmente, desconocen la palabra egoísta: Esto es mío; porque esta filosofía, corresponde a criaturas imperfectas; que aún viven la sensación de la posesion; son espíritus atrasados; que son probados en sus propias tendencias; escrito está que todo lo de la Tierra, es pasajero; todo el materialismo explotador, será juzjado por la doctrina del Cordero de dios; lo que significa, que muy poco le queda; vendra una nueva ciencia a la Tierra; una desconocida ciencia que lo unificará todo; la materia y el espíritu; será un Nuevo Mundo; en que todo humilde y explotado, será ensalzado; y todo grande y soberbio, despreciado; mirado con infinita lástima; es el llorar y crujir de dientes de todo violador de mis Mandamientos; todo lo que le queda a la humanidad terrestre, es prepararse para el juicio final; éste comienza con la misma Ciencia Celeste; y culmina el año 2001; con la resurrección de todo justo y humilde; ¡¡millones y millones, maldecirán haber conocido el dinero!! él es la causa maldita, de que gran parte del género humano, no entre en el Reino de los Cielos; ningún espíritu ilusionado ha entrado jamás; ningún espíritu que conoció la ciencia del Bién y las comodidades del dinero, entra en el Reino de los Cielos; la filosofía del dinero, no está en mis divinos Mandamientos; es uno de los árboles, que no plantó el divino Padre Jehova; y de raíz será arrancado; todos estos acontecimientos, ocurrirán, cuando la Ciencia Celeste que todo lo explica, se extienda por toda la Tierra; la misma doctrina, que es doctrina viviente, hará de Juez intelectual en cada espíritu humano; esto causará espanto entre los demonios que se han apoderado del mundo material; ¡la divina moral que exige el divino Padre, es la única que se impone sobre todas las demás! es la única que queda en la Tierra; aunque no quede ningún espíritu humano en ella; es el triunfo del divino Cordero de dios, sobre todos los demonios, que osaron violar las divinas leyes del Creador; la vida de la Tierra es microscopica en su duración; con respecto al Reino de los Cielos; es un suspiro frente a la eternidad celestial; como es un suspiro, la vida de un sol; que están desde eternidades antes, que naciera la Tierra; todo planeta tiene un divino principio creador y un fín; el fín de la Tierra aún no llega; pero llegará; la materia no posee la eternidad; sólo se transforma subordinado a la divinidad; el fin de la Tierra es un juicio moral; sobre un mundo pensante, que ha olvidado que primero está el Señor y después la comodidad pasajera; le fué ordenado a este mundo: Adorarás a tu Señor y Creador, por sobre todas las cosas; por sobre todo placer; por sobre toda doctrina; por sobre tí mismo; ¿qué ha hecho la humanidad, ante este divino mandato? ha hecho lo contrario; el demonio de la ingratitud y del mal agradecimiento, se ha apoderado de los seres humanos; los que se hacen llamar sus representantes en la Tierra, son los primeros violadores; Bendicen las malditas armas, con las que se matan mis inocentes hijos, sabiendo estos demonios que el divino Mandamiento dice: No matarás; comercian con mi divina palabra; enseñan la adoración material; son ciegos guías de ciegos; persiguen a todo pensador que no concuerde, con sus ideas; en el pasado de la Tierra, los mandaban a las hogueras; ¡¡malditos!! no quedará demonio, sin su justo castigo; es por eso que el divino Primogénito dijo: Sobre esta roca de egoísmo humano, construiré mi iglesia; lo que quise decir fué que a pesar de las violaciones que iban a provocar los hombres del futuro, les daba la misma oportunidad; los probaba en sus espíritus; las llamadas iglesias no pasan de ser pruebas para quienes las sustentan; es la intención la que cuenta en la justicia divina; y toda intensión eterniza ó destruye a su creador; los falsos profetas, han caído en su propia ley; las iglesias no son árboles plantados por el divino Padre; y de raíz serán arrancadas, en el progreso humano; ¡¡Bastante daño ha causado al mundo!! ¡¡veinte siglos de atraso en el plano moral y espíritual!! de las que tendrán que rendir cuenta, todos los culpables; el único templo que dejó el divino Padre en sus escrituras, es el templo del trabajo, el mérito de todo espíritu; el único que le abre las puertas del cielo; el único que jamás se reduce a polvo; los demás se reducen a polvo; la adoración material, no es agradable al divino Padre Jehova; nunca lo ha sido, ni en el pasado de la Tierra; las malditas pirámides de los malditos faraones, vuelven al polvo; pues de ellas, salieron los templos que cubren la Tierra; salieron por inspiración hereditaria; en el mundo antiguo, era más aceptable haBlarle al mundo de templos; porque esos espíritus tenían que pasar las pruebas, que ellos mismos pidieron en el Reino de los cielos; toda prueba espíritual, está en relación directa con el progreso que se vive; en el instante en que todo espíritu retorna ó nace a la vida planetaria; porque ello es parte de la misma evolución; porque hay que ser chiquitito imperfecto y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; pero cuando los mismos espíritus han avanzado en el espacio y el tiempo, la soberbia y la ignorancia adquieren otras transformaciones; se ven obligadas a representar su papel en la vida, en otra psicología; desde el momento que la generación humana sabe del divino mandato que dice: No adorarás imágenes ni templo alguno; ni semejanzas alguna; debieron desaparecer de la Tierra, todos los templos; pero no ha ocurrido así; la soberbia humana lo quiso así; las iglesias y templos; fuera de reconocer la palabra del Señor, han servido como escuelas de la mojigatería a través de los siglos; el daño es mayor que el Beneficio; todo espíritu, llegado al Reino de los Cielos, vé con pavor, que la llamada iglesia es desconocida en el Reino de los cielos; que más le hubiera valido, no haberla conocido; ¡¡son millones y millones; los segundos perdidos, en la adoración material!! cada segundo de tiempo empleado por el espíritu en su vida, es pesado y juzjado en las divinas Balanzas solares; y cada segundo de trabajo vivido, corresponde a un cielo conquistado; ó a un mundo celestial; pues no hay mundo que no tenga cielo; y mientras mayor fué la dificultad vivida en ese segundo de trabajo, mayor es el premio en la divina añadidura; mientras más humilde fué el trabajo, mayor es la recompensa en el Reino de los Cielos; las Ciencias Celestes, llegan a todos los mundos; la Tierra ya cumplió su período de pruebas; salvo aquéllos últimos, pues todo mundo tarde ó temprano vuelve a la realidad eterna; esta realidad, por lo general sorprende a los mundos; que creen vivir la verdadera realidad; no exsiste verdadera realidad, cuando se ha violado la divina ley; la realidad perfecta es aquélla que no dá lugar a intranquilidad a la conciencia; si la Tierra tendrá un llorar y crujir de dientes, es porque no ha vivido la verdadera realidad; la misma conciencia lo acusa; ha vivido ilusionada; se ha alejado por la vía de la comodidad, de la verdadera eternidad; la llamada ciencia del Bién no es otra cosa, que la filosofía del dinero; que ilusiona al espíritu humano; lo entretiene; pero no le hace avanzar; la riqueza no es sabiduría; es el mayor escollo que tiene el mérito; todo rico maldecirá la riqueza; pues el puntaje celestial de su propio espíritu, se vé reducido a una sola filosofía; y esa filosofía es ajena a los divinos Mandamientos; no posee la eternidad; puesto que ningún rico entra en el Reino de los Cielos; por muy genio que haya sido; así como el vicio del alcohol, pierde a las Brillantes inteligencias, así el disfrute de la riqueza, aleja los cielos del espíritu; hay muchas clases de riquezas; pero la más despreciable, es aquélla por la cual sufren sus propios hermanos; mientras que uno es rico, el otro es pobre; el yugo sale del mismo espíritu humano; la soberbia humana, en su ambición desmedida, pasa y pisotea la divina palabra; la divina palabra dice: Todos nacen iguales; todos son hijos de un mismo Padre; ¿quién creó la desigualdad? los demonios que quieren poseer más de la cuenta, que confunden el propio esfuerzo espíritual, con la maldita ambición personal; de los demonios que todo lo miden, con el metro del oro; imponiendo a los demás, el mismo yugo que ellos arrastran; son ciegos guías de ciegos en su propia Egoísta filosofía; símbolo supremo de los espíritus atrasados, que aún viven y sienten la influencia, de sus propias tinieblas; de poseer lo que no es de ellos; de lo que pertenece a todos.-

DIVINO ORÍGEN DEL SISTEMA SOLAR; NACEN INFINITAS CHISPITAS SOLARES; LOS SOLES ALFA Y OMEGA PADRES GALÁCTICOS DE LAS GALAXIAS DE MUNDOS DE CARNE; COMO SE SUCEDEN LOS MUNDOS; EL SISTEMA SOLAR TERRESTRE, ES UN VESTIGIO DE LO QUE FUÉ EN REMOTÍSIMOS TIEMPOS.-

Sí hijito; este dibujo celeste puede ser interpretado y dibujado en formas infinitas; cada mundo posee sus propios dibujos celestes; según su evolución; toda interpretación de los mismos, está íntimamente ligada a sus divinas escrituras; y éstas a sus padres solares; hijos mayores del divino Padre Jehova; escrito está el divino Padre posee infinito poder; sus formas de creaciones, jamás podrán ser contadas; desde el microscópico microbio, hasta el más colosal sol; El universo expansivo pensante, es cambiante; ningún colosal mundo de la materia, es eterno; al igual que las criaturas de carne, los mundos tienen infancia, desarrollo y vejez; tarde ó temprano, todo mundo pasa; pasa al polvo cósmico; más, mi ley no pasa jamás; ella es eterna; ella es la creadora, de mundos que han habido; que hay, y habrán en toda eternidad; la Tierra es un planeta microscópico; tan microscópico, que es desconocido en su mayor parte en el infinito universo; algunos padres solares que han vivido en la Tierra, saben de ella; así fué también, con los colosales mundos que ya no están; nadie es mayor en eternidad, sino el Padre; ninguna ciencia ni ningún mundo salido de sus manos, ha podido sobrepasar su propia eternidad; la eternidad que le fué dada; y la eternidad del Padre; todo espacio es testigo de sus propios moradores; en el espacio que ocupa el actual sistema solar que incluye la Tierra, han habido un número tal de sistemas solares, que jamás la criatura humana podrá contarlos; El tiempo y el espacio reciben a las microscópicas chispitas; y las llevan en su desarrollo, a otras dimensiones; desde lo profundo invisible hasta la materialidad tangible; es decir que muchas moradas hay, donde se cree que nada exsiste; exsisten mundos más colosales, que los que la criatura cree que hay; la dimensión no tiene límite; ni la tendrá jamás; si la Tierra es limitada, se debe a que pertenece a los mundos microscópicos; cuya filosofía es la imperfección en prueba de vida; la materia posee leyes, según la evolución que le fué dada; y según el mandato divino; se empieza por lo pequeño y humilde; y se termina relativamente siendo grande en el Reino de los Cielos; los reinos mayores del espacio, lo son para los mundos microscópicos; mientras tengan imperfecciones; toda meta de toda creación, es llegar a crear mundos; pues el divino Padre Jehova, posee todas las perfecciones; y él confía en sus hijos mayores; más, no siempre los hijos le corresponden; tal como ocurrió con los malditos padres solares faraónicos; se creyeron con más poder y autoridad que el divino Creador; creyeron haber llegado a la cúspide del saber; y la verdad es que nadie los conoce en el Reino de los Cielos; su desaparición de la Tierra, marcó el principio del olvido; pues del polvo salieron y al polvo volvieron; estos demonios, maldicen haber puesto sus pies en la Tierra; todos los siglos que gobernaron, los hicieron retroceder en el conocimiento de la luz; retornaron a tinieblas; donde deben empezar de nuevo; pagando deuda por deuda; ojo por ojo y diente por diente; las naves plateadas vieron todo el pasado de la Tierra; jamás estas divinas naves, dejan de vigilar el crecimiento de todo mundo; ellas estarán presentes en el divino día de la resurrección de toda carne; el año 2001; en la Bendita India; pueblo sufrido, pero respetuoso de las leyes espírituales; al igual que el pueblo chino; duras pruebas tuvo durante muchos siglos; estas pruebas, que fueron pedidas por estos espíritus, llegan a su término; todo lo que se diga en el occidente podrido, calumnia es; y juzjados son los demonios, que alimentan la calumnia; no exsiste calumnia, que no provoque un llorar y crujir de dientes, en el causante de ella; por lo tanto, preparaos falsos profetas del occidente; vosotros habéis hecho de la verdad, un negocio; creyendo que jamás, rendiríais cuenta a nadie; los hechos que se aproximan, os demostrarán lo contrario; escrito fué que seríais sometidos a un juicio final; y el principio de todo juicio divino, está en vuestros propios sentímientos; que han pisoteado a otros sentimientos; falseando la divina ley de la honradez; esto es advertencia para los llamados periodistas del planeta Tierra; el que tenga Boca que hable; que comunique las Nuevas del Señor; que no sea juzjado, por su silencio egoísta; pues se le enseñó, que las Nuevas del Señor están por sobre todas las cosas mundanas; sé hijito que estás ansioso por saber la divina ciencia de mi divina creación; y sé que me he apartado momentáneamente de ella; la divina verdad, es que no hay ciencia sin moral; ni moral sin ciencia; ambas son inseparables; forman eterna alianza en la infinita perfeccion de mis espíritus; además, escrito fué que el Señor está en todas partes; estoy por lo tanto en toda ciencia y toda moral; hablaremos algo más de Ciencia Celeste; este algo es infinito; corresponde a tu evolución actual; que es la suma de todo conocimiento adquirido en otros mundos; sin tomar en divina cuenta tu añadidura; que es infinito en puntaje celestial; en todo hay un primero; en todo exsiste un primogénito; la forma y las circunstancias de como se expresa una divina Revelación, sólo la sabe el Padre; los hijos deben estudiar y escoger en su propias creencias; y guíarse por la divina parábola: por el fruto se conoce el árbol; es decir, que todo lo que se relaciona con las virtudes, proviene de dios; El fruto de dios, siempre transforma a los mundos; es doctrina viviente; que sobrevive a toda otra doctrina; que teniendo el permiso del Señor, son doctrinas en prueba; para conocimiento y avance del espíritu humano; y por lo mismo, también tienen su juicio propio; todo; materia y espíritu tienen juicio final; porque todo es viviente; nada es imposible para el Señor; a todos les dá oportunidad de llegar a toda verdad; esta divina Revelación, hace que toda filosofía humana pase; no entra en el Reino de los Cielos; sólo entra la filosofía de la humildad; y cuyo símbolo es un niño; el espíritu de un niño, no ha vivido ni conocido, las violaciones cometidas por sus mayores; la maldita ciencia del Bien; que es el uso desmedido del dinero, no se ha apoderado aún de su inocencia; los diez Mandamientos tuvieron y aún tienen, la sublime misión de guiar a todo espíritu en la prueba de la vida; de alejarlo de la influencia ilusoria del dinero; de conservarle la inocencia de niño; sin el cual, es imposible la entrada en el Reino de los Cielos; sin el cultivo de las virtudes, ningún espíritu alcanza la gloria eterna; y el dinero, es el mayor escollo para todo espíritu; con el dinero no se puede comprar la eternidad; sólo el sudor de frente; el trabajo; el estudio y la humildad, llevan a los Reinos de los Cielos; escrito fué que cada uno se hace su propio cielo; pues a cada uno le es dado escoger entre el Bién y el mal; las riquezas son el demonio, en la prueba de toda vida; ningún rico, la ha elevado ni ponderado después de muerto; al contrario; maldice las riquezas con todas sus fuerzas; y maldice a sus propios padres; que fueron tan ciegos como lo fué él; pues no entrará jamás en el Reino de los Cielos; sólo vagará por mundos perecederos; mundos de la débil carne, como lo es la Tierra; mundos de multitudes que piensan en forma diferente; unos con respecto a otros; y se constituyen en sus propios verdugos; filosofías fracasadas en otros mundos; seres que vuelven sobre sus propios pasos; a enmendar sus propias violaciones; a pagar el daño hecho a otros espíritus; o bién, a recibir premios pendientes de otras exsistencias; en estos premios mundanos, los más sublimes son los premios del conocimiento; pues ellos honran a la divina herencia recibida del divino Padre; todo estudioso de mis leyes, salvo es; pues cada segundo de tiempo transcurrido en estudio, corresponde una eternidad de premio, en la divina añadidura; por lo tanto, alegraos estudiosos silenciosos; que todos vosotros llevaréis en vuestros pechos, el divino Corderito de Plata; que con el overol celeste, viajaréis por el cosmos infinito; no así, el ocioso; el escandaloso; el nudista; el mafioso; el comerciante usurero; el ladrón; el criminal; que ha comido la carne de mis inocentes hijos; sabiendo que exsiste un divino Mandamiento que ordena no matar; salvo en defensa propia; cuando peligra la vida; los malditos fabricantes de armas; y quienes las Bendicen; todos aquéllos que sabiendo que hay un juicio final, no titubearon en lanzar la primera piedra de la violación de mi ley de amor; sólo los despreciados, los abandonados y los sufridos, entrarán en el Reino de los Cielos; escrito fué: que todo humilde sería ensalzado; y todo grande despreciado; así se cumple un período más, en la justicia divina; el llamado juicio final, no es el único; la humanidad terrestre ha tenido muchos otros; en tiempos tan remotísimos, que Adán y Eva aún no nacían a la vida; cuando la Tierra era microscópica; pues en ella, se han sucedido infinitas y desconocidas dimensiones; sin contar las que vivieron y aún viven bajo la corteza terrestre; los malditos dioses faraones, los conocieron con el nombre de travers; que significa seres que viven a través de la corteza terrestre; muchas escrituras aluden a seres de antes de Adán y Eva; es una sublime verdad; todo corresponde a un divino plan de evolución; que no ha cesado de cumplirse; el número de estas evoluciones es infinito; para que la criatura humana tenga una remota idea, Bástale saber que de cada molécula de Tierra, hay todo un mundo viviente; con microscópicas leyes; que son invisibles, para todo instrumento hecho por el hombre; hasta los mismos instrumentos creados por el hombre, poseen en sus moléculas, mundos y dimensiones desconocidas por sus propios creadores; estos mundos de dimensiones invisibles, tienen la influencia del magnetismo de la inteligencia humana; su misma filosofía viviente representa el sentir del propio instrumento; no hay objeto que no haya hecho el hombre, que no quede impregnado de su propio magnetismo viviente; la divina verdad de esto, la tiene el hombre en su propia envoltura fluídica; sin la cual, no tendría sentimientos; no conocería el amor; sería una fría máquina viviente; todas las virtudes obran en el espíritu; pero no se dejan ver; no se pueden tocar; fisícamente hablando; sólo se siente su dominio; un dominio que constituye una fuerza creadora; o destructora; cuando el espíritu se convierte en demonio de sus propias ideas; todo espíritu humano posee virtudes y pasiones; posee una parte angelical y otra demoníaca; es la ley transitoria de las criaturas imperfectas; posee libre albedrío; y las virtudes y pasiones, también la poseen; en sus filosofías vivientes; nada exsiste en la naturaleza, que no tenga un libre albedrío; hasta el invisible microbio lo posee; sin libre albedrío, no exsistiría creación nacida de sus propios méritos; ni nadie sería responsable de sus propios actos; detener el libre albedrío es una quimera; sólo pueden los tiranos martirizar los cuerpos; ¡pobres de aquéllos que por intenciones egoístas, han tratado de turbar algún libre albedrío viviente de alguno de mis hijos! nadie en el Reino de los Cielos ha osado tamaña temeridad; sólo satanás trató de hacerlo; y fué arrojado del Reino de los Cielos; sólo volverá transformado; cuando se haya arrepentido de su microscópica soberbia; pues, han de saber los hijos terrestres, que nadie es mayor que el Padre; el llamado demonio por la Tierra, es tan microscópico, que se puede decir que es desconocido en el universo expansivo pensante; exsisten otros demonios, que corresponden a otros soberbios de otras galaxias; esto significa que las tinieblas, poseen también jerarquías demoníacas; en la Tierra tienen una avanzada; llamada ciencias ocultas; ciencias malditas; que fueron creadas por los malditos dioses de la sabiduría faraónica; ¡pobres de aquéllos que las han practicado! llorar y crujir de dientes han cosechado; pues han hecho peligrar su propia eternidad; ante leyes del infinito, del que nada saben; sólo la humildad dá poder en el Reino de los Cielos.-

DIVINO ORÍGEN DEL PRIMER PASTO QUE CRECIÓ EN LA TIERRA; COMO EL FUEGO SOLAR EXPANDIÓ SUS ENCARNACIONES EN LA NATURALEZA DE LA TIERRA; EL NÚMERO 318 EN EL PASTO TERRESTRE.-

Sí hijito; te explicaré el orígen del primer pastito que creció en la Tierra; este primer pasto fué un pasto diferente a los actuales; porque las condiciones de los elementos era otra; el magnetismo de la Tierra era otro; la gravedad era casi nula; exsistían criaturas de fuego; que el mundo no conoció; el hombre no fué el primero; ni en su planeta, ni en el universo; ni es tampoco el último; la hierba ó pasto era negra; porque todo era gas; era un gas de color verde negruzco; un verde casi negro; la Tierra estuvo cubierta de infinitas clases de pasto; el pasto verde actual empezó, cuando empezó la rotación omega del planeta; porque has de saber hijito, que la chispita de fuego solar que fué la Tierra, tuvo en sus comienzos movimiento líneal alfa; era la infancia de la Tierra; una infancia planetaria, que se preparaba para paraíso; esta chispita salida de los soles Alfa y Omega, no tenía aún agua; poseía mares de leche; el futuro alimento de Adán y Eva; los elementos de las naturalezas de los planetas, van apareciendo a medida que el planeta crece; es así que la actual vegetación que tiene la Tierra, no la tuvo en el pasado; los elementos poseen liBre alBedrío; y el crecimiento igual; y todos piden alianzas en el Reino de los Cielos; exsiste espera en ellos; todos están subordinados, al todo sobre el todo; el todo no es nada sin el concurso de los demás; el liBre alBedrío determina el todo; cada cual siente su todo; el todo no lo abandona; exsiste todo en la materia y en el espíritu; ambas se aliaron para formar un todo humano; cada todo humano forma un eslabón que le une al universo; incluso al primer pastito que creció en la Tierra; el todo pasa por todo; y el todo pasa; es relativo y frecuente en grado infinito; he aquí la perpetuidad y la transformación en variedad eterna; el todo posee repetición eterna; el día y la noche se suceden igual; igual ocurre con el pastito; habiendo salido de un punto de fuego, se transforma en variedad y continuidad; el pastito siendo gas, emergió de lo invisible a lo visible; tal como sucede en el Reino de los Cielos; todo sale del divino fuego mental del Padre; que es fuego creador de vidas infinitas; el divino Padre estando en todas partes, está también en lo invisible; y su liBre alBedrío viviente, está por excelencia en lo invisible; tal como vosotros ocultáis vuestro liBre alBedrío al mundo; lo de arriba es igual a lo de abajo; el pastito de acuerdo a la divina parábola que dice: Hay que nacer de nuevo para ver el Reino de dios, os sigue vuestros pasos; sigue vuestra evolución; porque de acuerdo a la divina parábola que dice: Hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; vosotros fuísteis microscópicos; fuísteis pastito; fuísteis microbios; para ser ahora, algo más grandecito; sóis ahora monitos humanos; con un poquito más de inteligencia; y no os detendréis allí; porque sóis espíritus eternos; lleváis la eternidad de vuestro Creador; y os expandís en vuestras filosofías vivientes; el pastito llegará a ser un ser humano; ¿no se os enseñó que hay que nacer de nuevo? la materia y el espíritu del universo viviente del Padre Jehova, son iguales en derechos ante él; nadie es menos en la justicia divina; El pastito es sólo un ejemplo; ley es para todos; hasta vuestras invisibles ideas, se transforman en colosales mundos; y lo invisible se vuelve visible; lo que llamáis la nada, se vuelve materia en las lejanas galaxias; lo que creéis una ley única, deja de serlo en otros mundos; sólo el Padre es único; todo el universo expansivo pensante, es infinitamente relativo; aunque los mundos duren trillones de veces, la edad que lleva la Tierra; todo se hace y se deshace; se dá y se quita; sólo perdura la experiencia de haber conocido tal ó cual materia en el universo infinito.- Sí hijito; este dibujo celeste explica infinitas leyes en la creación de un microscópico pastito; el pasto terrestre es una encarnación como cualquiera otra; las plantas y las flores son carne; ellas sienten dolor; más no gritan; en sus leyes ellas deberían ser intocables; intocables en el sentido de la destrucción; esta divina Revelación hará contener a millones de destructores de plantas; muchos de estos demonios que cultivan el desmán destructor, pedirán clemencia en público; porque el divino Mandamiento dice: No matarás; todas las plantas maltratadas injustamente, por puro capricho humano, esperan en el Reino de los Cielos, el retorno de sus verdugos; todo es viviente en la morada del Padre; toda planta lee la mente en el Reino de los Cielos; una cosa es cuidar una planta, ya sea limpiándola, sacándole sus hojas secas; y otra cosa es destruirla; toda intención es pesada y juzjada en el Reino de los Cielos; las plantas son espíritus que pidieron probar la filosofía de planta; tal como vosotros pedísteis probar la filosofía de monito humano; toda creación nace a imagen y semejanza del divino Padre; ¿no se enseñó que vuestro Creador, está en todos y en todas partes? la divina parábola a imagen y semejanza, no es exclusiva de nadie; eso es egoísmo; es limitar el amor del Padre, que alcanza a todos; las semejanzas son infinitas en el Padre; lo era antes que naciera el género humano; toda planta ó pastito es un futuro ser humano; vosotros fuísteis plantas; pues hay que ser chiquitito y humilde para ser más evolucionado en la eternidad del tiempo; para llegar a ser grande en el Reino de los Cielos; las plantitas forman sus propios universos; sus galaxias, sus cosmos; los universos de las flores, son una de las infinitas glorias del Reino; sublime filosofía de la Belleza y la armonía; las flores en el evolución humana, representan el recuerdo amoroso; una filosofía que se practica poco en el mundo de los vivos; sólo se siente cuando alguno abandona su morada planetaria; todo sentimiento tiene su símbolo en las flores; porque los sentimientos fueron flores vivientes y plantas; antes de formar alianzas amorosas con el espíritu; la materia y el espíritu se alternan en sus avances hacia la perfección; explicar el orígen del pastito, es remontárse al pasado del mismo espíritu humano; pues materia y espíritu son una misma cosa; salidas de un mismo punto; y manifestados en diferentes liBres alBedríos; más, todos nacen iguales en sus derechos; si el espíritu humano es viviente, también lo es la naturaleza que le rodea; todos vuelven al punto de donde salieron; al lugan donde fueron creados; al nacer un pastito, ocurre lo siguiente: en el lejano sol Alfa se desprenden infinitas e invisibles líneas magnéticas solares; que dejan su influencia en los nervios de toda planta; todo pastito posee su cordón umbical que le une a su sol; igual ocurre con las criaturas humanas; y con toda la naturaleza; estad seguros que hasta vuestros invisibles microbios, están unidos por su cordón umbical; nadie nace desheredado; todos tienen los mismos derechos; la materia y el espíritu en sus infinitas variaciones; las características en la materia, y las individualidades en el espíritu; ambos son vivientes; cuando se está gestando una transformación en una semilla, ocurre lo siguiente: Toda semilla tiene escrita su destino en el Reino de los Cielos; cuando empieza a germinar, sufre en su propio gérmen una transformación magnética; que vá en aumento a medida que se cumplen sus tiempos de madurez; es un proceso parecido al de una madre que vá a dar a luz; en ambos casos la causa es la misma, con diferentes características; es decir que la semilla y el ser humano son de orígen solar; y en sus avances evolutivos, escogieron diferente camino; esta ley es para toda la variedad viviente de vuestra naturaleza; toda forma de que se disfruta, se pide en el Reino de los Cielos; en el macrocosmo; donde el magnetismo es más intenso; al grado tal, que crea y mantiene a los universos materiales; el universo es producto del magnetismo de la Trinidad Solar; y todo sale del fuego mayor; sale del divino Padre; todo mundo, tarde ó temprano sabe su orígen cósmico; todo depende del cumplimiento de lo que se prometió en el Reino de los Cielos; todo planeta se inicia en los gigantescos soles; y hasta los mismos soles, salen de los soles; el principio de la Tierra, es el mismo principio del microscópico pastito; y es el mismo principio conque una madre humana dá a luz; la causa de todo está en el nacimiento y desprendimiento del magnetismo solar; mientras exsistan soles en el universo, exsistirá la vida universal; toda teoría, toda inventiva que no se pruebe en la Tierra, exsiste en lejanas galaxias; en grados infinitos; y en una cantidad tal, como la mente pueda imaginar; todo principio tiene a la vez, su principio; quiere decir que todo el infinito, no se puede explicar a ningún mundo; todo se explica según el entendimiento a que es capaz la evolución; y todo entendimiento está escrito en el Reino de los Cielos, antes que nazca la criatura; y es así que todo pastito, tiene escrito su historial, antes que sea pastito; los acontecimientos le salen al encuentro a la criatura; sublime revelación para las ciencias humanas; pues el acontecimiento y la criatura, hicieron alianzas en el Reino de los Cielos; se comprometieron mutuamente; y se prometieron materializarse; es por eso que toda escritura sagrada, enseña ser humilde en la prueba de la vida; pues quien viola la ley de amor, se encuentra conque traicionó, a otras criaturas que le acompañaron en la vida; esta realidad, es una de las causas del futuro llorar y crujir de dientes del rebaño; toda criatura no está sola; ni físicamente ni espiritualmente; la divina ley se reservó el orígen único del mundo, porque todos pidieron ser probados en la vida; la prueba de la vida humana, es una de las infinitas que han habido; hay y habrán; nada tiene de exclusivo; la exclusividad es egoísmo; sea en la forma que sea; la exclusividad es lo opuesto a la caridad; y la caridad, es producto de una filosofía que la hizo nacer; si exsistiera justicia en el mundo, no exsistiría la caridad; sería desconocida; y donde haya caridad, hay usureros; que crean la necesidad; le quitan a otros, lo que a ellos no les corresponde; la naturaleza viviente todo lo observa en silencio; el silencio es el ruído para ella; esta realidad la vé el espíritu en el Reino de los Cielos; la vida es un conjunto de inteligencias; nadie está solo; la indiferencia del espíritu con respecto a la materia, fué pedida por todo espíritu humano; y todo se le concedió; cada cual es un divino plan evolutivo; igualmente el microscópico pastito que crece humildemente en cualquier lugar; lo de arriba es igual a lo de abajo; el pastito sigue también una evolución; es por eso, que exsiste una variedad infinita de plantas; fuera de las que exsistieron en el pasado de la Tierra; que ninguna criatura conoció; y su volumen fué superior a la que exsiste en la Tierra; el pasto primero estaba cargado de elevadísima electricidad; debido a su cercanía de mayor grado de calor en la chispa solar; era una época de mares de fuego; una era fascinante y a la vez pavorosa; era un mundo en nacimiento; sólo había energía en estado liBre; es decir destructor; tal como aún están ciertos planetas cerca de la Tierra; pues son más nuevos; el proceso es el mismo; más, las divinas alianzas de sus constituciones es otra; los planetas también poseen individualidad; es por eso que tienen diferentes nombres; y diferentes destinos en sus desarrollos; más, todos llegan a un mismo punto; que es el punto donde nacieron; desde el punto de donde se nació, hasta el total recorrido por el espacio, se transforma en una Bola planetaria; a este recorrido y a este desarrollo, se le denomina, línea solar; la línea solar la poseen todos; desde el colosal planeta hasta el microscópico pastito; y es el mismo cordón umbical; incluso lo poseen los microbios invisibles; esto dá una idea, de que todo el universo está cruzado de líneas magnéticas; que poseen sus propias dimensiones, espacios y filosofías; ninguna línea magnética choca; todo destino sigue su curso lineal; esta creación lineal corresponde a los mundos de la carne; de la categoría evolutiva de la Tierra; exsisten infinitas clases de líneas; en su cualidad y en su calidad; la línea magnética ó cordón umbical, se asimila con los elementos del universo; mientras más sabe un espíritu, más grande es su asimilación; más poder creador posee; mayor es su magnetismo; más se acerca a los grandes soles; este poder todos lo tienen; sóis en otras palabras, una semilla magnética que vá brotando en muchos mundos; este brote da lugar a la vida; sumad los brotes y tendréis un fuego viviente; todo es relativo a vuestras intenciones; es así que algunos sacan provecho del brote llamado vida; otros lo desperdician; es decir, no cumplen con la ley del bién; pierden su tiempo; y para que nadie perdiera su tiempo, el divino Padre dijo: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente; quiso decir en otras palabras: Todo cuesta en cualquier progreso; sólo con el mérito de tu propio trabajo, puedes llegar a ser grande en el Reino de los Cielos; no exsiste otro camino; y si el espíritu toma otro camino, se lamenta tarde ó temprano; un segundo de vida vivido en la ley del Padre, es un cielo que se gana; y un segundo de vida vivido en la violación de la ley del Padre, es un cielo menos para el espíritu; disminuyendo los cielos, el espíritu se acerca a las tinieblas; se acerca a mundos-infiernos; donde la explotación es la ley eterna; donde todos son esclavos de sus propias imperfecciones; el pastito también pasa por lo que otros pasan; sigue la línea evolutiva; sigue los pasos al espíritu humano; y el espíritu humano sigue también, los dictados de su conciencia; el pastito posee liBre alBedrío; y su filosofía de pasto es relativa; tiene un principio y tiene un fín; un fín como filosofía y un fin como jerarquía; dos en uno; igual ocurre con todas las criaturas vivientes; dos en uno significa que todos en su filosofía van al Padre; pues el divino Padre es el Uno en el universo; el pastito posee todo el magnetismo de un sol; lo tiene en cualidad descendente; y a medida que evoluciona, vá escalando en forma geométrica, la línea ascendente; nace arrastrándose y termina levitando; nace del polvo y termina en los soles; y vice-versa; los soles también fueron pastito; fueron microbios; fueron chiquititos y humildes, para ser grandes en el Reino de los Cielos; fueron criaturas del microcosmo, tal como lo es el hombre; del microcosmo se pasa al macrocosmo; y siempre conservando la relatividad; una relatividad infinita; sólo el Padre sabe donde termina ésta; los mundos son solidarios por su causa de orígen; y las guerras de mundos ocurren, porque no faltan los espíritus ambiciosos; los espíritus atrasados; que destruyen lo que hacen los espíritus creadores; todo mundo los posee; porque probados son en sus propias leyes; de todo hay en el rebaño del Señor; no sólo en el rebaño terrestre; sino, que en todos los rebaños de todos los mundos; las guerras de los mundos exsisten; y exsisten en grado infinito; el hijo terrestre, nunca a presenciado una guerra de mundos; más, el Cordero de dios, lo explicará; en los mundos colosales del macro, hay guerras colosales; si las vieran los seres humanos, se llenarían de pavor; son guerras que abarcan galaxias y universos; una destrucción como jamás han visto ojos humanos; allí las armas son mentales; todo es fuego destructor; exsisten guerras que empezaron de mucho antes que naciera la Tierra; se acabará la Tierra y aún seguirá la guerra de mundos; sus criaturas son gigantescas; viven en otro tiempo; su unidad de tiempo no es el siglo; su unidad de tiempo es mayor que todos los siglos terrestres juntos; incluyendo los siglos futuros de la Tierra; una de esas criaturas, pesa más que la Tierra misma; vive más que lo que viviría la Tierra; si una de ellas pisara vuestra Tierra, vuestra morada se saldría de órbita; oscurecería vuestro sol; y quemaría con su magnetismo; su sola presencia haría desaparecer la civilización terrestre; y creedme, esa criatura es un enano al lado de otras; y éstas de otras; la creación viviente del divino Padre Jehova, no tiene límite en nada; ni en el crecimiento de sus criaturas; es por eso que sólo exsiste un sólo universo; el universo expansivo pensante; este universo contiene todos los demás; contiene todo lo que la mente imagina; pues todo lo que se piensa, se materializa; toda idea germina en colosal mundo; toda criatura se hace su propio cielo; jamás cesa este proceso universal; tenéis su gérmen por toda eternidad; os sigue de exsistencia en exsistencia; es la herencia de vuestro divino Padre; ante esta ley infinita, la llamada muerte no deja de ser una transformación; el cuerpo de carne se os dió para cumplir una misión planetaria; debéis considerarla como una herramienta de trabajo; que debéis perfeccionar; con el conocimiento y el esfuerzo; pues así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; y así se os concedió; todas las viscisitudes e incertidumbres que estáis pasando, todas las aceptásteis; porque son resultado de las consecuencias, de vuestras pasadas imperfecciones; porque todo espíritu nace de nuevo; y en cada exsistencia queda un algo Bueno ó malo; la continuidad infinita de vuestras exsistencias, es consecuencia de esta ley; vosotros mismos moldeáis vuestra futura morada; según fué vuestra inclinación en la vida; si predominó la pasión, váis a mundos de pasión; si predominó la dulzura, váis a mundos de dulzura; si predominó la alegría, váis a mundos de alegría; si predominó la explotación, váis a mundos de explotación; si predominó la flojera, váis a mundos de perezosos; si predominó el orgullo, váis a mundos de orgullosos; si predominó el engaño, váis a mundos de engaños; si predominó el vicio, váis a mundos de viciosos; si predominó el trabajo, podéis elegir mundo; si predominó la humildad, podéis entrar al Reino de los Cielos; si predominó la política, váis a mundos de falsos profetas; allí seréis vosotros los engañados; si predomino la maleza llamada nobleza, váis a mundos de siervos; allí aprenderéis a sentir en carne propia, el dolor moral de sentiros inferior; si predominó lo religioso, váis a mundos de falsedades; a mundos en que vosotros seréis los divididos en vuestras creencias; si predominó el escándalo, váis a mundos de moral corrompida; donde no estaréis a tono; correréis el peligro de suicidaros; escrito fué: Por donde pecas, así pagas; el juicio se lo hace cada uno; nadie escapa a la ley; hasta el pastito la cumple; porque también pidió pruebas en su filosofía; también posee sus sagradas escrituras; porque nadie es desheredado; todo pastito; toda planta; toda flor, sabían a lo que estarían expuestos al venir a la Tierra; y pidieron pasar la experiencia; tal como vosotros pedísteis la experiencia humana; El pastito sabe lo que le espera; en la misma sensación como lo sabe la criatura humana; sin dejar de cumplir sus leyes en su filosofía de pastito; también posee olvido del pasado; este ejemplo aplicadlo a toda la naturaleza; sea cual sea la filosofía materializada; el pastito también posee su número de justicia; pues estáis en la vida, porque pedísteis justicia en el Reino de los Cielos; más, nadie viene a la vida obligado; ni nadie viene a pasarla de ocioso; la filosofía del ocioso, es uno de los mayores atrasos del espíritu; todo tiempo tiene su tiempo; quiere decir que todo tiempo es juzjado; todo tiempo tiene su límite; un ocioso no puede estar toda la eternidad de ocioso; porque se apodera de él, el aburrimiento; el hastío por su propia filosofía; que es una pendiente peligrosa; pues le acerca a la idea del suicidio; algo parecido a los que pidieron la prueba de la riqueza; que después de probar todos los placeres pasajeros del mundo, llegan al hastío; y teniéndolo todo, se suicida; estos espíritus ricos son los más tiranos que exsisten; todo lo quieren para sí; se llenan de deudas espírituales, por causa de la ambición desmedida; se hacen infelices ellos, y hacen infeliz al mundo; mientras que a ellos nada les falta, el resto sufre; por causa de ellos está dividido mi rebaño entre ricos y pobres; estos tiranos de los mundos, temblarán cuando lean las leyes de la divina vara; porque así como calcularon y midieron, así serán juzjados; escrito fué: Con la vara que mides, así serás medido; la vara de medir son los divinos Mandamientos; es la divina moral de cada uno; los que tienen más, deben devolver; porque eso averguenza al divino mandato; la divina vara sólo quita lo que está demás; es el equilibrio entre lo que se debe tener, y lo que no se debe tener; es la causa que los mismos espíritus pidieron al término de sus pruebas; toda prueba humana termina, cuando llega una nueva doctrina de dios; la palabra viviente del Creador, todo lo transforma; así ocurrió con las doctrinas del pasado; las leyes Mosáicas y Cristiana; le sucede ahora la doctrina del Cordero de dios; que es el gran Consolador prometido; el gran Consolador y la doctrina del Cordero de dios, son una misma cosa; que fueron expresadas en diferente forma; fueron expresadas, teniendo en cuenta que la filosofía de la Tierra, es una filosofía de prueba; lo mismo se aplica a toda la sagrada escritura; la escritura es viviente; porque sale de la palabra viviente del Creador; y también pide pruebas; decir o negar lo contrario, es negar el libre albedrío a otros; nadie es menos ante el Padre; ni los microbios de vuestros excrementos; la divina justicia está en todas las formas de vida; es así que el pastito es creador de su propia justicia; su propia exsistencia encierra su causa; igual al espíritu humano; el número 318, le viene siguiendo desde cuando tuvo otras formas geométricas en otros mundos; es el mismo número en otra cualidad y calidad; de la cualidad sale la experiencia de tal clase de vida; y de la calidad, la sal de la vida; que es en definitiva, la filosofía expansiva del ser; la sal de la vida forma los futuros universos; es la escencia alcanzada en las ideas; es el resultado del Brote de la semilla galáctica; escrito fué: Vosotros sóis la sal de la vida; cada vida en cada mundo, produce nueva sal; la vida es una temperatura solar; en esta temperatura está la sal de la vida en gérmen; al desarrollarse la criatura, pone en juego su sal; la sal y el espíritu se asimilan; durante la vida se sienten pero se desconocen; están en prueba; a la muerte se reconocen; pues poseen liBre alBedrío; recuerdan su alianza en el Reino de los Cielos; este recuerdo es como un nuevo presente para ambos; por lo general esta alianza entre la sal y el espíritu, es eterna; se siguen atrayendo de exsistencia en exsistencia; El pastito también posee su sal de vida; cada evolución la posee; tanto en la materia como en el espíritu; los lejanos soles igualmente; lo de arriba es igual a lo de abajo; la sal de vida es la individualidad hecha filosofía; y toda filosofía es individualidad; de lo aprendido sale el espíritu; la calidad de lo aprendido es su sal; todo conocimiento es producto del esfuerzo; en lo microscópico y macroscópico; en lo mínimo y en lo mayor; en lo fácil y en lo difícil; en lo invisible y lo visible; en la materia y en el espíritu; es por eso que se os mandó: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente; porque el conocimiento debe salir de cada uno; todo conocimiento regalado, nada vale en el Reino de los Cielos; todo debe salir de vuestros espíritus; la filosofía del materialismo explotador, se anula así misma; produce progreso; gana puntaje en ello; pero explota; y tiene descuento de puntaje; acorta ó disminuye su añadidura; esto fué escrito hace muchos siglos atrás: el demonio se divide así mismo; el demonio viviente es la explotación; que cree que su filosofía nunca terminará; profundo error; profunda ilusión; la caída del materialismo explotador ó capitalismo, se deberá a que nunca quisieron profundizar las leyes del espíritu; ciegos fueron; y ciegos caerán; la más grande ignorancia espíritual, está con ellos; la divina vara los despertará; el enojo de la naturaleza los estremecerá; este enojo está en la materia y en el espíritu; ambas pidieron el juicio final en el Reino de los Cielos; todos los espíritus explotadores, ambiciosos y egoístas, prometieron antes de venir a la vida, no explotar a nadie; estos violadores de sus propias promesas, vieron en colosales pantallas de television solar, la esclavitud de otros mundos; vieron como los ambiciosos subyugaban a sus hermanos, en la prueba de tal ó cual vida; y vieron el principio del mundo; vieron la explotación y esclavitud faraónica; vieron la primera corrupción espíritual del hombre; vieron la adoración al oro; adoración que es codicia; una codicia que se extendió por todo el mundo; y que aún, esclaviza a la voluntad humana; todo lo vieron los ambiciosos; y todos prometieron no seguir sus propias inclinaciones; pues en otros mundos habían caído en la ambición; también dejaron un llorar y crujir de dientes en otros mundos; y todos los ambiciosos, visitaron muchos mundos de filosofía explotadora; hicieron alianzas con las virtudes honradas; cuyo número fué de 318; un número que no olvidarán jamás en sus exsistencias; cada virtud del espíritu, se une a un espíritu-sol, para avanzar; no para retroceder; pues si un espíritu es inmoral, sus virtudes se corrompen; se contagian; cada virtud posee libre alBedrío; igual como lo posee el espíritu; y las virtudes vivientes, acusan al espíritu en el Reino de los Cielos; todo espíritu llega desnudo a la morada del Padre; nada puede ocultarle a su propio Creador; el magnetismo del divino Padre, todo lo atraviesa; está en el todo sobre el todo; y sucede que llegado el espíritu de su remoto planeta, se le hace ver el mundo que a dejado; y lo vé tan cerca, que el espíritu cree que está de nuevo en él; sólo la realidad física, le saca de este error; se toca y no se siente; pero siente que vive; piensa igual; tiene conciencia de sí mismo; cuando un espíritu a violado sus propias promesas, el divino Creador le quita el cuerpo físico; porque el Señor dá y quita; porque son indignos de conocer nueva vida; estos espíritus vagan en las tinieblas; porque en sus mundos, sembraron tinieblas; sembraron el dolor humano; sembraron hambre y miseria; sirvieron a las tinieblas; y las tinieblas los reclaman; porque toda filosofía se atrae; sea del bién, ó del mal; es la ley magnética y expansiva de la atracción; quien viola la ley de la luz, se gana a las tinieblas; y quien vence a las tinieblas, se gana la luz; el Bién y el mal, esperan todos los retornos; esperan el regreso de cada uno; todos tien intereses; todos tratan de dominar a todos; porque todos son vivientes en sus filosofías; esto se debe a que todo exsiste; y todo es magnetismo de atracción ó rechazo; el gran imán de cada uno, es la conciencia; es el mismo espíritu pensante; el cuerpo físico posee lo que el espíritu posee; posee brillo de sol; contiene una radiación que es electricidad solar; es la sal de la vida; una sal saturada de todos los hechos que llevó a cabo el espíritu; una parte del cuerpo físico es la carne; la parte que se pudre y se vuelve polvo; vuelve al todo sobre el todo; en su transformación penetra dimensiones microscópicas; y termina por desaparecer; los ojos humanos pueden ver su transformación; más, no pueden ver su destino; la vista humana no puede penetrar lo invisible; sólo le queda la imaginación; es por eso que se enseñó cultivar la fé; la fé es necesaria en todos los mundos de la carne; es propia del esfuerzo de las criaturas imperfectas; escrito fué: La fé mueve montañas; pues con la fé, avanzan todas las virtudes del espíritu; y al avanzar, el espíritu adquiere mayor poder mental, sobre la materia; mi divino Hijo Primogénito lo probó; si él no tuviera fé, el mundo nunca le habría conocido, porque sin la divina fé, nunca se habría ofrecido para salvar a una humanidad; más, dad las gracias al Creador; pues así lo permitió; el divino sacrificio de la cruz, fué hecho con olvido del mismo; mi divino hijo solar, lo supo en la Tierra; no en el Cielo; se impuso una prueba, dentro de la misma divina prueba; él supo que moriría en la cruz, por divina telepatía; todo lo demás, como profetizar lo sabía desde su nacimiento; a pesar que las antiguas escrituras, anunciaban su sacrificio en la cruz.-

DIVINO ORÍGEN DEL PENSAR HUMANO; CADA ACTO REALIZADO ESTÁ EN EL MISMO CUERPO; LA TELEVISION HECHA DESTINO; EN CADA UNO ESTÁ SU PROPIO CIELO; 318 LÍNEAS.-

Sí hijito; en el cuerpo humano están todos los acontecimientos que a ejecutado la criatura; porque cada uno se hace su propio cielo; cada acto instante por instante, quedan grabados alrededor del cuerpo; lo mismo que en los soles; en las lumbreras solares todo queda escrito en sus coronas solares; y exsisten en ellos, las casas de escritura; lo de arriba es igual a lo de abajo; las casas son de fuego viviente; y se materializan en presencia de todos los espíritus que parten del cielo; partir del Reino, es nacer en nuevas vidas en lejanos planetas; allí el ajetreo es colosal; es tan colosal, que vosotros sóis desconocidos; todo se confunde en un ir y venir; este ajetreo es algo parecido a lo que ocurre en una estación de ferrocarril; unos llegan y otros parten; y se ven infinitas geometrías vivientes; y entre la multitud, está vuestra microscópica espiral; porque cada criatura llega, tal como salió; nada se trae de los planetas; a donde fué a perfeccionarse en el destino que pidió; ninguna propiedad se conoce en el Reino; no exsiste propiedad privada; porque el universo es de todos; y todo aquél ó aquella que defendió lo privado, no entrarán al Reino de los Cielos; ciertamente que necesitáis defender lo que os a costado; siempre que sea con el trabajo y no explotando ni comerciando; porque ningún explotador ni ningún comerciante, entrarán al Reino; sólo tiene derecho a defender lo suyo, el honrado y el humilde; porque cumplieron la ley de dios y no leyes de hombres; la propiedad privada no debió exsistir jamás en el mundo; porque mis Mandamientos no mandan, hacerse ricos; nadie nace con propiedad privada; es la ley de los hombres, la que no le dá otra alternativa; y todo tentador de la ciencia del bién, no entra tampoco al Reino; el llamado capitalismo os ilusionó por un instante; y basta un instante de violación en vuestras exsistencias, y no se entra al Reino de los Cielos; porque en el Reino pedísteis, cumplir con la más elevada moral; una moral propia de ángeles; una moral que desconocía la explotación, la ambición, la ilusión, y toda forma de esclavitud para el espíritu; vuestro sistema de vida, es el causante de la mayor tragedia de un espíritu; pues el no poder entrar al Reino, es la tragedia de las tragedias; y vosotros que servísteis al señor del oro, no podréis entrar; porque no se puede servir a dos señores.- Sí hijito; las ideas fluyen por la mente y se expanden por el cuerpo; es la misma electricidad de vuestro cuerpo el que hace que las ideas penetren por todos los poros de carne; y no sólo las ideas; sino que las escenas y todo espectáculo que vuestros ojos vieron; y todo en los mismos colores que se experimentaron; los colores en realidad no exsistirían, si no fuera por la electricidad de vuestro cuerpo; todo color es una vibración del espectro solar; y todo color en toda idea, es una reencarnación instantánea que parece ser permanente; y todos los cambios de colores hechos por los hombres, igual; al principio de vuestro planeta, todo era fuego; y los colores del fuego estaban expandiéndose en las mismas moléculas salidas del fuego mismo; el descenso de temperatura, provocó el nacimiento de otros elementos; que tenían ya color reencarnado; no olvidéis que todo es viviente; los colores tienen vida y vuestro espíritu también; el encuentro de vuestro espíritu con los colores que os a tocado ver, no es una coincidencia; este encuentro fué pedido por vosotros y se os concedió; y quedó escrito en los libros solares; los divinos libros que cuentan las historias ocurridas en la eternidad; de los libros solares se sacó la geometría del Arca de las Alianzas; que representa a la vez, los contornos de un libro; y esto significa que la Revelación del Cordero, se extenderá por el libro sobre toda la faz de la Tierra; y no sólo por este medio de ilustración; sino, que por todos los que exsisten; porque el Creador de toda revelación, está en todas partes; la Ciencia Celeste del Cordero de dios, será traducida a todos los idiomas de la Tierra; porque la palabra del Padre es universal; cada idea es un cuadrado con tendencia a geometrizarse; y su escencia es fluídica; expandible y con libre albedrío propio; vaga en torno de vosotros; y vá y viene al vaivén del magnetismo de vuestra atmósfera; si vosotros tenéis las ondas de radio, vuestras ideas también la tienen; lo de arriba es igual a lo de abajo; cada idea vuestra deja a su paso, un surco ó línea; y a medida que la idea más se aleja de la Tierra, su cuadrado se torna círculo; es como un caracol; los platillos voladores son las naves que recogen vuestras ideas; la cosecha se denomina en el Reino de los Cielos, como la semilla galáctica; y en muchos mundos, los conocen por el nombre de jardineros del espacio; en los mundos más evolucionados que el vuestro, sus criaturas ven y hasta conversan con los tripulantes, de las naves plateadas; la misión de los platillos voladores, es misión de trabajo; ellos no van a los mundos, por exhibirse; y todos los que los habéis vistos, es porque así lo pedísteis en el Reino y se os concedió; los que no los han visto, es porque no lo pidieron; ellos recorren el espacio exterior de los planetas, recogiendo las ideas físicas de sus criaturas; y las seleccionan; porque de cada microscópica idea vuestra, nacerá en la eternidad un colosal mundo; porque cada uno se hace su propio cielo; todo mundo está rodeado de un cielo; y como exsisten ideas buenas y malas, de vosotros mismos nacen los futuros paraísos ó infiernos; porque la herencia de vuestro pensar, contenida en la idea, madura y materializa planetas; escrito fué que vosotros sóis la sal de la vida; y el que cree en su sal, tiene vida eterna; el que no creyó, se aisla; porque a negado su propia herencia; la sal de la vida es el conocimiento aprendido por vosotros en la vida; todo esfuerzo salido de vosotros, es la sal de la vida; es por eso que fué escrito: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente; porque sin sacrificio espíritual, no hay mérito; no hay sal de vida; la sal de la vida es de los humildes; toda comodidad, no es sal de vida; porque no es mérito intelectual; toda comodidad queda en la Tierra y no entra en el cielo; la comodidad de vuestro mundo, es comodidad inmoral; porque unos no tienen que comer, y otros no saben lo que tienen; porque la abundancia a sobrepasado todo cálculo; ninguno de vosotros que vivió en abundancia, mientras otros carecían de lo elemental, entrará al Reino de los Cielos; porque la desigualdad como sistema de vida, se desconoce en el Reino; vuestras ideas poseen cualidad y calidad según vuestro pensar; la cualidad es vuestra filosofía; vuestro modo de pensar; la calidad es la jerarquía espíritual contenida en vuestras ideas al nacer a la vida de la Tierra, traíais ya una jerarquía anterior; porque sóis producto de un conocimiento anterior; porque todo espíritu nace de nuevo; y muchas exsistencias a tenido; de vuestra sal de vida sale el futuro cuerpo de carne; y también las cualidades y calidad de vuestro espíritu; a cada nacer de nuevo, cambíais vuestra individualidad; porque de todo hay en el rebaño del Padre; vuestra mente genera 318 líneas magnéticas-mentales; y dentro de ese número está toda la gama de vuestras ideas; esto no significa límite a la idea; significa que toda idea hereda su número de líneas; cada línea le une a cada virtud que posee el pensar; cuando se piensa, en vuestra mente ocurren hechos abismantes; las virtudes de vuestro espíritu, se aglomeran como lo haría una muchedumbre; no son 318 porque en sus cualidades y calidades son infinitas; el 318 las identifica; más, la mente es infinita; antes que expreséis una idea, hay un suspenso; un silencio; una pausa; ó si queréis un vacío; esta pausa es un silencio en los cielos; porque cada idea cumplida y materializada en la Tierra, se vá escribiendo en el mismo instante de generarla, en el Reino de los Cielos; en ningún instante de vuestras exsistencias, estáis solos; exsiste alrededor de vosotros, toda una red de comunicaciones que llega hasta los mismos soles Alfa y Omega; vosotros nada de esto véis; porque así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; en virtud de que quisísteis ser probados en la vida humana; y por lo mismo, pedísteis un olvido momentáneo de vuestro pasado; antes de venir a la Tierra, no la conocíais; igual causa exsiste para todo planeta del universo; en un instante dado no se conoce; y en otro instante se conoce; el instante es en el Reino, una vida humana; y los instantes, los siglos de vida que lleva vuestro mundo; y vuestro planeta tiene tantos siglos, como moléculas tiene; la Tierra vuestra está entrando a su vejez; y a recorrido tres cuartas partes, del total de su exsistencia; la cuarta restante es el mundo nuevo; es el principio del Milenio de Paz; que se inicia con la Revelación del Cordero de dios; una vez más, la palabra viviente del Padre Jehova, se manifiesta en doctrina viviente; tal como ocurrió en el pasado; primero os envié la ley Mosáica y segundo la doctrina Cristiana; y la tercera y última, la doctrina del Cordero de dios; han exsistido otras doctrinas, salidas de ciertos padres solares; de microscópica jerarquía; que en nada hacen variar la voluntad del Padre; su libre albedrío expresado en las escrituras; porque tiene libre albedrío el Padre y tienen los hijos; lo de arriba es igual a lo de abajo; debéis distinguir lo que es del Padre, y lo que es de los hijos; que por el fruto se conoce el árbol; quiere decir que por el contenido intelectual, se conoce una doctrina; cuando el libre albedrío del Padre se expresa, su divina palabra transforma los mundos; transforma sus propias costumbres; marca épocas que duran siglos; y muchas veces abarca la total exsistencia de un planeta; siempre triunfa el Padre en los destinos de los mundos; y dá oportunidad a sus hijos de probar filosofías; porque a todo le llega su tiempo; todo pensar cumple su anhelo que pidió en el Reino de los Cielos; cada pedido vuestro constituye una idea a probarse en el lugar pedido; en el mundo elegido; si a vosotros os tocó la Tierra, es porque así os convenía; todo destino que sale del Reino de los Cielos, es todo un plan divino; es como si vuestro espíritu fuera una perla; en que se busca hermosearla más; perfeccionarla más; y su perfección no tiene límite; vuestro espíritu es como un sol en miniatura; de muchos y variados colores; y cada color representa una virtud; a este brillo se le llama la sal de la vida; porque de su geometría libre se saca el futuro cuerpo de carne y el cuerpo espíritual; y todos estos colores fluídicos que tenéis alrededor del cuerpo, son los mismos en su orígen, que tienen los platillos voladores; lo de arriba es igual a lo de abajo; la diferencia está en que los fluídos de las naves plateadas, han variado y evolucionado más; su cualidad y calidad es otra; porque han nacido mayor número de veces; han tenido mayor número de reencarnaciones; mayores e infinitos son los colores de sus sales de vida; son más antiguos que vosotros; y tienen más poderes mentales; actúan en dimensiones que vosotros, aún no alcanzáis; estas criaturas nacieron en otros tiempos dentro de los tiempos de los soles; cuando el universo actual no estaba; y desde que nacieron, han pasado tantos universos, como granos de arena contiene un desierto; en sus infinitos viajes por el cosmos, han visto nacer, desarrollarse y la agonía de los mundos; planetas como el vuestro, se cuentan por infinitos; ellos, no vienen a vuestro mundo por novedad; porque saben infinitamente más que vosotros, lo que es el universo; muchos de vosotros, habéis caído en este error; la causa de ello, es que muchos se creen exclusivos; únicos; ignoran por propia voluntad, que muchas moradas tiene el Padre; y que es infinito; ningún exclusivo entrará al Reino de los Cielos; porque tal filosofía egoísta no se conoce en el Reino; y no entrará al Reino, ninguna criatura que haya reducido aunque sea en lo más microscópico de su pensar, el poder infinito del Padre; en toda reducción está el Padre; y en todo lo que piense la criatura está el Padre; por lo tanto el Padre reclama lo suyo; y lo del Padre es todo lo creado; es la imaginación misma; y toda imaginación que le niege no entra al Reino; todas las ideas que generásteis en la Tierra, os esperan en el cielo; porque han viajado primero; ellas siendo microscópicas, son primeras en el Reino; porque todo humilde lo es; este encuentro entre el espíritu y sus ideas, es un espectáculo único; a veces el encuentro es doloroso; las menos, de felicidad; en este encuentro se vé la realidad; una realidad viviente que no sale de la moral de los mandamientos; nada se le exige de más a la criatura; sólo los actos e intenciones que tuvo en la vida; con la vara que midió es medido; hay justicia para toda intención; sea del mundo que sea; en todos está una forma de justicia; porque los actos realizados en una criatura, no son los mismos en otra; la justicia divina jusja idea por idea; intención por intención; propósito por propósito; virtud por virtud; ojo por ojo; diente por diente; poro por poro; célula por célula; pelito por pelito; molécula por molécula, de todo el excremento que tuvísteis en la vida; porque en todo está dios; toda actitud con respecto a lo que llamásteis despreciable, es pesado y juzjado; los excrementos os fueron dados para prolongar la vida; sin ellos, todo cuerpo de carne, estallaría en gases desagradables; os pudriríais en vida; la filosofía del excremento es ejemplacidora; sabiendo del desprecio a que se iba a exponer, ante la burla de millones y millones de mentes, decidió probar su filosofía en toda carne; no olvidéis que todo es viviente y pensante; y todo es alianza de filosofías; cada una de las 318 virtudes, es una de las filosofías; que pidieron nacer juntas en un todo sobre el todo; el todo sobre el todo es un pensar; el mismo que tenéis cada uno; exsisten por lo tanto, infinitos todo; porque lo que piensa uno, no lo piensa el otro; tenéis la cualidad y la calidad en grado infinito; y como cada uno se hace su propia justicia, cada uno tiene su propia vara; y su propia cualidad y calidad en la vara; la cualidad y la calidad, la tenéis en la materia y el espíritu; porque nadie es desheredado; nadie pidió ser menos en lo que a derechos se refiere; la materia y el espíritu, son una misma cosa; salidos de una misma causa; de una misma ley; de un mismo punto de orígen; de un mismo creador; y manifestadas en infinitos libres albedríos; que incluyen la forma geométrica, el color, el peso y la filosofía; son los elementos de la naturaleza; y son características que vosotros mismos pedísteis en la alianza viviente; conocida en el Reino, como el Arca de las Alianzas; las materializaciones llevadas a cabo en los mundos del universo, son infinitas; el Arca de las Alianzas, es conocido en los mundos de la carne; y su interpretación, también es infinita; las cualidades y calidades en las interpretaciones, son como el número de los granos de arenas que contiene un desierto; vuestras ideas siendo la causa misma de la eternidad, viajan a velocidades inauditas; y se ven como microscópicos soles; de los más variados colores; este viaje está lleno de zozobras; es por eso que los platillos voladores, las protegen; las guían; las orientan; este divino trabajo será conocido por primera vez, en la historia de esta humanidad; escrito estaba que un Primogénito Telepático tendría tal misión; las naves plateadas serán explicadas en 300 planos; más, eso no es el límite; es el principio; y la traducción de las sagradas escrituras, serán 6000 rollos de cartulina; cada rollo representa una parábola de las escrituras; la escritura telepática no tiene fin; porque el universo no lo tiene; la palabra viviente de dios tampoco; de su palabra viviente a salido cuanto exsiste y exsistirá; su palabra viviente puso en movimiento a colosales soles; fué una divina orden amorosa y telepática; el divino llamado a crear por toda eternidad; porque lo que es del Padre, no tiene ni tendrá límite; y dentro de esta divina ley nacen y mueren los mundos; en un proceso llamado universo expansivo pensante; el Alfa y la Omega hecha causa viviente; y todo cuanto vuestros ojos ven y verán, nació de un microscópico puntito; tan microscópico, como vuestra mente pueda imaginar; los mundos, los soles, las galaxias, los cosmos y los universos; todo cuanto vuestra mente pueda imaginar, salió de un puntito; que siendo chiquitito y humilde, fué grande en el Reino de los Cielos; quiere decir que todos los mundos del universo, fueron puntito-chispa; y todos los punitos principio de planetas, salió de otro; el uno multiplicado al ininfinito; el fuego del Padre, irradia puntitos llamados soles; lumbreras solares; que estando en un instante expansivo provocado por el Padre, crecen y se desarrollan por siempre jamás; el universo expansivo pensante es obra del Padre y de sus hijos; porque el Padre comparte su gloria con sus hijos; les dá oportunidad, a crear eternidades; es por eso que cada uno piensa; si no pensaran, no tendrían herencia; no tendrían su cielo; no crearían futuros mundos; porque no generarían ideas; en el universo expansivo pensante, todo piensa en sus leyes; materia y espíritu tienen los mismos derechos; decir lo contrario, es crearse en sí mismo, un falso concepto de la justicia del Padre; el espíritu poco evolucionado se contradice; habla de leyes de las que nunca se a preocupado; y no titubea en lanzar la primera piedra de crítica; todo crítico de esta humanidad, no entrará al Reino de los Cielos; porque antes de criticar, tuvo que aprenderse de memoria, las escrituras; como le fué mandado a toda criatura por sobre todas las cosas; las cosas del mundo son pasajeras; y las del Padre eternas; toda crítica humana pasa; porque su autor retorna al Padre; retorna a lo eterno; y su crítica es pesada y juzjada; todo crítico humano, siempre pierde delante del Padre; porque lleva la ingratitud hacia el Creador, dentro; ningún crítico entrará al Reino de los Cielos, si no estudió como se mandó, los mandatos del Padre; sólo la palabra del Padre hecha revelación queda; las demás pasan; porque fueron probadas en un tiempo que llega a su término; todo el conocimiento del hombre llega a su fín; es el fín de los tiempos; porque hasta el más microscópico acto salido de vosotros, pidió su tiempo; y el fín de tiempo; y se os concedió; todo tiempo hecho acto, es reemplazado por otro; es la sucesión eterna de los instantes; en todo instante, sóis observados desde el Reino; tal como os observan, los tripulantes solares de los platillos voladores; lo de arriba es igual a lo de abajo; porque toda nave solar, salió del Reino de los Cielos; vuestras ideas atraviesan muchos soles; y sucede que muchas ideas vuestras, son retenidas por la Trinidad Solar; y las magnetizan; he aquí la causa de los seres misteriosos; de aquéllos que hacen historia; y los más misteriosos son aquéllos enviados, a revelar algo al mundo; la magnetización es una reencarnación de virtudes; que son desconocidas en el mundo en que se está; y de ahí el misterio que emana un espíritu de esta categoría; su cualidad y calidad, le hacen obrar en forma que no es de la psicología humana; muchos de vosotros os burláis de estos seres; y al mismo tiempo os hacéis llamar cristianos; ¡falsos de la moral! ninguno que se haya burlado de sus semejantes, entrará al Reino de los Cielos; la burla es desconocida en el Reino; sólo se conoce la alegría y la humildad; nadie pidió burlarse de nadie; porque sabían antes de salir del Reino, que ningún burlesco entraría; no hagas a otro, lo que a tí no te gustaría que te hiciesen; escucharon de la Corte Solar; a la salida de las casas del Reino; fué un último despido que recibieron los espíritus humanos, antes de entrar, a un cordón solar de una madre terrenal.-

DIVINO ORÍGEN DEL NÚMERO SOLAR; COMO SE HIZO EL DIVINO CÁLCULO MATEMÁTICO, PARA CREAR LA TIERRA; SU NÚMERO GALÁCTICO; SU DIVINA JERARQUÍA ESPÍRITUAL ENTRE LOS MUNDOS DE LA CARNE.-

Sí hijito; sé que estás pensando en los planos celestes, que se encuentran en la universidad; así lo he querido, para que se cumpla, todo lo que prometistes cumplir, en los lejanos soles Alfa y Omega; y además quiero probar a tus hermanos de estudios; sé que por el momento, no le dan importancia a la escritura telepática; escrito fué: Nadie es profeta en su propia tierra; pero nada es imposible para tu divino Padre Jehova; las cosas ocurrirán, tal como te las he comunicado, hace ya muchos años; serán los Honorables dalai Lamas, los que anuncien al mundo, las divinas nuevas; escrito fué, que la divina Revelación, sorprendería al mundo; como la sorpresa que causa un ladrón de noche; en la divina verdad nadie es exclusivo; todos son mis hijos; más, el que siendo primero en ver, y oír no le dá importancia a la divina Revelación, ese hijo no es primero ante el divino Padre; no lo es por su propia indiferencia; aunque oportunidad tuvo de serlo; esto se traduce en un llorar y crujir de dientes; pues, la divina atracción amorosa entre espíritu y lo que es divino, es lo más fascinante para el sentimiento humano; todos quieren ser salvos; pero casi nadie se conquista su propia salvación; sólo cuando ven, creen; no viendo, no vale la pena averiguar; los tales, suman millones en tu mundo; el destino de estos espíritus, son los mundos de la indiferencia; triste filosofía; que no puede entrar en el Reino de los Cielos; allí entran, los humildes; que en el silencio de sus propios sufrimientos, tuvieron siempre una sonrisa a flor de laBios; que habiendo vivido toda una vida de explotación, fueron alegres; jamás una queja; fueron como son los niños.- pasaré a explicarte el divino orígen del número solar: todo número, es antes que todo mundo; es decir que todo número es primero, sentimiento; y antes de sentimiento es un divino mandato, en suspensión solar; es decir espera en su liBre alBedrío; esta espera puede ser eterna; pues obra en sí misma, en tiempo celeste; todo número, posee un divino historial; que se remonta a lejanas galaxias; todo número es una filosofía viviente; todo número es de antes que la criatura que lo piensa; todo cálculo numeral, es una divina alianza instantánea, de querubínes numerales; todo número, es primero en la vida; pues sin el número, no habría vida; pues la vida, es un divino cálculo, de otras vidas, y de otros números; y ambos son divino producto de la divina Bola de fuego viviente; allí están todas las causas; las conocidas y desconocidas; tratar de penetrar más allá del respectivo número galáctico, es como tratar de penetrar, en el divino liBre alBedrío del divino Padre Jehova; todo conocimiento planetario, tiene su límite; está sujeto, a su propia jerarquía; no puede ir más allá; pues todo número conque nacieron sus divinas alianzas, traen en sí mismas, su propia limitación; son destinos que se aliaron, en el mismo instante del tiempo celeste; y habiendo viajado distancias inauditas, se concretan en una sola línea solar; es decir, maduran en un traspaso a la vida material; este traspaso, incluye un olvido momentáneo, en todo espíritu; de los mundos de la carne; si así no fuera, la vida humana, no sería una prueba; no sería un progreso espíritual; pues entonces, todo le sería dado; ningún esfuerzo le costaría; no habría mérito en nada; El mérito es causa salida de una dificultad; en vencer ésta, está el triunfo del espíritu; la divina parábola lo explica: Te ganarás el pan, con el sudor de tu frente; lástima que los hombres, han falseado esto; sacaron el dinero y explotan a sus hermanos; ningún demonio que alimentó en la vida, esta filosofía, Entra en el Reino de los Cielos; pasarán al olvido, en la felicidad humana.- Sí hijito; este diBujo celeste enseña que todo número es infinito y posee individualidad propia e infinita; El sol Alfa irradia la luz creadora; esta divina luz, es transportada en las naves plateadas; las naves son de construcción solar; es decir, poseen número viBratorio materializado; este número de la construcciones, es el mismo en su orígen; es el mismo conque se creó la Tierra; es decir que todo número encuentra en el espacio, a su primogénito; o padre creador; el diBujo enseña las divinas alianzas; el rectángulo rojo simboliza las virtudes y pasiones humanas; el haz de luz solar de color naranja, enseña que el futuro de la Tierra será de felicidad espiritual; pues durante siglos y siglos, el actual sol de la Tierra, ha mantenido alianzas divinas; se ha enseñorado en la prueba de toda vida; su psicología viviente ha sido la pasión; de amarillo, el sol terrestre se tornará naranja pálido; pasando por todos los matices; eternidades más adelante se tornará rojo; esto significa que toda creación, posee transformaciones; que naciendo desde lo invisible, repercute en la materia visible; es decir que todo destino se inicia en el mundo celeste y termina en el mundo material; los colores del diBujo enseñan que la chispita solar, de la que nació la Tierra, atravesó muchos cielos; cielos de infinitos colores; de otras evoluciones; con colosales mundos y soles; la chispita que es el actual planeta Tierra, sigue aún viajando por el espacio; y viajará hasta concluir su tiempo; la Tierra pasará; más mi ley creadora no pasará; ella sigue y seguirá creando mundos y soles; así como la Tierra pasará, así han pasado infinitos planetas tierras de todas las evoluciones; de todos los tamaños; y han pasado colosales soles, de infinitos colores; y han pasado mundos, que no son de la carne; son colosales mundos solares; pero fueron también de carne; fueron chiquititos y humildes; para ser grandes en el Reino de los Cielos; todo su conocimiento aprendido en infinitos mundos, se tornó Brillante en sus propios cuerpos físicos; anulando la propia carne; y teniendo potestad sobre ella; débil es la carne; pues es anulada por el mismo conocimiento viviente; todo espíritu empieza por los mundos de la carne que son los mundos más próximos a las tinieblas; más próximos a las caídas de la imperfección; los mundos de la carne, son los mundos para espíritus principiantes; que están empezando a conocer infinitas clases de vida; hay que nacer de nuevo, para conocer y aprender de cada vida; quien no nace de nuevo, no se acerca al Reino de dios; se estaciona en su propia jerarquía espíritual; la caída de los primeros padres terrenales, es consecuencia de todo espíritu principiante; expuesto a los desengaños, que ofrece una determinación desconocida; ellos eran ángeles; carentes de toda filosofía planetaria; lo que a ellos les sucedió, tenía que sucederles; y venía sucediéndose; y se sucederá en toda eternidad; mi divina creación, no se reduce a una sola pareja de humanoides; mi creación es eterna y no tiene límites; ni lo tendrá jamás; pues en todos los instantes de todas las evoluciones, están naciendo nuevos mundos y soles; la divina ley que dijo: Hágase la luz y la luz fué hecha, venía sucediéndose de eternidades atrás; de muchísimo antes que naciera la humanidad terrestre; escrito fué que la creación del divino Padre Jehova, no tiene principio ni tendrá fín; y a pesar de estas divinas enseñanzas, hay millones de hijos, que cuando se presenta la discución que trata el orígen de la vida universal, hablan sólo de ellos mismos; creen que en ellos está el principio de todo; ¡profundo error! se enseñó que hay que ser humilde y chiquitito primero, para ser grande en el Reino de los Cielos; los tales, que todo lo reducen a sí mismos, son espíritus atrasados; tan atrasados, que niegan su propia eternidad; quien niega mi divina e infinita creación en la Tierra, le será negada la entrada en el Reino de los Cielos; El divino Padre Jehova, a nadie ruega; pero exige el divino reconocimiento, como lo exige un Padre de sus hijos; estos espíritus que me niegan en la Tierra, son como santo Tomás; necesitan ver primero, para creer; un espíritu adelantado, nada exige; simplemente cree; posee fé; y sabe que así como el divino Padre, lo hizo a él, también hizo, lo que él no sería capaz de hacer: La creación de los universos infinitos; si toda criatura disfruta de la vida; y no reconoce al autor de ella, simplemente que es un espíritu mal agradecido; más aún; es un hijo soberbio; que no sabiendo nada, puesto que jamás se ha preocupado por la verdad, se atreve a negarla; ¡pobres de aquéllos! ¡como maldecirán haber nacido! al negar al divino Padre, se niegan ellos mismos; todo pensamiento repercute en la materia; todo pensamiento del presente, construye o destruye su propio futuro; escrito fué: Todo espíritu es juzjado, según sus obras; he aquí, toda la justicia divina; esto significa explicar el universo y los pensamientos de cada criatura; significa que materia y espíritu ó se atren o se repudian; según los pensamientos creados; pues todo pensamiento se materializa en un colosal mundo; todo pensamiento madura en la eternidad del tiempo; y todo espíritu, lleva en sí mismo, su propio cielo; ó sus propios infiernos; todo depende de sus propios pensamientos; en la prueba pasajera; llamada vida humana; en el diBujo celeste, se puede apreciar un mundo; rodeando este mundo se vé una zona rosada; simboliza el materialismo de ese mundo; corresponde a la divina Balanza rosada; su significado es infinito; y entre otros, significa la lucha mental, de toda criatura humana; entre, lo que es del César, y lo que es de dios; del César es la inteligencia humana; es lo mundano; es lo pasajero; se puede decir: Lo del César pasará; o bién, pasará la Tierra, más mi divina ley creadora no pasará; significa que toda filosofía humana, salida de la inteligencia pasará al olvido; sobre todo aquéllas, que no habiendo tomado en cuenta, mis divinos Mandamientos, se constituyeron en árboles que no plantó el divino Padre; y que escrito fué: de raíz serán arrancados; es decir, pasan al olvido; sólo queda la experiencia en el espíritu; y esta experiencia, es juzjada en el Reino de los Cielos; es juzjada, según la intención; según el grado de pureza ó de impureza de ella; la divina justicia, parte de la divina razón, de que todos sus hijos, son inocentes; pues el divino Padre Jehova, crea inocencias; y no demonios; el demonio, es producto de ideas rebeldes; salidas de los mismos hijos; tarde ó temprano, todo demonio, reconoce su propio error; reconoce que nada es ante la divina grandeza del divino Padre; todo demonio, trata de expandir su propia maldita filosofía; se toma atribuciones, que sólo corresponden al divino Padre; cuenta rinde de ello; más, escrito fué: Te arrastrarás, a los pies de tu Señor, por toda eternidad; toda criatura que alimente ideas malas, se constituye en un microscópico demonio; pues toda herencia prende desde la más simple idea; las sagradas escrituras; y en especial los divinos Mandamientos, tuvieron y aún tienen, por objeto, alejar a toda criatura de los malos pensamientos; tratan ellas, que no se conviertan en demonios; la divina palabra, trata de intervenir en el liBre alBedrío de cada criatura; y lo hace con moderación; dejando que todo espíritu escoja; por su propio liBre alBedrío; la divina palaBra, representa el divino liBre alBedrío, del divino Padre Jehova; representa los deseos del Creador de la vida; al dejar el divino Padre, que todo espíritu escoja, lo hace con el propósito, de que las obras sean propiamente tal, del espíritu; la divina determinación, nace en los cielos; y se encarna en los planetas; lo de arriba es igual a lo de abajo; es decir que exsiste el divino comunismo moral; con principio eterno y universal; he aquí, la divina moral, que nacerá en la Tierra; El número espíritual, se iguala al número material; y nace una nueva filosofía en la convivencia humana; la que se traduce en el gobierno patriarcal; el mismo que exsistía, de antes que el hombre inventara el dinero; ese maldito árbol; creador del Bienestar y de la ciencia del Bién; el mismo árbol filosófico, que será maldecido, por millones y millones, de criaturas de todas las épocas; en un llorar y crujír de dientes, como jamás presenció la humanidad; toda filosofía creada por toda inteligencia, se vuelve viviente; pues ha salido de una causa, también viviente; la doctrina del Primogénito, se refería a este mundo invisible; pero no menos viviente, como la vida misma; su propia doctrina, habla de una eternidad viviente; pues, de lo contrario, él como hijo de dios, no sería eterno; la Santísima Trinidad, está en todas partes; está también en la eternidad; la eternidad, no es de la Tierra; pero se enseña en ella; porque de la eternidad salió la Tierra; salió del Reino de los Cielos; salió de los soles Alfa y Omega; pertenecientes a la remotísima galaxia Trino; su lugar fué anunciado por el divino Primogénito: de donde yo soy, ustedes no pueden ir; porque tienen que nacer de nuevo; tienen que lograr más poder espiritual; pues en cada morada; ó planeta, se vive con un magnetismo diferente; se empieza con lo mínimo, y se llega a lo grande; hay que ser primero chiquitito y humilde, para llegar a ser grande en el Reino de los Cielos.-

DIVINO ORÍGEN DEL ÁNGULO RECTO DE 90°; PRIMERA GEOMETRÍA DEL ESPÍRITU HUMANO; ALFA Y OMEGA SOLES DE LA CREACIÓN HUMANA; LA GALAXIA TRINO.-

Si hijito; el ángulo recto de 90º es el primer ángulo del conocimiento; cuando la chispita de fuego de la que es la Tierra, salió del sol Alfa, lo hizo después de recorrer un camino que tenía la forma de este ángulo; en el interior de los soles, tal como tú lo ves, las chispitas de los que serán futuros planetas, hacen recorridos geométricos en virtud de sus libres albedríos; y estos recorridos geométricos, son infinitos; su número es como las arenas que contiene un desierto; y como lo ves, aún los soles Alfa y Omega, siguen creando; siguen lanzando chispitas solares; siguen poblando el universo de futuros planetas de la carne; y lo harán por toda eternidad; en el Reino de los Cielos, está el tiempo celeste; en que un segundo de tiempo celeste, corresponde a un siglo terrestre; por lo tanto vuestra Tierra, representa un instante en el macrocosmo; el ángulo recto de 90°, nació a la vez de un puntito; el lugar microscópico donde surgió la chispita; un lugar de parto celestial, en la Madre Solar; en todo sol ocurren hechos, como los que ocurren en la Tierra; porque lo de arriba es igual a lo de abajo; y es así, que muchedumbres de criaturas solares, celebran como en un inmenso carnaval, el nacimiento de cada mundo; estas criaturas son los divinos querubínes; padres y madres solares; que entrando en microscópicas dimensiones, penetran en lo colosal; así es la Trinidad en la Trinidad; así es el todo sobre el todo; el comunismo viviente está en vuestro punto de orígen; y está en espíritus y moléculas; y lo estará por siempre jamás; esta Revelación significa que el egoísmo humano es pasajero, es una filosofía probada por un instante en la eternidad humana; es por eso que fué escrito: La Tierra pasará; más, mis palabras no pasarán; quiere decir la Tierra y su materialismo explotador; no corresponde a la destrucción del planeta; porque el Padre no destruye su obra; el ángulo recto de 90º es una Trinidad geométrica; porque nadie es desheredado; la Trinidad Solar del Padre Jehova, está en todas partes; está en la materia y el espíritu; todos los espíritus del materialismo explotador, son trinidades de las tinieblas; porque de todo hay en el rebaño del Señor; los pedidos de vida que se hacen en el Reino de los Cielos, son infinitos; hasta los venidos de mundos de tinieblas, son favorecidos; porque nada es imposible para el Creador de la luz y las tinieblas; lo último, porque el Padre lo permite; las tinieblas corresponden a experiencias que experimentaron los espíritus en sus pedidos de pruebas; toda prueba es todo un infinito universal; porque el universo viviente del Padre, no tiene límite; exsiste el universo de los errores; y eso es tiniebla; hay infinitas clases de tinieblas; como infinitas clases de luz; ó infinitas clases de virtudes; basta pensarlo y exsiste; el ángulo recto de 90°, es una ley de toda creación; vosotros y vuestros microbios, poseen su herencia; y todos los elementos de la naturaleza; nada exsiste sin que no haya sido punto, ángulo y círculo; he aquí la divina Trinidad en triceptación infinita; Trinidad significa trabajo en la espíritualidad; y triceptar un ángulo recto de 90°en la Trinidad, no tiene fín; he aquí la suprema revelación que estremecerá al mundo; toda la ciencia del Cordero de dios, nace de la eterna triceptación de este ángulo; que aún sigue creando nuevos mundos y nuevas ciencias; variando la cualidad y la calidad, de infinitos ángulos; lo que dá por resultado infinitas ciencias en infinitos y diferentes pensares; al nacer de nuevo, cada espíritu varía su ángulo recto de 90°; porque su sal de vida ó conocimiento adquirido, a variado; la sucesión eterna de exsistencias, trae consigo sucesión eterna de ángulos; y cada espíritu vá ganándose su propia jerarquía espíritual; la jerarquía espíritual representa el poder creador de cada uno en el universo; todo poder es herencia del Padre; y todo hijo aspira a una clase de poder; y exsiste una variedad infinita de poderes; cualidad y calidad; hubo un poder en la Tierra, que fué arrancado por el Padre Jehova; un poder de una cualidad y calidad, que correspondía a otra galaxia; este poder fué conocido por el mundo, como la era faraónica; que fué y es aún, el mismo satanás de la Tierra; porque estos demonios, crearon la adoración a la materia; empezando por el oro; de esta estirpe de las tinieblas, nació el capitalismo; cuyos espíritus datan de esta época; porque todo espíritu nace de nuevo; pide nueva exsistencia; y muchas veces lleva su inclinación espíritual, a otras épocas de la Tierra; la herencia se transmite.- Sí hijito; este dibujo celeste enseña infinitas leyes de como nació la Tierra en los lejanos soles Alfa y Omega; estos soles pertenecen a la galaxia Trino; una galaxia casi desconocida entre las infinitas que exsisten en el infinito; cuyo número es como el número de granos de arena que contiene un desierto; la galaxia Trino exsiste de infinitas eternidades de antes que la Tierra; el número de planetas de esta galaxia microscópica, es igualmente como el número de granos de arenas que contiene un desierto; y aún las galaxias sigen expandiéndose; es la herencia que todos poseen; cada criatura al generar ideas en cada instante de su exsistencia, lo que hace es perpetuar su propia galaxia; su propia naturaleza; porque cada uno se hace su propio cielo; las galaxias tienen por lo tanto su principio en sus propias criaturas; es por eso que os fué enseñado: Vosotros sóis la sal de la vida; porque de vuestro conocimiento, sale la expansión de la misma galaxia; la expansión sale de sí mismo; en vosotros mismos, está la eternidad; vuestra galaxia Trino, fue creada de tres líneas magnéticas solares; y de esta verdad nace la palabra Trinidad; que significa el magnetismo de Trino en la espíritualidad; Trino representa la causa de una causa solar; fué un hecho ocurrido en el macrocosmo, lo que dió orígen a la galaxia Trino; a la cual pertenece vuestro mundo; Trino es una galaxia de la carne; una de las infinitas vidas, que exsisten en el universo; la carne es una filosofía viviente con una variedad infinita; es toda una sensación, con infinitas sensaciones menores; la sensación mayor está en los soles Alfa y Omega; y las menores en infinitos planetas tierras; lo de arriba es igual a lo de abajo; porque lo de arriba fué como fué lo de abajo; todo grande fué chico; los soles Alfa y Omega, siguen aún creando mundos; todo vuestro sistema solar salió de Alfa y Omega; y todo cuanto vuestros instrumentos telescópicos pueden ver; y no ven nada; jamás llegaréis a ver, el límite de vuestra galaxia; porque en un lapso corto, tenéis que nacer de nuevo; volver a otra exsistencia; y vuestro libre albedrío lleva a vuestro destino espíritual, a otros mundos; a otras moradas; porque muchas moradas planetarias tiene el Padre; y aunque nazcáis en la Tierra infinitas veces, no lograréis jamás ver el límite de vuestra galaxia; porque el universo expansivo del Padre Jehova, avanza en todos los instantes; en todos los tiempos de los mundos; tanto arriba como abajo; toda la galaxia Trino tiene la herencia del ángulo recto de 90º; y así será por toda la eternidad; y dentro del ángulo mismo, posee herencia galáctica; porque la cualidad y la calidad del pensar, es infinita; igual como es de infinita vuestra individualidad; y cada individuo por separado, crea universos que saliendo de su propia idea, poseen sus criaturas, las características del mismo individuo; y esta ley se cumple en toda la naturaleza; todo cuanto produce la naturaleza, salió del pensar de los soles Alfa y Omega; las características que poseéis en vuestros espíritus y físicos, son un principio microscópico geométrico-solar; estáis recién en las tres primeras líneas de las infinitas que posee la Trinidad Solar; os estáis recién reconociendo; sóis una herencia venida de arriba; y vuestro fruto estando abajo, es microscópico; sóis aún de los planetas-polvos; y váis creciendo en conocimiento; para llegar a ser un grande sol en el Reino, deberéis volver a nacer de nuevo; tal como lo venís haciendo desde vuestra creación; y muchos de vosotros negáis esta ley; la misma que os dió la oportunidad para llegar a ser criaturas humanas; nada debe negarse en el Padre; porque es infinito; quien niegue lo que es del Padre, aunque sea una negación microscópica, no entra al Reino de los Cielos; los renegados en sus propias leyes, son desconocidos en el Reino; la galaxia Trino es una galaxia, en que infinitos de sus mundos, han entrado en contacto; y son mundos más antiguos que la Tierra; porque de todo hay en el rebaño galáctico del Padre; y la cualidad y calidad de la filosofía de esos mundos, es también infinita; y los hay, que en tiempos remotos, fueron violadores a la ley del Padre; y fueron enjuiciados; otros, no violaron la ley; son los mundos-paraísos; vuestra Tierra está en la categoría de mundo en expiación y espera de un juicio final; la espera llega a su término; y esta doctrina es vuestro juicio final porque pedísteis en el Reino de los Cielos, juicio intelectual y juicio físico; el juicio físico incluye la resurrección de toda carne; y se os concedió; tal como a los espíritus del mundo antiguo, que pidieron juicio físico de aguas; y se les concedió el diluvio; otros pidieron juicio de fuego; como Sodoma y Gomorra; han habido en la Tierra, infinitos juicios; pedidos por los mismos espíritus; pedidos individuales y pedidos colectivos; y a todos se les concede; he aquí una ley que a sido un misterio para el entendimiento humano; una ley que fué pedida como suprema justicia y suprema prueba; las muertes por accidentes y las muertes por catástrofes naturales; todo juicio sea de la clase que sea, se hace en acuerdo; en alianza, con los elementos de la naturaleza; un acuerdo entre materia y espíritu; porque nadie es menos en el progreso; materia y espíritu, tienen los mismos derechos; cuando vuestros espíritus, que han estado encerrados momentáneamente en una galaxia de carne, inician el retorno, junto con ellos lo hacen infinitos querubínes de la matería; el concepto viviente que se tenía de la materia, vá en ellos; porque todo concepto que vivió el espíritu, es juzjado en el Reino; y los conceptos materiales, se vuelven elementos; se vuelven materia; porque el Padre renueva todas las cosas; y muchas veces, anunciando primero con un juicio, la futura violación; tal como ocurrió con esta humanidad; el juicio que representa esta doctrina, os fué anunciado desde el principio del mundo; muchos siglos tienen las escrituras; y muchos años también; porque un juicio antiguo es un mismo juicio moderno; la palabra eterna del Padre no cambia; las criaturas cambian; porque sus libres albedríos son cambiantes; sólo hace unos instantes celestiales, que fué creada la Tierra; un segundo de tiempo celestial, corresponde a un siglo terrenal; la galaxia Trino es la misma que estáis acostumbrados a ver, en las noches estrelladas; de infinitos mundos, os observan; tal como observáis vosotros; lo de arriba es igual a lo de abajo; y lo mismo se dice en esos mundos; vuestra ciencia trata de llegar a otros mundos; de verdad os digo, que ninguno de vosotros llegará a planeta alguno; hasta que no se haya cumplido, la última letra de mis escrituras; nadie se manda solo en el universo; y si llegásteis a vuestro satélite Luna, fué porque así lo pedísteis; y se os concedió; fué un pedido de la inteligencia viviente; para demostrar que con la inteligencia se llega lejos; más aún: de verdad os digo, que más os valdría, no haber viajado nunca a vuestro satélite; si en los instantes que lo hicísteis, había violación a mi ley; ¿no había hambre en vuestro mundo, cuando lo dejásteis? ciertamente que habían y aún hay, grandes calamidades; y de verdad os digo, que ninguno de los que llegaron a la Luna, entrarán al Reino de los Cielos; ni ningún científico de la ciencia terrestre; así es y así será hasta la consumación de este mundo; la galaxia Trino, es una galaxia que salió de una chispita, de una antiguidad de tiempo, sencillamente aterrador; los actuales universos no estaban; y los que estuvieron tampoco; y los universos que no estuvieron, son en número, como el número de arenas que contiene un desierto; ninguna ciencia terrenal podrá contar a los demás, su propio pasado; porque ninguno de vosotros, pedísteis el recuerdo del pasado; como tampoco pedísteis el recuerdo de vuestras exsistencias; ni el recuerdo de como se hizo vuestro mundo; porque vuestra filosofía es una filosofía de prueba; que incluye olvido de vosotros mismos; y tampoco pedísteis saber el futuro; salvo microscópicos pedidos; que no influyen en los mandatos del Padre; y pobre de aquél, que teniendo poderes de clarividente, o cualquier otro poder espíritual, lo haya comerciado; se haya ganado la vida con ello; porque ningún comerciante de lo espíritual, entrará en el Reino de los Cielos; todo se sabrá; porque junto con el juicio final, pedísteis el saber de como fueron hechas las cosas; y se os concedió la Ciencia del Cordero; la misma que está en las escrituras; el Rollo y el Cordero; el Rollo se refiere a los planos celestes; y el Cordero, una filosofía solar salida del Padre; nadie más manso y humilde en la creación, que el Cordero de dios; y nadie más justo y alegre, que la filosofía del Cordero; divino dicho en el Macrocosmo llamado también Reino de los Cielos; este Reino gobierna todos los reinos del universo; estos reinos son en número, como el número de arenas que contiene un desierto; cada idea vuestra, constituye un reino; que se expande en el espacio, por toda la eternidad; los reinos son los cielos; porque cada mundo está rodeado de un espacio llamado cielo; y los cielos no tienen límite; sólo el Padre conoce el límite; y conoce los nombres de todos los mundos; de los que estuvieron, están y estarán; la galaxia Trino tiene un magnetismo compuesto de tres líneas magnéticas por querubín; nuevo y desconocido concepto de la materia; no os extrañéis por esto; ¿no se os anunció la venida de un nuevo mundo? Nuevo Mundo significa nuevas leyes en lo material y lo espíritual; lo que se traduce en nueva moral; nuevos conceptos; lo que se creía que era así, cae; porque el límite de vuestras pruebas, es el mismo principio de la doctrina del Cordero de dios; y es a la vez el principio de los principios; porque principian nuevos principios; la doctrina del Cordero de dios, no tiene fín; porque el que la escribe es de una eternidad, de antes que vosotros; de todo hay en el rebaño del Señor; y por el fruto se conoce el árbol; por el contenido de una doctrina se sabe si procede ó nó de dios; la ciencia del Cordero unificará al mundo; porque escrito está, que este mundo jamás se unificará por las armas; porque el que mata a espada, muere a espada; porque al matar, se perpetúa el odio y se preparan nuevas matanzas; ¡pobres de aquéllos que se prepararon para matar a sus semejantes! ¡pobres de los que se unieron al metal y la metralla! ¡pobres de los que pertenecieron a las siniestras fuerzas armadas! porque son fuerzas de las tinieblas; ningún demonio uniformado de esta filosofía, entra al Reino de los Cielos; y ninguno de los que han partido, a entrado; de verdad os digo, que ya comienza en este mundo, el llorar y crujir de dientes; y ninguna criatura que tuvo malicia en la vida, entra en el Reino del Padre; la maldad hasta en el más microscópico grado, es desconocida en el Reino de los Cielos; y porque vosotros espíritus humanos, pedísteis cumplir con la más elevada moral; una moral idéntica a la moral de los Mandamientos del Padre; y esta moral, debió ser cumplida en todos los instantes de vuestra vida; segundo por segundo; y ni un segundo ó menos, debió ser abandonada; el que cumplió con lo indicado, entra al Reino de los Cielos; y si no entráis, es que fué violado el mandato; violado en un segundo ó menos de tiempo; ésta rigurosidad, la pedísteis; y se os concedió; lo microscópico de la materia y el espíritu, también participan de la justicia del Padre; tienen los mismos derechos, que tiene lo colosal; lo de arriba es igual a lo de abajo; y en los pedidos celestiales participan todos; chicos y grandes tengan la forma que tengan; todos son iguales ante el Padre; por lo tanto, no os quejéis de lo que vendrá; se os dió un libre albedrío; y un control y responsabilidad sobre él; de vosotros mismos salió la intención del bién y la intención del mal; nadie os obligó; y si fuísteis inducidos, os corresponde una tercera parte de un todo; y las tres terceras partes, al demonio que os indujo al mal; esta ley se aplica por igual a toda violación en sí mismo; es decir que si se abusó del cuerpo por abusar, las moléculas vivientes de vuestro cuerpo, reclamarán tres tercios de un todo; y esto es molécula por molécula; porque una molécula posee un libre albedrío, diferente de la otra; y son trillones de ellos; las moléculas de vuestra carne también poseen sexo; y es por eso que todos tenéis cruzamientos en vuestro sentir sexual; más, os fué dado un sólo sexo; un sexo viviente; que también posee libre albedrío, tal como lo posee vuestro espíritu; ¡pobres de aquéllos, que exhibieron escandalosamente su sexo! más os valdría no haber pedido conocer la vida humana; porque estaríais en el Reino de los Cielos; ¡y pobres de aquéllos y aquéllas, que exhibieron sus cuerpos o partes de él, en fotografías, cine, revistas o televisión! porque maldecidos seréis por la generación; ¡ayy de vosotros demonios del escándalo si la inocencia de niño alguno, vió lo que se le prohibió, antes de salir del Reino! cortados seréis de toda futura vida; engendros de la inmoralidad; última maldita legión de satanás; sí hijito; sé que piensas en estos demonios; sé que ves el espanto de estos malditos; en lejanos mundos hicieron igual; dejaron la inmoralidad en otras criaturas; porque todo imitador, no entra al Reino; y veo que los imitadores, van en aumento; de verdad os digo, que toda humanidad escandalosa, no entra al Reino de los Cielos; porque el desnudo y la exhibición no se conocen; de verdad os digo, que maldeciréis vuestras costumbres; y maldeciréis a vuestros padres; y los padres a sus padres; en medio de un llorar y crujir de dientes; porque toda costumbre, de alguien proviene; y si tuvísteis padre y madre, sobre ellos recae culpabilidad; ¡y pobres de los padres, que no enseñaron la primera de las lecturas a sus hijos! porque de ellos no es el Reino; la primera de las lecturas, es la sagrada escritura; ¿no se os enseñó padres materialistas e ilusionados en lo efímero, que primero se complace al Padre por sobre todas las cosas? ¿por qué no enseñásteis a vuestra herencia, mi divina palabra? por vuestro egoísmo, vuestros hijos no entrarán al Reino de los Cielos; porque no se cumplió lo que ellos prometieron al Padre; los convertísteis en violadores de sus propias promesas; de verdad os digo, que toda costumbre que no enseñó el Padre, no entra al Reino; porque es desconocida en los pedidos espírituales; todo pedido de vida está escrito en los libros solares; y vuestra vida es una escritura viviente; lo más mínimos detalles, están escritos; hasta el número de vuestras respiraciones; y el número de vuestros poros, células, cabellos etc.; nada queda al azar en la escritura viviente; porque todo se crea de la palabra viviente del Padre; desde el mismo instante en que el Padre dijo: Hágase la luz y la luz fué hecha, los colosales soles del universo expansivo pensante, empezaron a generar magnetismo; salido de sus fuegos solares; y en medio de multitudes vivientes de todas las formas geométricas que podéis imaginar, salió la chispita de la que es hoy la Tierra; la que aún conserva el fuego hereditario de la chispita; un microscópico fuego que fué madurando, como maduran vuestros frutos; en la madurarez del fuego primitivo, surgió el agua y la tierra; todos los elementos poseen jerarquía; y del mayor salen los menores; vuestro fuego, fué primero; segundo el agua y tercero la tierra; para que lo comprendáis imaginad una soldadura en estado de ebullición; durante el estado líquido, ocurren muchas leyes; se mueven muchos gases; transportaos con la mente, a lo colosal; y de una microscópica soldadura en ebullición tenéis una lava ardiendo; un proceso es cortísimo; el otro inmenso; porque emplea todo en grado mayor; más, el mayor nació del menor; la chispita era del porte de la cabeza de un alfiler; más aún; venía de lo invisible hacia lo visible; mas, no venía de la nada; porque vosotros nada seríais; el principio de la Tierra, fué fuego en transformación; y aún prosigue esa transformación; vosotros no os dáis cuenta de la actual transformación; pero os diré que un día transcurrido, no es igual al otro; aunque lo parezca; porque a cada instante varía en grado microscópico, la temperatura del fuego central de vuestro planeta; esta variación viene sucediéndose desde el principio del mundo; y es el principio en el principio de la lentísima vejez de la Tierra; una vejez de la que no os dáis cuenta; y desde el mismo instante en que empezó este lentísimo proceso, empezó la desviación del eje polar de la Tierra; una desviación que marcha paralela a la desviación espíritual de las criaturas; porque lo que sucede en el espíritu, repercute en la materia; cuando fué creado el mundo en el Reino de los Cielos, fué creado de materia y de espíritu; hubo entre ambos divinas alianzas; conocidas en el Reino, como el Arca de las Alianzas; un arca que parte de una microscópica chispita; de un mundo-polvo; de un puntito perdido en las inmensidades del espacio; y concebido por criaturas colosales; que no tienen límites en sus formas; ni en sus cuerpos, filosofías y destinos; el Reino de los Cielos, vé a los mundos como el vuestro, como unos puntitos suspendidos en el infinito; porque nadie es más grande, sino el Padre; lo que se hace necesario amplificarlos; agrandarlos; tal como vosotros lo hacéis con los microbios; lo de arriba es igual a lo de abajo; y este divino proceso se efectúa en colosales televisiones solares; que no tienen límites; porque hay que atender a mundos y criaturas, que no tienen un límite fijo; y se encuentran a distancias siderales; con todo el universo, se tiene un colosal trabajo; tal como en vuestro mundo, hay que atender y cuidar, un hermoso valle; poniendo esto y quitando esto otro; mejorando la tierra; perfeccionando sus plantas; igual ocurre con respecto a otros mundos; lo de arriba es igual a lo de abajo; cada escena que ocurre en vuestro mundo, ocurre en otros; porque vuestras ideas son herencias hechas planetas; es por eso que fué escrito: vosotros sóis la sal de la vida; y lo que vosotros tenéis, ya lo han tenido otros; porque la Tierra no es la primera ni será la última; porque de todo hay en el rebaño del Señor; y siendo el Creador infinito, ese todo se traduce en infinitos mundos; la semilla de las ideas, es la herencia galáctica que perdura a todo; porque se acabará vuestro planeta Tierra, y vuestra semilla estará germinando en el espacio; dando lugar a microscópicos planetas; y junto a esta ley, están vuestras filosofías materialistas; conocimientos efímeros; porque ninguna ciencia materialista entrará al Reino de los Cielos; porque nacieron de un principio, que no tomó en cuenta al eterno; el materialismo es una filosofía que fué probada por vuestro Creador; y es por eso, que la doctrina del Cordero de dios, la juzja; es un juicio que los mismos espíritus materialistas pidieron en el Reino; porque lo que sucedió arriba, fué un reto al Padre; un reto que no es de vuestra psicología; sino, una verdad viviente nacida en lo viviente y probada en una materia que teniendo movimiento en su todo, era inerte en su interior; los espíritus materialistas, se ilusionaron con lo pequeño que abarcaban sus ojos; ese fué el error de estos espíritus; creyeron saberlo todo y no saben nada.-

DIVINO ORÍGEN DE LOS TIEMPOS; SU RELACIÓN CON LA MATERIA; LOS PLANETAS MADURAN CON TIEMPO CELESTIAL Y TERMINAN EN TIEMPO MATERIAL; PRIMER TIEMPO, SEGUNDO TIEMPO; TODO TIEMPO SALE DEL PADRE Y VUELVE AL PADRE.-

Sí hijito; te dictaré un divino tema que a causado mucha discución en tu mundo; los hombres buscan el orígen de todo; más, se olvidan del Creador del orígen; si tu divino Padre Jehova está en todas partes, también está en todo orígen; el término está en todas partes, es muy relativo en las criaturas de la Tierra; porque no se esfuerzan ni con la imaginación, el divino poder del Padre; es más cómodo para estos espíritus, no preocuparse; no buscan; es por eso que no encuentran; los que se preocupan, es un reducido número; y como tales serán premiados; porque vuestro Creador se conmueve; como os conmovís vosotros; lo de arriba es igual a lo de abajo; porque todos tuvieron un mismo principio; un principio que tiene en su gérmen la variedad de su futuro; contiene sus futuras formas geométricas; y también contiene los tiempos que corresponden a esas formas geométricas; la materia nace con el tiempo; el tiempo es un suspenso viviente; es una virtud como todas las demás; este suspenso, sale del magnetismo divino de vuestro Creador; es una infinita componente de su liBre alBedrío; exsistirá tiempo y materia, mientras exsista su Creador; en todos los instantes de cálculo mental, están naciendo nuevos tiempos; tiempos salidos de las mismas ideas de las criaturas pensantes; pues no exsiste idea, que no necesite idea; la idea del tiempo; la herencia del Padre es la idea viviente; cuando él dijo: Hágase la luz y la luz fué hecha, fué una idea divina-mental; la mayor de todas; la única; la eterna; porque de esa divina idea, nació el universo expansivo pensante; que aún sigue expandiéndose; y seguirá por toda eternidad; los hijos heredan lo que es del Padre; sus propias ideas, generan sus propios tiempos; como generan su propia filosofía viviente; porque las ideas salen de criaturas vivas; escrito fué que cada uno se hace su propio cielo; sus propios mundos; sus propios futuros tiempos; y las filosofías de sus propios mundos; cada cual es responsable de su propia eternidad; es por eso que fué enseñado que la eternidad está dentro de vosotros mismos; una eternidad que es una con la otra; la otra eternidad es la de vuestro propio orígen; que os fué dado en los lejanos soles Alfa y Omega; de la galaxia Trino; la misma galaxia que ocupa vuestro planeta Tierra; Trino significa la Trinidad en tres líneas magnéticas solares; todos los mundos y soles de la galaxia Trino, nacieron de tres líneas magnéticas; cuyo símbolo es el triángulo celeste; el color celeste representa el tiempo celeste; un segundo celeste corresponde a un siglo terrestre; de donde salísteis es el macrocosmo; allí todo es gigantesco; y se os enseñó como Reino de los Cielos; y donde estáis ahora, es el microcosmo; donde todo es microscópico; y se os enseñó que: de polvo eres y al polvo volverás; quiere decir que vuestro mundo pertenece a la categoría de mundo-polvo; pues mirado desde el macrocosmo, se vé como un polvito; y termina por desaparecer.- Sí hijito; sé que estás pensando en la injusticia que experimentas en tu trabajo; no hay injusticia que no tenga su tiempo; y su propio juicio; toda injusticia cometida estalla en llanto cuando el espíritu reconoce la llegada de una Revelación; porque, Revelaciones divinas, no hay todos los días; esto contribuye que toda doctrina del Padre, provoque sorpresa al mundo donde llega; siempre ocurre igual; siendo infinito vuestro Creador como se os enseñó, en todo instante y en todos los tiempos, están llegando divinas doctrinas a infinitos planetas; la Tierra no es la única; porque de todo hay en el rebaño del Señor; ese todo no tiene límite en nada; y ese todo en todos los instantes de todos los tiempos, conocidos y desconocidos, se está expanpandiendo; porque llevá en sí mismo, la fuerza cósmica de la expansión universal; todo crecimiento que ocurre en el universo, su fuerza está en el mismo universo; el universo que os rodea, es como una semilla que se multiplica así misma; y jamás dejará de hacerlo; todo sale del Padre; y todo vuelve al Padre; todo se vuelve relativo y cambiante; porque todo nace de nuevo; materia y espíritu son una misma cosa; y se manifiestan en diferentes liBres alBedríos; ambos se alternan en la eternidad; el espíritu es materia, y la materia espíritu; vuestra exsistencia es una divina alianza entre ambas; porque así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; vuestra exsistencia es una entre infinitas otras; porque de todo hay en el rebaño del eterno; cuando observáis el cielo estrellado, ¿no os dáis cuenta que vosotros pisáis uno de esos mundos? ¿y no os viene a la mente que en esos mundos, hay otros que los pisan? ¿que entendéis por la divina parabola que dice: Muchas moradas tiene mi Padre? las moradas son los planetas; vuestro planeta Tierra, ¿no es acaso una morada? y si vuestro microscópico planeta es una morada ¿por qué dudáis de las otras? sé que os turbáis; porque vuestro conocimiento también es microscópico; razón suficiente para que seáis humildes; y sublime razón para que busquéis la verdad; ¿no se os enseñó que el que busca encuentra? si durante la vida que escogísteis fuísteis mundanos, nunca llegaréis a nada; mundano es aquélla vida que alejándose de mis divinos Mandamientos, vivió de una ilusión; vivió de un camino escogido y fácil; una vida que trató de arreglar sus leyes vivientes, con la ciencia del Bién; conocida por dinero; todo espíritu mundano, nada vale en el Reino de los Cielos; pues allí sólo es grande el conocimiento y la humildad; allí se desconoce el dinero; se desconoce la posesión; se desconoce la palabra más egoísta de vuestro mundo: esto es mío; porque tal expresión es propia de espíritus, que recién están sintiendo las primeras sensaciones de la vida; están aún impregnadas de tinieblas; la posesión material es una de ellas; es una ilusión que pedísteis y os pone a pruebas; puesto que ningún gramo ni ningún centavo de vuestro mundo de la ilusión, os lleváis al Reino de los Cielos; lo que pedísteis os entretiene; esa fué y es la suprema prueba en toda vida humana; sea cual sea la individualidad pedida; y a todos se os concedió; todo cuanto estáis pasando en vuestra vida, lo pedísteis; segundo por segundo; y milímetro por milímetro; gramo por gramo; y todo lo microscópico que vuestra mente pueda imaginar; todo absolutamente todo lo pedísteis y se os concedió; lo que no se os concedió y tampoco lo pedísteis, fué violar mis divinos Mandamientos; porque con ello violáis al mismo Padre; todos vosotros monitos humanos, prometísteis ser humildes por sobre todas las cosas pedidas; la humildad es el mismo Padre; de todas las divinas virtudes, es la preferida; porque vuestro Creador tiene un divino liBre alBedrío como lo tenéis vososotros; lo de arriba es igual a lo de abajo; todo lo que vosotros tenéis en forma microscópica, lo posee el Padre en forma gigantesca e infinita; ¿no sabéis acaso que toda herencia se transmite? ¿no ocurre igual en los padres terrenales, con respecto a sus hijos? ciertamente lo sabéis; pero nunca os habéis preocupados; porque sóis mundanos; todo abandono mental es juzjado en esta divina doctrina; debéis pagar segundo por segundo vuestra pereza mental; porque es pérdida de tiempo y de elementos vivientes; que pidieron en la alianza entre materia y espíritu de vuestro pedido de vida, cumplir también con la moral viviente del divino Padre; y enseñada en los divinos Mandamientos; porque así lo pedísteis; y así se os concedió; estos elementos vivientes, son las 318 virtudes conque venísteis a la vida; el número 318 es el número de vuestra justicia celestial; porque toda creación salida del Padre, es divino cálculo numeral viviente; no es como vuestras matemáticas; que son producto de la inteligencia humana; la cual es producto del divino cálculo mental del Padre; vuestra inteligencia es un microscópico fuego salido del fuego del Padre; vuestro microscópico fuego mental, es expansivo; como lo es el universo que os rodea; lo de arriba es igual a lo de abajo; esta expansión, la transmitís a vuestros hijos; y éstos a los suyos; porque toda la escencia de las leyes de materia y espíritu, están contenidas en lo que vosotros llamáis ideas; vuestras ideas, son vuestro propio destino en toda eternida; de ellas sale vuestro futuro tiempo; cuando pedís probar vida en otros mundos; porque vuestras ideas son tan expansivas, como la eternidad misma; más aún: ellas contienen vuestra eternidad viviente; vuestras ideas son tan microscópicas, que sólo las sentís y no las véis; toda idea viaja físicamente al cosmos; la distancia que recorren es abismante; pues viajan a la misma velocidad de la mente; de la cual salieron; jamás podréis calcular tal distancia; vuestros cálculos son microscópicos; hay que nacer de nuevo, para ver ocasionalmente las ideas en viaje por el cosmos; aprovechando el íntervalo en que vuestro espíritu es liBre; sin la envoltura de carne; en espera de una nueva envoltura; quien no naciere de nuevo, no puede ver las maravillas del cielo; cuando vuestro espíritu es liBre, también están liBres los poderes del espíritu; pues no tienen ligaduras; no están encerrados; como cuando estaba momentáneamente encerrado en una envoltura de carne; toda idea es una microscópica alianza entre materia y espíritu de un futuro mundo; cuando es idea flotando en el espacio, es microscópica; empieza a madurar mientras viaja; recibiendo en su infinito recorrido, influencias estelares; líneas magnéticas salidas de colosales soles, tratan de influenciar en ella; todo se hace por atracción amorosa; por divina alianzas; toda intención salida de los soles vivientes, es juzjada en el Reino de los Cielos; el divino Padre Jehova está en todas partes; tanto arriba como abajo; esta divina revelación en que un colosal planeta salió de una microscópica idea, fué enseñada al mundo hace ya muchos siglos; la divina parábola lo dice: Hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; esta divina parábola es para todos; está en todos; en la materia y en el espíritu; porque vuestro Creador está en todas partes; y nadie es menos ante él; ni la materia ni el espíritu; pues para el Creador del universo, son una misma cosa; salidas de un mismo Padre; cumplen iguales y a la vez diferentes leyes; la igualdad está en la causa de orígen; y la diferencia está en la relatividad de las leyes, que forman la filosofía viviente que pidieron; y que se cumplen en infinitos mundos del espacio; la materia y el espíritu son desiguales porque así lo pidieron; en sus respectivas leyes; todo pedido tanto de la materia como del espíritu, se hace en estado viviente; el divino Padre no trata con muertos; trata con con seres vivos que piden pasar por la experiencia de la transformación; que vosotros los terrenales llamáis muerte; vuestra muerte es el cese de toda vida; en vuestra dimensión; lo que vuestros ojos no ven, es lo microscópico; no ven la salida del espíritu; porque así lo pedísteis en la prueba de vida que escogísteis; vuestro espíritu se reduce a lo más chiquitito y humilde, que vuestra mente pueda imaginar; y se reduce al grado que ni vuestros propios ojos de carne, pueden ver la partida de un espíritu; así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; y se os concedió; este divino pedido es una gloria y leyenda viviente en el Reino; todos rivalizan por ser los más microscópicos ante el divino Padre; porque su divina complacencia está en los humildes; lo microscópico es alegría; es inocencia y es grande en el Reino de los Cielos; donde todo es colosal; y donde todos viven la alegría eterna de niños; una alegría que por su inocencia y su sabiduría, sólo la tienen los niños de vuestro mundo; todo niño posee sabiduría adormecida; la alegría de vuestro mundo, es alegría con violación; porque estáis saturados de interés e hipocrecía; y no entrásteis a vuestro cuerpo, ni hipócrita ni interesado; entrásteis en estado inocente; aparte del destino que escogísteis; vuestro dolor espíritual, es no haber podido conservar esa misma inocencia; lo que os costará muy caro; porque quien esté sucio de pecado e hipocrecía, no puede entrar al Reino de los Cielos; si en vuestro planeta no hubiesen inventado eso que llamáis dinero, estad seguros que entraríais al Reino de los Cielos; ese demonio que divide a los rebaños en ricos y pobres, es el culpable de que no entréis en mi divina gloria; por causa del dinero tenéis deudas espírituales; y no hay deuda que no tenga su maldita influencia; se os dijo en el Reino de los Cielos, del peligro que encerraba el llamado dinero; y vosotros espíritus humanos, que no lo conocíais, pedísteis conocerlo; y prometísteis no entrar en alianzas con él; se os concedió; porque todo espíritu es probado en lo que pide; y estad seguros hijos del mundo, que ni juicio final habríais tenido; si no hubiéseis conocido a este corruptor llamado dinero; todos vosotros estáis corrompidos; porque todo lo medís con el metro del oro; así como medísteis según vuestros intereses terrenales, así seréis medidos; tanto arriba como abajo; con la vara que mides, serás medido; quiere decir que así como acaparásteis, así tendréis que entregar; nada hay que haya salido de vosotros, que no sea juzjado; la caída del materialismo ambicioso y explotador, comienza con esta doctrina; la doctrina del Cordero de dios, derrotará una vez más, al demonio; tal como lo derrotó en el pasado de la Tierra; cuando tomó la maldita forma de león faraónico; y quiso dominar al mundo, por la fuerza; esclavizándolo; el Cordero de dios, tomó la forma de palabra viviente; se formó la primera doctrina en la Tierra; la doctrina Mosáica; le sucedió la Cristiana; y ahora la del divino Cordero de dios; escritura Telepática que no tiene fín; porque lo de dios no lo tiene; la divina telepatía ha sido siempre, el divino medio de comunicación del Padre con sus profetas; es ésta, una de las más fascinantes revelaciones; porque el mundo aprenderá y cambiará por ella; siempre a intrigado al conocimiento humano, como el Creador se vale para comunicarse con sus enviados; todo es según la evolución; para la Tierra es la telepatía; una divina comunicación; que se lleva dentro; y brota cuando debe brotar; según la voluntad de dios; todos sóis telepáticos; en todos está latente, la herencia del Padre; más, sólo exsiste un primero; todo tiene un principio, que en alguien recae; todos tenéis un historial; todos tenéis una antiguidad; alguien tiene que guiaros; así sucedió con las doctrinas del pasado; y así sucede nuevamente; porque no hay profeta sin doctrina; ni doctrina sin profeta; la Ciencia Celeste es ciencia del espíritu; y todos tenéis espíritu; por lo tanto nadie estará al margen de ella; si todos tenéis un espíritu, nadie querrá que su espíritu se condene; porque nadie quiere la muerte; aún ignorando en su escencia, lo que es la muerte; toda doctrina enviada por el Padre, siempre transforma las costumbres reinantes en los mundos; tal como sucedió en las generaciones del pasado de vuestro mundo; siempre ocurre igual; infinitos mundos reciben las doctrinas del Padre; porque nadie es desheredado; ni la materia ni el espíritu; la divina herencia estremece los sentimientos del espíritu; y mueve las entrañas de la materia; la herencia es la doctrina; materia y espíritu esperan un divino mandato; porque así lo pidieron en el Reino de los Cielos; el espíritu espera juicio; la materia espera ser mandada; tal como ocurrió en el pasado de la Tierra; la materia es tan viviente en sus propias leyes, como lo es el espíritu en las suyas; mi divino Hijo Primogénito Solar Cristo, cumplió esta divina ley; os dejó una doctrina; para que se guiara por ella, vuestro espíritu; y demostró tener entendimiento con vuestra naturaleza; ¿no mandó los vientos? ¿no transformó el agua en vino? ¿no resucitó a Lázaro? nunca caísteis en la cuenta; porque así lo pedísteis en vuestro entendimiento; además, que nunca os preocupásteis; sabiendo que escrito fué, que el que busca encuentra; millones de vosotros no entraréis a mi divino Reino, por causa de vuestra indiferencia hacia lo espíritual; sólo perfeccionando vuestro conocimiento, es que se llega al Padre; no sólo de pan vive el hombre; también vive de intelectualidad; la intelectualidad es la sal de la vida; sin el pan del cuerpo, éste perece; sin producir sal de vida; la sal de vida es el complemento de toda una exsistencia; es lo aprendido en la vida y se vuelve fuego; todo fuego es producto de un conocimiento; y todo fuego es generado por cada criatura pensante; el fuego así ganado, no es el mismo en las criaturas; porque cada una tiene diferente liBre alBedrío; cada uno es un destino galáctico; las colosales galaxias conservan su individualidad; que empezó desde cuando eran microbios; porque nadie es grande si no a sido chico; hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; la sal de la vida es también la misma individualidad hecha filosofía viviente; es relativa; puesto que las individualidades no son iguales; y son cambiantes en su propia desigualdad; la sal de la vida es posible gracias a las 318 virtudes del espíritu humano; gracias a sus divinas alianzas; que nacieron a la vida universal, en los lejanos soles Alfa y Omega; nacieron del fuego; porque sus padres solares son de herencia del divino Padre; que también es fuego; siendo el divino Padre fuego, toda la creación también lo es; lo que tiene el Padre, también lo tienen sus hijos; sus hijos son los mundos, soles, galaxias, criaturas y todo cuanto exsiste y exsistirá; la sal de la vida es expansiva; es un universo que está naciendo; que terminará en la eternidad del tiempo, en algo colosal; será un padre celestial en la eterna jerarquía de los hijos solares del Padre; conservando su propia virtud; no siendo ésta única; pues de una virtud se pasa a otra; en virtud del liBre alBedrío expansivo; la divina expansión del universo, también la posee el espíritu; lo de arriba es igual a lo de abajo; la expansión espíritual se compone de todas las exsistencias que a tenido el espíritu; y de las que tendrá; pues nace de nuevo en nuevos cuerpos de carne; esta divina revelación os fué dicha: Muchas moradas tiene mi Padre; ¿acaso el cuerpo de carne, no es morada para el espíritu? ¿acaso vuestro planeta que pisáis y disfrutáis con vuestro cuerpo de carne no es morada? esta divina parábola es para el espíritu y la materia; para la criatura pensante y su planeta; ambos poseen expansión; y poseen sus propios liBres alBedríos; lo uno y lo otro siguen un destino diferente; más sus causas de orígen son las mismas; y su meta de llegada, al mismo punto de donde salieron; mientras están en el espacio, la materia y el espíritu son una sola cosa; exsiste armonía y sincronización en la naturaleza; esta armonía no es casual; es viviente; pues su punto de orígen es la vida eterna; de allí salieron a probar filosofía planetaria; la eternidad lo posee todo y para todos; el Reino de los Cielos es el macrocosmo donde nada tiene límites; es allí donde nacen todos los que sóis microscópicos; pues la divina fuente de toda vida universal es una; un sólo dios viviente nomás; el macrocosmo os a creado y a él debéis volver; cuando se cumplen las divinas leyes que prometísteis cumplir en lejanos planetas; el divino poder consiste en crear; y no en destruír; la llamada fuerza por las criaturas humanas, no exsiste en el Reino de los Cielos; porque es anulada; el amor viviente del Padre, rechaza todo lo demoníaco; y lo rechaza sin el menor esfuerzo; Basta su divina presencia; la fuerza destructora es propia de la evolución humana; es por eso que es desconocida en el Reino de los Cielos; no hay tiempo para la fuerza en el Reino; todos los tiempos se ocupan en fuerza creadora; la fuerza divina abarca creaciones; nuevos mundos; y perfecciona los ya creados; es por eso que nacéis de nuevo; por lo tanto, sacaros de la cabeza, la idea primitiva de que sólo se vive una vez; esa concepción de la eternidad, es propia de seres poco evolucionados; pertenecientes a los planetas-polvos; seres mortales de efímera, carne; seres que aún no saben ni su propio orígen galáctico; sólo saben que tienen que rendir cuentas ante su eterno Creador; sóis tan pequeñas criaturas humanas, que sóis desconocidos en el Reino de los Cielos; y junto con vosotros, también lo son infinitos planetas tierras; de todas las dimensiones imaginables; porque en el Reino del Padre, nada tiene límites; sólo el Padre sabe el número de mundos y soles que exsisten y exsistieron y exsistirán en el universo expansivo pensante; todos los mundos por perfectos que sean en sus ciencias, tienen dificultades que vencer; si se nace es por algo; y ese algo no es más que la perfección; no exsiste otra causa; todo mundo cumple con la divina parábola-mandato: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente; pues las leyes del Padre no se limitan a un sólo mundo; como muchos hijos terrestres creen; ¿no se os enseñó que vuestro Creador no tiene límites? ¿que es infinito? infinito quiere decir que el cálculo y las matemáticas humanas, nada son ante el Padre; con su divino poder mental a creado todos los mundos y soles que véis en el espacio; sin contar los que estuvieron antes que vosotros; ¿puede vuestra mente crear colosales mundos con sólo pensarlo? ciertamente que no; el divino Padre lo hace; y son mundos con criaturas cuya evolución jamás podréis alcanzar; pues cada expansión pensante sigue sus propios impulsos; no puede adelantarse a los que están antes que él; cada cual sigue su propia línea en su divina Trinidad; es vuestra sal de vida, la que marca vuestro propio camino en los espacios; debéis distinguir en vosotros mismos, dos orígenes; el que hubo y el que habrá; el orígen vuestro; como criaturas del universo; vuestro nacimiento a la vida universal fué en los soles Alfa y Omega de la galaxia Trino; y el nacimiento de vuestra propia perpetuidad filosófica viviente; pues cada uno se hace su propio cielo; cada uno se hace en su propio arquitecto de sus propias creaciones; de sus propios futuros mundos y universos; pues todo cielo posee cuerpos celestes; esto se debe a que lleváis en sí mismos, la herencia del divino Padre; que en su infinito poder que todo lo puede, hace que de vuestras propias ideas físicas, nazca vuestra eternidad galáctica; y es así que cuando se viola mi divina ley, en infinitos grados según la falta, pasáis de mundos en mundos; sin entrar al Reino de los Cielos; porque así lo pedísteis por ley celestial; ningún violador por microscópica que sea su falta, entra al Reino de los Cielos; para entrar al Reino, debéis estar limpios de mente; debéis tener la misma inocencia conque salísteis de él; antes de salir del Reino, vosotros espíritus humanos prometísteis cumplir vuestros destinos, cumpliendo mi sublime moral viviente; esa moral está en los divinos Mandamientos; debísteis cumplirla hasta en sus más microscópicas formas; ella os fué dada para que alcanzárais la Bienaventuranza; que os permitía, entrar al Reino de los Cielos; tal como se os viene enseñando siglos tras siglos; los divinos Mandamientos fueron dados a toda individualidad; a todo entender pensante; aún, a vuestras microscópicas células de vuestra propia carne; porque nadie es desheredado; ni el invisible microbio de vuestro mundo; esta revelación única para la humanidad, es el mismo divino juicio; porque hasta vuestros propios poros y células son juzjados; como es juzjado vuestro espíritu; el juicio final está en vosotros mismos; porque de vuestras propias intenciones sale; de vuestros sentimientos que son ideas vivientes; que sobreviven a todo lo demás; pues pueden acabarse los mundos relativos y las ideas emanadas por vuestra mente, dará lugar a nuevos mundos; el principio del Padre está en vosotros; según vuestras obras; si vuestras obras han sido malas e inmorales, vosotros sóis el principio de vuestros infiernos; pues en la idea mala e inmoral está el gérmen de un futuro planeta de maldad; toda filosofía pensante sea buena ó mala, es expansiva; se multiplica de mundo en mundo; y jamás perece; toda idea buena y moralista dá lugar a futuros paraísos; pues lo Bueno engendra lo Bueno; por lo tanto en vosotros está la luz y las tinieblas; el Bién y el mal; la felicidad y la infelicidad; sólo se os exigió la divina moral de mis divinos Mandamientos; a todos por igual; a cada uno en sus respectivas individualidades y pruebas; sea cual fuere ó fué vuestra vida, vosotros prometísteis cumplir la moral de dios por sobre todas las cosas; eso se llama preferir a dios vuestro Creador, por sobre todas las cosas; no es la adoración perpetua y material; como muchos creen; poner en práctica durante la vida, la moral del Padre es el mayor puntaje ganado por la criatura; porque lo que es de dios es infinito; la adoración material es sólo reconocimiento; no contiene mayor mérito; su puntaje es microscópico; porque todo se pesa en el cielo por el grado de dificultad que se venció en la vida; el adorarme es propio de la criatura; pues se nace alabando al Padre; está innato en el espíritu; y por lo mismo; porque poco avanza la criatura en su perfección, es que nunca me a agradado la adoración material en los lejanos planetas; me agrada todo esfuerzo salido de mis hijos; una vida de honrado trabajo es el mayor monumento que la criatura puede levantar a su Creador; el templo del trabajo jamás se vuelve polvo; los demás templos y entre ellos los de la adoración material, se vuelven polvo; no son de la eternidad; son de orígen humano; son de una errónea interpretación de mis sagradas escrituras; ellas enseñan que mis humildes son los primeros; de ellos sale el nuevo mundo; la adoración material nada tiene de humilde; pues nunca dejó que mis humildes guiaran la espíritualidad en este mundo; al contrario; los creadores de la adoración material se tomaron una liBertad que no merecían; lanzaron la primera piedra filosófica para dar a conocer al mundo, mis sagradas escrituras; más, lo hicieron desde el principio, violando la ley; mis humildes no fueron llamados para constituírse en el premio viviente que les correspondía; los humildes son los primeros; tanto arriba como abajo.-

DIVINA BANDERA DEL MILENIO DE PAZ; SUS COLORES Y SÍMBOLOS SON DE LA TRINIDAD SOLAR; ESTE DIVINO SÍMBOLO DURARÁ HASTA EL FÍN DEL PLANETA TIERRA; LA CAÍDA DEL MATERIALISMO A LLEGADO.-

Sí Hijito; este dibujo celeste representa como será la Bandera del futuro; la divina parábola que dice: La Tierra pasará, más mis palabras no pasarán, significa que el materialismo con sus banderas y sus filosofías, caerá; y de las palabras del divino Padre, nace nueva doctrina para el mundo; palabras vivientes de dios producen doctrinas vivientes de dios; para criaturas vivientes; salidas de un mismo dios; el materialismo dividió a mi rebaño terrestre; le dió muchos símbolos y emblemas; y los corrompió; con la doctrina del Cordero de dios, ocurre lo opuesto: unificará al mundo; como jamás fué unificado; y no empleará fuerza alguna; porque fué mandado para esta morada planetaria, ser humilde por sobre todas las cosas; por sobre todos los intereses; por sobre todo cálculo mundano; la Tierra pasará en sus costumbres inmorales; es un mundo violador de mi ley, el que se vá; es el mundo de la ciencia alfa ó principio; y llega un nuevo mundo; con la ciencia omega ó fin; la Tierra pasa con todas las filosofías que en ella se crearon; las filosofías de los llamados adultos pasa; porque sus espíritus fueron probados por voluntad propia; todo acto que llevásteis a efecto en la vida, lo pedísteis en el Reino de los Cielos y se os concedió; todo vuestro pensar; segundo por segundo; desde el primer al último suspiro; todo, absolutamente todo lo pedísteis; lo que no pedísteis, fué violar mis divinas leyes; lo prometísteis en presencia de vuestras 318 virtudes; que pidieron divinas alianzas con vuestro espíritu; para aprender de vosotros; porque todo es viviente en el universo del divino Padre Jehova; todo vuestro pensar contiene 318 pensares; que con vuestro espíritu, hacen un sólo conocimiento; así como vuestra trinidad; tres personas distintas y un sólo dios nomás; el divino símbolo o Bandera del futuro mundo, contiene los mismos elementos del universo; el color celeste simboliza el espacio; el infinito; hacia donde la criatura humana, desea ir; el color amarillo simboliza la espíritualidad; porque todo espíritu humano tiene color amarillo-pálido; con infinitos matices y colores; y brilla como un microscópico rubí; es un sol en miniatura; la corona de laureles representa la Trinidad Solar; el conocimiento emanado de infinitos soles; representa poder y sabíduría en el Cordero de dios; este divino símbolo fué representado en el pasado en forma de lenguas de fuego; sobre los apóstoles; cuando recibieron conocimiento y sabiduría solar; el círculo omega, es el símbolo de la divina Madre Solar Omega; y representa el gobierno de las mujeres, sobre el mundo; para vuestro Creador todos son iguales; todos fueron creados con los mismos derechos; la diferencia, la creásteis vosotros; de vosotros salió la división del rebaño; mis divinas escrituras a nadie dividen; las llamadas clases sociales, fueron creadas por vosotros; el monopolio de cuanto exsiste, fué creado por vosotros; la división de mi rebaño entre ricos y pobres, salió de vosotros; por estas violaciones ¿esperáis que os premie? escrito fué que el que la hace, la paga; ojo por ojo y diente por diente; así lo pedísteis en el Reino de los Cielos, y se os concedió; la más microscópica injusticia provocada por cada espíritu, es suficiente para que esos espíritus no entren al Reino de los Cielos; así lo pedísteis y se os concedió; la divina ley conocida por sagrada escritura, os fué dada porque así lo pedísteis; más, veo que casi todos no me habéis estudiado en la vida; avisados fuísteis: El que busca encuentra; si vosotros nunca buscásteis en la vida, ¿que podéis encontrar? ¿qué mérito podéis poseer ante vuestro Creador? ciertamente os digo: Todo aquél que me a despreciado por comodidad espíritual, así también será despreciado en el mundo celeste; todo se sabe; tanto arriba como abajo; y todo despreciado, es premiado en el Reino de los Cielos; empezando por mi humilde hijo; que fué despreciado y hasta lo trataron de loco; por aquéllos que pidieron en el Reino de los Cielos, ser los primeros en reconocer la divina verdad; el mundo los conocerá; sólo dos humildes hijos fueron fieles, a su propia promesa; escrito fué: Muchos los llamados y pocos los escogidos; esta divina ley se cumple tanto arriba como abajo; en el Reino de los Cielos, el divino Padre llama a infinitos espíritus, que deseen nacer de nuevo, en lejanos planetas; llamados a probar infinitas clases de vida; de todas las filosofías imaginables; todos desean ir a los paraísos; más no todos pueden ir; pues necesitan más conocimiento; tienen que empezar siendo microscópicos; microbios; pastito; larva; monito; como lo es el género humano; escrito fué que hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; esta divina parábola es por igual tanto para la materia, como para el espíritu; vuestro planeta también fué microscópico; fué una diminuta chispita salida del sol Alfa; y germinada por el sol Omega; la Tierra pasó por infinitos tamaños; fué, si se quiere del porte de la cabeza de un alfíler; fué pelotita de pin-pon; pelotita de fútbol; de playa etc. etc.; hasta llegar hasta la actual Bola de Tierra; ¿comprendéis ahora, hijos terrenales, por qué ningún mortal puede calcular la edad de su propio mundo? vuestro planeta tiene tantos siglos, como moléculas posee; ninguna criatura humana, presenció el nacimiento de la Tierra; habían otras criaturas; escrito fué, que de todo hay en el rebaño del Señor; han exsistido tantas razas, que nunca podréis calcularlas; la razón de ello es que mi universo es viviente; donde vosotros creéis que nada exsiste, exsisten criaturas en mayor número, que las que vosotros véis en vuestra morada; vuestros sentidos no pueden penetrar la materia; porque hasta ellos son probados en sus filosofías; más, microscópicas criaturas os penetran y os ven; están acostumbrados a hacerlo; lo vienen haciendo, desde eternidades antes, que surgiera vuestro microscópico planeta; estas criaturas son los divinos querubínes; que controlan los elementos del universo; todo movimiento en la materia, es producido por ellos; la materia y los querubínes se entienden; porque ambos son una misma cosa; manifestadas en diferentes libre albedrío; el alternar entre ambos, da lugar a la vida; los divinos querubínes son mencionados en mis escrituras; más, no se explica su ley; llegó el momento de hacerlo; porque todo tiene su tiempo; hasta el tiempo tiene su tiempo; los querubínes son criaturas solares como lo sóis vosotros; querubínes y espíritus se confunden en una armonía viviente; el querubín es más antiguo que los espíritus del universo; ellos también fueron espíritus; el querubín es el alfa y la omega de toda creación material; los querubínes son de infinitas especialidades; tal como vosotros sóis infinitos en el trabajo; lo de arriba es igual a lo de abajo; vosotros os especializáis; los querubínes igual; los querubínes son de jerarquía solar; poseen una clasificación como mundos hay; son infinitos como el universo mismo; la escencia de ellos es el magnetismo espíritual; el que mueve al magnetismo material; y a cualquiera forma de energía; conocida y desconocida; las naves plateadas que vosotros llamáis platillos voladores, también lo poseen; exsiste en estas naves, un amoroso entendimiento entre espíritu y materia; la materia es gobernada por acuerdo mental; estas naves viajan a velocidades superiores a vuestro pensamiento; tienen poderes infinitos; se achican, se agrandan, se hacen invisibles, se transforman en elementos; su fuerza es el rayo; su energía es el cosmo mismo; forman un todo con el universo; entran y salen por las dimensiones del espacio; lo que la ciencia terrestre jamás logrará; para lograrlo tenéis que nacer de nuevo en otros mundos; porque todo cuesta; a éstas criaturas de perfección prodigiosa les costó; ellos también cumplieron con el divino mandato: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente; ellos también pasaron por la imperfección; que vosotros recién estáis pasando; lo de arriba es igual a lo de abajo; ellos también fueron monitos de carne como vosotros; en mundos que ya no están en el espacio; tal como le sucederá a vuestro mundo; pues todo es relativo; sólo el conocimiento es infinito; probando exsistencias relativas por toda la eternidad; y todas ellas con un juicio final; porque todo tiene su tiempo; y todo tiene su fín; a vosotros os tocó el vuestro; porque así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; vuestro juicio es moral; necesario para la resurrección física de vuestra carne; los premios se conceden con conocimiento de causa; así es en vuestro mundo; y así es también en el Reino de los Cielos; lo de arriba es igual a lo de abajo; quién violó mi divina ley, no puede recibir premio; no puede ser resucitado el año 2001; libre albedrío tuvísteis; y sólo vosotros escogísteis vuestra situación ante el Padre; el divino orígen os producirá llorar y crujir de dientes; porque recién comprenderéis lo que es el verdadero amor; el amor solar que produjo vuestro nacimiento; si no hubiese exsistido el amor en el Reino de los Cielos, vosotros tampoco exsistiríais; vuestro amor terrenal, es amor interesado; un amor influenciado por la corrupción; por la ilusión de la vida; pedísteis vivir en libre albedrío para cumplir con mis divinas escrituras; y habéis caído en el libertinaje; tenéis dos libertinajes; uno espíritual y otro moral; el libertinaje espíritual consiste en no cumplir con lo que prometísteis en el Reino de los Cielos; ser humildes y no escandaloso; en vuestro mundo un ejemplar padre, quiere lo mejor para sus hijos; ¿cómo no lo vá a querer el Creador de vuestros padres? el libertinaje moral es la violación a vuestras propias leyes humanas; que también prometísteis cumplir; las leyes humanas son producto de vuestra inteligencia; y todo lo vuestro pasará; más el divino Padre, toma la intención espíritual de vuestras actitudes frente a esta ley; toda intención es pesada y juzjada en el Reino de los Cielos; segundo tras segundo en vuestro tiempo de vida; todas vuestras intenciones que son ideas, se materializan en el Reino de los Cielos; adquieren vida; ellas os esperán vuestro regreso; pues vosotros las creásteis; sóis microscópicos padres solares de ellas; porque tenéis la herencia del Padre; y como se os enseñó que todo humilde es primero en el Reino de los Cielos, es a ellos a quien escucha primero el divino Padre; y toda queja de violación de vuestros mandatos, es escuchada por vosotros mismos; materia y espíritu son una misma cosa; que pidieron vivir en diferente forma, en un lejano planeta; antes de venir a la vida, hicieron divinas alianzas; estas divinas alianzas fueron conocidas en el pasado; se simbolizaban por el arca de las alianzas; representadas por un rectángulo de oro; porque así lo pidieron esos espíritus de tan remota época terrestre; todo lo que se pide en el Reino de los Cielos, se concede; esta ley es para todo ser humano; desde el principio hasta el fín; incluyendo a vuestros padres terrenales Adán y Eva; toda la naturaleza igual; hasta los hijos primeros en el Reino; que vosotros llamáis animales; la palabra animal es de vuestro mundo; vosotros la creásteis; no el Padre; en mi creación todos son mis hijos; a nadie rebajo; todos tienen los mismos derechos; a todos los creo con amor; y a todos les doy mi divina herencia; todos son complacidos en sus libres albedríos; todo hijo que vosotros llamáis animales, es primero; está por sobre vosotros en la preferencia del divino Padre; porque son más humildes; ¿sabéis acaso vuestro pasado? ciertamente que no; puesto que tenéis olvido de ello; porque pedísteis una vida de prueba; que incluía el olvido de vuestro pasado; ¿no se os enseñó en la vida que todo espíritu es probado? si no sabéis vuestro pasado, menos sabéis el pasado de los otros; se os enseñó que todo humilde es primero; ¿y quién más humilde que aquéllos, que despreciativamente llamáis animales? ellos al igual que vosotros son espíritus; poseen libre albedrío como lo poseéis vosotros; y en virtud de sus libres albedríos, pidieron también probar filosofía viviente; así como vosotros pedísteis ser monitos de carne, así ellos pidieron ser vaquita, gato, ratón, león, ranita perro etc. etc.; y a todos complació vuestro eterno Padre; ¿creéis acaso que es imposible para el Creador de vuestras vidas? ¿os creéis únicos? ciertamente os digo: ¡pobres de aquéllos que injustamente castigaron a uno de mis humildes! ¡y pobres de aquéllos que mataron! ¿no se os enseñó no matar? este divino mandato es mandato para todos; soy infinitamente justo; tan justo que desaparece ante Mí, la palabra privilegio; el privilegio es propio de los ambiciosos; vuestro mundo los a soportado por siglos y siglos; más, escrito fué que todo árbol que no plantó el divino Padre Jehova, de raíz sería arrancado; esta divina parábola se refiere a los árboles filosóficos; a las doctrinas inventadas por los hombres; y sobre todo aquéllas que en su creación, no tomaron en cuenta, mis divinos Mandamientos; entre esos árboles, está el materialismo de vuestro mundo; hicieron grandes cosas; lo reconozco; cosas maravillosas porque así lo permití; más, nada quedará del materialismo; por no tomar en cuenta mis divinas escrituras; se les enseñó que por sobre todas las cosas terrenales, estaba el Creador; aún por sobre sí mismo; hicieron lo contrario; sin pesar las consecuencias, inventaron lo que llamáis dinero; el que tiene dividido a mi rebaño en ricos y pobres; en el Reino de los Cielos, no se nace ni rico ni pobre; todos nacen con los mismos derechos; nadie es menos; más aún: nadie nació ambicioso; todos nacieron inocentes; todos nacen puros; vuestras imperfecciones son pedidas por vosotros mismos; para vivir la experiencia; para conocerla; el sufrimiento es parte del conocimiento; y no hay conocimiento, que no haya sido sufrimiento; todo lo que sentís como espíritu, lo pedísteis; y todo lo que os sucedió y os sucederá, está enlazado con otras exsistencias; ¿no se os enseñó que todo espíritu nace de nuevo a la vida? ¿que muchas moradas tiene el Padre? el cuerpo es morada relativa del espíritu; y vuestro planeta es morada de ambos; nadie puede dudarlo; porque todos lo sentís; nacer de nuevo es volver a aprender de nuevo; es volver a conocer leyes nuevas; materias nuevas; naturalezas nuevas; filosofías nuevas; tal como sucederá con el futuro mundo nuevo; un mundo que no tendrá la prueba de la vida; como la tenéis vosotros; un mundo donde reinará la inocencia; ¿no se os enseñó que de los niños nacerá cielo nuevo; y no hay mundo que no posea cielo; muchos os preguntaréis: ¿y qué será de nosotros? de vosotros no quedará nada; sólo el polvo; ¿no se os enseñó que al polvo volveríais; vuestros cuerpos son el polvo; y vuestro espíritu parte a otros mundos Tierras; a completar lo que aquí no cumplísteis; lo que no se hace en una exsistencia, se hace en la otra; esta Revelación es para todo violador de mi divina ley; aunque la hayáis violado, en una microscópica parte; pertenecen estos espíritus, a la categoría de salvos; salvo es aquél que debe ir a otros mundos, a pagar deudas; es salvo porque se está rescatando de sí mismo; de sus propias violaciones; más, ningún salvo entra al Reino de los Cielos; sólo los Bienaventurados pueden entrar; y pueden pedir cualquier exsistencia en cualquier mundo del universo; el Bienaventurado pide y se le dá; el salvo espera destino; se somete; pues no tiene otra salida; los espíritus humanos, son salvos venidos de otros mundos; mundos de expiación; como lo es la Tierra; además es un mundo de pruebas relativas; en todo mundo se vive, lo que ya se vivió; nunca debéis olvidar, que todo espíritu nace de nuevo; y muchas veces renace en un mismo mundo; es una reencarnación que vuelve sobre sus pasos; reencarnación ó nacimiento reconocido; que muchas veces pide el espíritu, reconocer lugares que conoció en otras exsistencias; de la palabra reencarnación, surge nacer y formar en carne una nación; por lo tanto reencarnar ó nacer es lo mismo; una ley se puede expresar de muchas maneras; y siempre es la misma ley; los llamados cristianos que fueron y aún son egoístas, tendrán que reconocer esta verdad universal; esta ley está en la misma Biblia; negaban una verdad, con ignorancia voluntaria; si estaba en sus biblias ¿por qué no lo sabían? os lo dire: porque los tales son falsos profetas de mi palabra; que nunca se tomaron el trabajo de estudiarme; sabiendo muchos de estos falsos, que el que busca encuentra; es falso profeta, todo aquél que diciendo ante el mundo pertenecer a tal ó cual doctrina y no saber nada de ella; así son millones y millones de cristianos; son cristianos de boca; no de mente ni de corazón; a los tales les digo: como toda falsedad debe pagarse, vuestro castigo falsos profetas, consiste en sumar todos los segundos en que habéis vivido en falsedad; desde los doce años para adelante; desde el mismo instante en que sentíais en vuestros espíritus, el discernimiento entre el bién y el mal; esta divina ley es igual para toda violación; siempre debéis contar los segundos desde el mismo instante en que empieza la violación de ley; hasta el mismo instante en que sentís el arrepentimiento; si no sentís arrepentimiento, sigue la sucesión de segundos en culpabilidad; cada segundo transcurrido, corresponde a un mundo menos en vuestra añadidura; y si el segundo transcurrido es de moralidad, es un mundo ganado en vuestra añadidura; la divina añadidura es el premio que vuestro Padre eterno os dá; porque no todo es castigo; de todo hay en el rebaño del Señor; muchos tienen premios pendientes de otras exsistencias; como otros tienen castigos ó deudas pendientes; castigo ó premio, siempre se cumple la voluntad del Padre; que quiere lo mejor para sus hijos; y está en todas partes; atendiendo a todos; mundos, soles, y criaturas; en un grado tal, como vuestra mente pueda imaginar; en el macro y en el microcosmo; el divino Padre es el trabajo viviente; pues de él salió el universo expansivo pensante y viviente; en cada planeta se le conoce; sus divinos nombres son infinitos; porque los mundos también lo son; y en todo instante y en todo pensar; el infinito vá en eterno aumento; mientras más se vive, más se extiende el universo; porque vuestras ideas que creáis a diario, son gérmenes de futuros planetas; y los hijos que vosotros llamáis animales, también piensan; y también producen ideas; de las cuales nacen futuros mundos; que llevarán el sello de su propia filosofía viviente; lo que le sucede a la idea en el espacio, es algo que fascinará al mundo; recién comprenderéis el orígen del universo; y será en un grado tal, que cambiará vuestro propio pensar; porque nadie querrá perder su alma; nadie querrá generar malas ideas; porque de ellas nacen filosofías demoníacas; de ellas surgen los futuros infiernos; todos querrán producir ideas buenas; ideas sanas; de la más sublime moral; porque de ellas nacen los futuros paraísos; esta fascinante verdad estaba entre vosotros; escrito fué: Hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos; ¿y qué más chiquitito al grado de invisible y humilde que vuestras ideas? son tan microscópicas que sólo se dejan sentir y no se ven; ¿y que más grande que un planeta? esta divina parábola es por igual tanto para la materia, como para el espíritu; pues los divinos mandatos del Creador, llevan el sello de la igualdad; en un grado desconocido para vosotros; esta igualdad está representada en los diez Mandamientos; ¿de dónde habéis sacado la palabra privado? nada hay privado en la naturaleza; ni los derechos de los humildes a quienes explotáis, se transan; jamás debísteis haberlo hecho; porque con ello os condenáis; se os cierran los cielos; tenéis que nacer de nuevo, pasando de nuevo por planetas Tierras; por mundos de carne; pagando hasta el último dolor moral provocado en cada espíritu; y hasta el más microscópico daño provocado en los cuerpos de carne; molécula por molécula; célula por célula; ojo por ojo; diente por diente; el que la hace la paga; así lo pedísteis en el Reino de los Cielos; y así se os concedió; todo lo que estáis pasando, lo pedísteis; segundo por segundo; instante por instante; en toda unidad de tiempo de vuestro pensamiento; hasta vuestros suspiros y su ritmo conque respiráis, lo pedísteis en el Reino de los Cielos; vuestro cuerpo y vuestro espíritu, forman un todo sobre el todo; es un microscópico universo; que maduró en el vientre de vuestra madre; así también nació vuestro planeta Tierra; siendo una microscópica chispita, salió del divino cuerpo solar de vuestra madre solar Omega; vosotros tenéis madre; la Tierra vuestra morada, también la tiene; nadie es desheredado; lo de arriba es igual a lo de abajo; los soles son también hijos del Padre; toda lumbrera lo es; como vosotros sóis microscópicas lumbreras mentales; sóis soles pensantes en miniatura; y váis para soles gigantescos; nadie es desheredado; ni arriba ni abajo; en el macrocosmo y en el microcosmo; vosotros maduráis como madura cualquier fruto; vuestro espíritu se satura de todo conocimiento aprendido; se transforma en cada exsistencia; esta transformación dá lugar a una nueva individualidad en cada exsistencia; sóis variables y relativos en grado infinito y eterno; vuestra relatividad está sujeta a vuestras intenciones; en todos los instantes del tiempo; en todo instante participan 318 virtudes vivientes; que os acompañan desde vuestro nacimiento; a cada nacimiento y en cada mundo este número de virtudes vá variando; es relativo en grado infinito; en la unidad de tiempo de esos mundos; la relatividad está en el espíritu y en la materia; porque nadie es desheredado; esto es arriba y abajo; en los colosales soles y en los microscópicos planetas; en el macrocosmo y en el microcosmo; la relatividad es de un sólo presente; una sola dimensión; y de ella surge la relatividad siguiente; con nueva dimensión y nuevo presente; todo tiempo y su individualidad son relativos; y cambiantes en eterna transformación; lo que observáis en una exsistencia, se continúa observando en la otra; porque una es producto de la otra; la influencia se transmite; vá de padre a hijo; de la primera exsistencia a la que sigue; dentro de su trinidad; en los mundos de la carne y dentro de su presente en la dimensión, las influencias duran hasta la tercera generación; esta ley tiene un significado muy grande para vuestra justicia; los padres que procrearon son responsables en una tercera parte de todo vicio nacido en sus hijos; y deben pagar por ello; porque son causantes de la desdicha de un espíritu; el espíritu también es culpable; más, pidió pasar por esa prueba; pidió unirse a padres imperfectos; y se le concedió; vuestra humanidad está llena de estos pedidos; son pedidos que vienen sucediéndose desde eternidades atrás; antes que naciérais al mundo; y se remonta a los mismos soles; toda imperfección traspasa límites relativos de evolución; es decir que llegáis a ser grandes en el universo, y de vuestras pasadas imperfecciones surge la perfección; una perfección que también es relativa; pues de ella surge otra; y otra; y así, hasta donde vuestra mente pueda imaginar; todo el universo material es relativo; sólo el Reino de los Cielos, es eterno y contínuo; de allí se sale a probar y conocer nuevas vidas en los planetas; cada salida que hace un espíritu, es un chispazo; un suspiro mirado desde el Reino de los Cielos; una vida humana resulta pesada como una carga; porque así lo pedísteis antes de elegir la vida; Bién sabíais en el Reino de los Cielos, que mientras más dificultad encuentra un destino en los planetas, más grande es su gloria en el Reino de los Cielos; porque su mérito es mayor; allí sólo cuenta el esfuerzo espíritual; la lucha contra la materia y contra sus opuestos, acerca al espíritu a la gloria; en todos los mundos imperfectos, hay tentaciones; tentaciones que le salen al paso al espíritu; porque todo espíritu es probado; esas tentaciones que os salen al paso, las pedísteis; y prometísteis vencerlas; si no sucedió así, sucumbísteis; que además, os puso vuestro Padre Creador, en vuestro camino, las sagradas escrituras; porque así también lo solicitásteis; y se os concedió; toda escritura en las moradas planetarias, es como un recuerdo de lo que se prometió en el Reino de los Cielos; nada está fuera de la ley; no exsiste imperfección alguna en la experiencia vivida; todo lo que estáis pasando en la vida, lo prometísteis; en cualesquiera circunstancia que os tocó vivir; se viene a la vida, por mandato celestial; por acuerdo amoroso; por divina alianza entre materia y espíritu; de como se efectuó vuestra vida, es algo que todos conoceréis; porque vuestro Creador es la luz; como os fué enseñado; la forma como fuísteis creados, es algo que os hará llorar; porque desconocéis el sublime amor; el puro; sólo conocéis en vuestro planeta, un amor interesado; un amor propio de vuestras categorías espírituales; el amor humano, es amor cargado de desconfianza; porque no sóis ángeles; los ángeles no son de carne; no se pudren; no mueren; son eternos; crean mundos de pureza; crean paraísos; leen toda mente; levitan; vuelan a velocidades superiores a la luz; vencen a toda pasión; el demonio no puede contra ellos; satanás pierde el tiempo; vuestra vida humana, pudo ser más elevada; más moralista y más justa; si no hubiesen venido al mundo, los espíritus-demonios; cuyas categorías son conocidas como ambiciosos; avarientos; ladrones; fornicadores; ricos; explotadores; mafiosos; engañadores; vanidosos; falsos; en otras palabras la gran Bestia materialista; de cuyo edificio no quedará piedra sobre piedra; esta bestia ya fué nombrada en mis escrituras; escrito está que todo árbol que no planto el divino Padre, de raíz será arrancado; la filosofía de explotación del materialismo, es uno de esos árboles; que tiene que responder ante el Creador, de toda inmoralidad que surgió en el mundo; la más microscópica violación a la moral viviente en cada uno, es una inmoralidad; es tan rigurosa esta divina ley, que sólo tres terrenales son los Bienaventurados; toda la humanidad restante, es salva; más, no entra al Reino de los Cielos; los Bienaventurados además de estos tres hijos, son todas las criaturas que vosotros llamábais animales; encabezados por el cordero; que pidió tal filosofía, con el fín de representar en la Tierra, a la inocencia del Reino de los Cielos; ¿y qué habéis hecho hijos terrenales con los corderitos? os los habéis matado y comido; ¿por qué no os dísteis cuenta mundo ciego? ¿no sabíais que el nombre del divino cordero está desde muchos siglos en las escrituras? ciertamente os digo demonios carniceros, que habéis violado uno de mis mandamientos; no matar; esto vá para todo derramamiento de sangre; sangre inocente de mis inocentes hijos; ¿os creéis aún hombres prehistóricos? esos espíritus se comían unos a otros; más, estaban en su ley; eran poco evolucionados; ellos pidieron en sus inocencias, probar vida primitiva; y se les concedió; vosotros espíritus humanos, prometísteis no matar; ni comeros entre vosotros; vosotros hacéis diferencia entre vosotros mismos y mis hijos Bienaventurados; vosotros los desprecíais; sin saber sus respectivos orígenes; ¿que entendéis por los humildes son los primeros? ¿no os dai cuenta que estos hijos pidieron probar la vida, sin expresar el sentimiento? ¿no os dai cuenta que pidieron sufrir injusticias en silencio? ¡ciegos del amor y del espíritu! todos estos hijos que pidieron convivir con vosotros, os esperan en el Reino; ¡que escenas se producen cuando se encuentran el amo terrenal, con el hijo celestial; ciertamente que vosotros, también salísteis del Reino de los Cielos; más, desde el instante en que sóis violadores, os dividís; pasáis a ser de las tinieblas; tinieblas son la imperfección y la duda; vuestro mundo Tierra ya es uno de ellos; sólo el juicio final traerá la luz; todo mundo depende de su trinidad; porque nadie es desheredado; hasta los paraísos tienen sus divinas leyes; vuestra ley humana se amoldó a las leyes de la gran Bestia; del llamado materialismo; y os condenó; porque el materialismo, no consultó a mis escrituras, antes de crear sus leyes; creó olvido hacia el Padre, en todas las generaciones; y si no interviniera el Cordero de dios, estad seguros que todos terminaríais en esclavos; así sucedió en el pasado; la maldita era faraónica, creó la primera esclavitud en el mundo; y la estaba extendiendo; tuvo que intervenir el Cordero de dios; reencarnado en el Hijo Moisés; Moisés fué mi Hijo Primogénito; fué el Padre Solar Cristo, sublime revelación de amor y sencillez de la trinidad universal; escrito está que la trinidad está en todos y en todas partes; por lo tanto, no os extrañéis; es una ley universal; vosotros cuando lleguéis arriba, al macrocosmo, también seréis trinidad solar; porque la herencia del Padre está en todos; tanto arriba como abajo; ¿no se os enseñó que todo espíritu nace de nuevo? las trinidades también nacen de nuevo; y estaré entre vosotros, hasta la consumación de los siglos; os dijo mi divino Hijo Primogénito; porque precisamente a venido naciendo como vosotros lo hacéis; el nace y muere; vá y viene; y vosotros nunca os dísteis cuenta de ello; porque nunca buscásteis; nunca investigásteis la divina verdad por sobre todas las cosas; al contrario; dedicásteis vuestra vida a las ilusiones mundanas; os entretenísteis dejando correr preciosos segundos; que si los hubiéseis dedicado al estudio del Padre, estaríais entre los Bienaventurados; ¿qué entendéis por adorarás a tu dios y Creador por sobre todas las cosas? ciertamente eso no significa olvido al Padre; significa que debísteis estudiarme por sobre todo estudio; no exijo adoración material; exijo de mis hijos esfuerzo espíritual; comprensión para con el hermano; trabajo y esfuerzo por los demás; el único monumento eterno que se recuerda en el Reino de los Cielos, es el trabajo; es el único templo que no se reduce a polvo; todos los demás sí que se reducen al polvo del olvido; cuando vuestro divino Padre dijo: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente, lo dijo para la materia y el espíritu; quiso deciros: Trabajar para que seáis grandes en moralidad en el Reino de los Cielos; porque no sólo de pan vive el hombre; el pan material es efímero; y muere con la materia; el pan espíritual es lo eterno; es lo aprendido por el espíritu; es el conocimiento ganado por el esfuerzo; es la sal ganada con sudor de frente; toda dificultad vencida es un triunfo para el espíritu; toda comodidad gozada en la Tierra, nada vale en el cielo; porque toda comodidad terrenal, la pedísteis y se os concedió; la disfrutásteis en la Tierra; en lo mundano; en lo pasajero; en la dimensión mortal; es por eso que fué escrito: Y ellos ya obtuvieron sus recompensas; es vuestra comodidad; una comodidad que os condujo a la ilusión; una ilusión que os pesará como cadenas en el llorar y crujir de dientes; se os advirtió en el Reino de los Cielos, que la excesiva comodidad, pierde al espíritu; pues lo aleja del divino mandato; lo pone vanidoso; lo acerca al hastío de la vida; lo entretiene y nada gana en puntaje espíritual; no hace avanzar sus 318 virtudes; se detiene ó avanza poco; se estanca su propia expansión viviente; su proxima exsistencia acusa este retardo; pues debe ir a un mundo igual o parecido por el que pasó; volver a un mundo injusto; volver a unirse a una carne; repetir lo que ya había repetido; volver sobre sus pasos; repetir la lección de una vida; en otras palabras, un atraso como pocos hay; pues se trata de la totalidad de una exsistencia; todos los espíritus ven en el espacio, los mundos de la dicha y de la felicidad; y se lamentan no haber sido humildes y trabajadores; maldicen con todas las fuerzas, las costumbres vividas; maldicen a sus padres que en gran medida, les inculcaron tales costumbres; y maldicen toda comodidad vivida; que nada vale en el Reino de los Cielos; maldicen el dinero que les proporcionaron placeres; que no se toman en cuenta, para la gloria eterna; maldicen un lejano planeta llamado Tierra; maldicen haber nacido; porque más les valdría, no haber pedido conocer la vida humana; se arrepienten haber probado tal filosofía; este odio, sigue al espíritu por muchas exsistencias; deja en él, profundas huellas; y de esta causa surgen los espíritus odiosos; cuando van a otros mundos; cuando nacen de nuevo; cuando vuelven a pedir prueba de vida; toda individualidad, se vé afectada cuando es libre; cuando no está dentro de su morada de carne; porque sus sentimientos ven más allá de lo que veía cuando estaba encerrado en una envoltura relativa; sacada del mismo universo; nacida desde lo invisible hacia lo visible; porque se enseñó para el universo viviente, que primero hay que ser chiquitito y humilde, para ser grande en el Reino de los Cielos.-

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17