ENTONCES EL DIABLO LE LLEVÓ A LA SANTA CIUDAD, Y LE PUSO SOBRE EL PINÁCULO DEL TEMPLO; Y LE DIJO: SI ERES HIJO DE DIOS; ÉCHATE ABAJO; PORQUE ESCRITO ESTA: A SUS ANGELES MANDARA CERCA DE TI Y EN SUS MANOS TE SOSTENDRÁN.-

Puede que también te guste...